Edificios sin emisiones 

27 de junio de 2021

La sostenibilidad y el objetivo 0 emisiones forman un matrimonio  indivisible en los nuevos proyectos arquitectónicos  Sobre esa base Tectum y la promotora LOCARE, ha sido adjudicataria de una promoción innovadora en el Barrio de Barajas, municipio al noroeste de la ciudad que con el tiempo se ha ido aislando de la ciudad. 

Compartir en:

Esta nueva promoción diseñada por Agvar, además de ser un elemento integrador con la comunidad, es la apuesta más sostenible que la promotora ha puesto en marcha hasta el momento. En él promoverá 73 viviendas que se suman a las más de 1300 en desarrollo destinadas al alquiler asequible que ya tienen en distintos municipios de la Comunidad de Madrid. 
Bajo el nombre de Petit Village y diseñado por Agvar, arquitectos especialistas en ecodiseño y regeneración urbana, el proyecto se ha alzado como uno de los ganadores del certamen Reinventing Cities de la red de Ciudades C40. La red de ciudades C40 lucha contra el cambio climático en la que Madrid participa junto a Ciudad del Cabo, Chicago, Dubai, Milán, Montreal Reykjiavik, Roma y Singapur. El certamen destaca la propuesta de humanizar el entorno y crear un nuevo hito de arquitectura eficiente y sostenible en un punto estratégico de Madrid.
Esta nueva promoción situada en el Barrio del estará destinada a alquiler asequible y acogerá 73 viviendas de tipo Vivienda Pública Protegida con pisos de 1 y 2 dormitorios de entre 42m2 y 60m2, además de 25 apartamentos rotacionales.  
Petit Village estará dotada de espacios de cohousing, coliving y zonas comunes como plazas de garaje, trasteros, guardabicicletas, vestuarios y sala de yoga entre otros. En ella, los futuros inquilinos podrán disfrutar de sus zonas comunes, pensados como un espacio intergeneracional con fórmulas de cohousing y coliving, lo que supone un nuevo fenómeno residencial muy atractivo.

Petit Village evidencia una postura clara y firme por lo sostenible con un edificio huella casi nula en emisiones y consumo. Ahora más que nunca, cuando la mayoría de las emisiones de gases de efecto invernadero del mundo provienen de las ciudades, debemos aprovechar un modelo de desarrollo urbano con bajas emisiones de carbono que promueva un futuro próspero e inclusivo para todos los residentes de la ciudad.
A la vanguardia en su modelo de construcción, el edificio apuesta por un híbrido entre la edificación tradicional y la madera, incorporando soluciones singulares como energía renovable para autoconsumo (incluyendo paneles fotovoltaicos en fachada entre otros). El resultado es una comunidad de 73 viviendas de protección pública para el alquiler asequible y 25 apartamentos que reducen en más de un 75% la huella de CO2 asociado al edificio.

Agvar ha ideado Petit Village para ser un edificio resiliente, que se adapte a los cambios de las personas que lo habitan: espacios adaptables y viviendas flexibles.  Una revolución en el sector al ofertar Vivienda Publica Protegida en alquiler en la que es posible vivir a través de modelos de economía colaborativa; espacios inclusivos y abiertos a la participación. 
“Petit Village se integra en el barrio, proponiendo un nuevo anillo verde que conecta con el entorno de forma natural, para crear un ecosistema atractivo al encuentro. Se trata de un proyecto disruptor con actividad magnética y tractor del cambio de modelos: co-living y co-housing. Con espacios íntimos y comunitarios”, explica José Aguilar, socio director de Agvar Arquitectos.
Con un diseño marcado por los principios de economía circular, Petit Village es una promoción sostenible que se adapta a los futuros riesgos del cambio climático con una orientación adecuada, mayor aislamiento, cubierta reguladora de lluvias y vegetación. Se ha contemplado la monitorización de consumos; el control y gestión del agua con instalaciones y jardines eficientes. Una gestión de residuos separada que se ha implantado en las viviendas y monitorizada. 

Los creadores del proyecto tienen como objetivo humanizar el entorno y crear un nuevo hito de arquitectura eficiente y sostenible en un punto estratégico de Madrid. “Con esta promoción, proponemos una nueva forma de vivir, de disfrutar y habitar los inmuebles. Buscamos convertirlos en hogares, en viviendas ideadas con espacios comunes compartidos como sala de yoga, lavandería, terrazas o usos complementarios de coworking”, explica Horcajada.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda