Semana del 5 al 12 de septiembre de 2021.

El Mar Menor merece mejor suerte y cuidado

16 de septiembre de 2021

-La fauna del Mar Menor no está desapareciendo. Todo lo contrario: en los últimos años se han multiplicado las toneladas de capturas, para alegría de los pescadores que faenan en la laguna salada. Más de un millón de kilos de doradas, lubinas y langostinos en un año dan fe de que el Mar Menor está más vivo que nunca.

Compartir en:

Vaya esto por delante para desmontar el alarmismo fomentado por las organizaciones habituales, que se refieren a este asunto como si el Mar Menor fuera un lodazal ponzoñoso rebosante de veneno capitalista, donde la vida se extingue a pasos agigantados.
El Mar Menor está lleno de vida y lo va a seguir estando porque ni siquiera los políticos del PP y el PSOE actuando coordinadamente en su contra, como llevan haciendo durante décadas, van a ser capaces de vencer a la Naturaleza. Lo que sí está en mano de ambos partidos es montar un nuevo espectáculo vergonzoso, acusándose mutuamente de un problema medioambiental del que son igualmente responsables.
Llama la atención la burda estrategia de los populares murcianos, resumida en el mantra con el que tratan de eludir toda responsabilidad en cualquier crisis: la culpa es de Sánchez. Total, el PP lleva tan solo 26 años gobernando ininterrumpidamente la región de Murcia y no ha podido concretar aún su proyecto.
El Mar Menor recibe aportes excesivos de nutrientes a través de las ramblas que recogen el agua sobrante de la agricultura y toneladas de residuos urbanos procedentes de los ayuntamientos de la zona (también gobernados por PP y PSOE), que a estas alturas no cuentan aún con un control eficaz de sus redes de alcantarillado. Esas parecen ser las principales causas de episodios de mortandad de alevines como los que se han producido recientemente, pero ni a socialistas ni a populares les interesa afrontarlas desde su origen, porque eso supondría reconocer que son los culpables de las escabechinas periódicas que arroja el mar a la orilla.
En su lugar, ambos partidos ponen a los agricultores en el disparadero como únicos responsables de un problema que solo les atañe de manera tangencial, y además son los primeros en tratar de resolverlo. La estrategia es coherente en el caso de los socialistas, que tratan por todos los medios de acabar con el trasvase Tajo-Segura. En última instancia, si se prohíbe la agricultura en el Campo de Cartagena ya no hará falta traer más agua a esta tierra, que es lo que busca el PSOE en toda España (y también el PP, con la excepción de las agrupaciones de Murcia, Alicante y Almería).
Sin ideas, sin principios y paralizados por el pavor a salir del consenso progre que han abrazado con leyes y decretos a gusto de la izquierda, los populares tratan de capear el temporal (nunca mejor dicho) gritando por las esquinas que toda la culpa es de Sánchez. No será raro que cuando les pregunten respondan con un "ese Mar Menor del que usted me habla", como Rajoy cuando le mentaban a su tesorero. Pero la Naturaleza sigue su curso y la gota fría de este otoño puede causar un destrozo histórico en el Mar Menor, llevándose por delante una joya de la costa mediterránea y el futuro político del PP de Murcia. Un partido de ninis que saltaron de las juventudes al cargo público y, décadas después, ahí siguen, cobrando del presupuesto sin otro horizonte laboral.
Pablo Molina. Libertad Digital. 

-Los autoproclamados "activistas por el clima" afirman que el capitalismo es el culpable del cambio climático y la destrucción del medio ambiente. Cada vez que alguien les pide soluciones, prescriben más regulación y menos libre mercado. Pero la experiencia histórica arroja serias dudas sobre estas supuestas soluciones.
Ya en el año 1968, la Alemania comunista incluyó la protección del medio ambiente en su constitución, fijando dicha meta como un objetivo de Estado. Cuatro años después, en 1972, la RDA estableció su propio Ministerio de Medio Ambiente, algo que la Alemania federal, capitalista y democrática, no haría hasta quince años más tarde.
La propaganda de la RDA afirmaba constantemente que el capitalismo era el culpable de la destrucción del medio ambiente y defendía que solamente el socialismo, con su modelo de economía planificada y el consecuente dirigismo por parte del estado, podría garantizar un medio ambiente limpio y bien conservado.
Pero, ¿cómo eran las cosas en realidad? En 1990, la fundación federal creada en el país teutón para evaluar todo lo ocurrido en la RDA publicó un demoledor estudio en el que, haciendo balance sobre esta cuestión, se afirmaba lo siguiente:
"Los problemas ecológicos en la mitad Este del país son devastadores. La población de la antigua RDA lidia con problemas de contaminación ambiental casi en todas partes. Particularmente grave es la polución del aire causada por el dióxido de azufre y el dióxido de carbono, creado por la quema de lignito. El lignito es la mayor fuente de energía en la RDA, pero las centrales eléctricas están desactualizadas y no hay equipos de desulfuración. De hecho, la contaminación es tan severa que muchas personas en las regiones más afectadas (por ejemplo, en polos industriales como Dresde, Halle, Karl-Marx-Stadt o Leipzig) sufren de enfermedades respiratorias y eczema con niveles de prevalencia que están muy por encima de la media. La "niebla industrial" activa regularmente las alarmas de smog en ciudades y pueblos, dejando capas de polvo sobre los automóviles, los alféizares de las ventanas e incluso la ropa que los habitantes de estas ciudades dejan tendidas para secar al aire libre"
"Los cuerpos y masas de agua están muy contaminados. La industria química vierte aguas residuales no tratadas que contaminan acuíferos, dañando ríos y lagos. El chiste popular sostiene que "todo es gris en la RDA… salvo los ríos" y, lamentablemente, este chascarrillo no está exento de razón. El "Silver Lake" o "Lago de Plata", ubicado cerca de Bitterfeld / Wolfen, es representativo de los drásticos problemas de contaminación del agua que ha sufrido la mitad Este del país. Esta antigua cantera a cielo abierto sirvió como pozo de aguas residuales para las fábricas de las industrias comunistas, que vertían lodos y desechos. En 1990, la capa de lodos contaminados con metales pesados llegaba a tener hasta doce metros de espesor en algunos lugares. Sin embargo, no solo las aguas residuales industriales contribuyen a la contaminación del agua, sino también el uso excesivo de fertilizantes en la producción agrícola, también planificada. En general, buena parte de los ríos y lagos de la RDA estaban muy diezmados ecológicamente en 1990".
Según este informe, el suelo de muchas áreas de la antigua RDA resultó estar contaminado por una amplia variedad de sustancias, sea por causa de la agricultura intensiva, por la ganadería industrial o por el vertido incontrolado de vertidos tóxicos en vertederos silvestres.
Los mineros del uranio de Wismut trabajaban en condiciones extremadamente peligrosas para su salud que, como forma de compensación, se les ofrecían siete litros de aguardiente cada mes. Se trataba de ayudar a olvidar el infierno, la miseria y la contaminación de la Alemania comunista...
Sin embargo, a nadie de la zona se le permitió mencionar la palabra "uranio" e incluso los folletos oficiales del régimen silenciaban por completo los trabajos que se hacían con dicho material. El silencio se trasladó a las conversaciones privadas entre los vecinos de la zona y los empleados de la empresa minera estatal más grande de Europa: el uranio nunca se mencionó, siempre se silenció.
De hecho, los datos relativos al desempeño ambiental del país se convirtieron en "información clasificada" el 19 de marzo de 1974, tras una decisión ministerial del 19 de marzo de 1974 que otorgó a Günther Mittag, secretario del Comité Central del Estado para la Economía, autoridad sobre la distribución de los informes y evaluaciones ambientales anuales de la RDA. Desde 1982, solo tres personas recibían el informe anual de desempeño medioambiental: el propio Mittag, el presidente del Consejo de Estado Willi Stoph y el jefe de la Stasi, Erich Mielke. Para el resto, solo había silencio. De hecho, muchos ciudadanos solo conocieron la verdad sobre el catastrófico estado del medio ambiente después de la reunificación, por mucho que sufriesen problemas diarios a raíz de dicha debacle y, por tanto, pudiesen intuir que la cosa iba tremendamente mal.
Datos demoledores
He aquí algunos datos clave para evaluar el bagaje del comunismo alemán en materia medioambiental:
- El historiador Hubertus Knabe, experto en la historia de la RDA, afirma que el régimen fue "uno de los mayores asesinos climáticos del mundo". Así, "los mismos que se jactaban de haber abolido el capitalismo emitían en 1989 tres veces más CO2 por unidad de PIB producido que la Alemania occidental, democrática y asentada sobre el sistema económico de libre mercado".
- En cuanto a la contaminación del aire, los datos para 1988 muestran que las emisiones de dióxido de azufre por kilómetro cuadrado eran diez veces mayores en la RDA (48,1 toneladas/m2 frente a 4,6 toneladas/m2). Si nos fijamos en las partículas en suspensión, vemos que la carga media por metro cuadrado era de 20,3 toneladas en la RDA, diez veces más que en la mitad occidental, donde esta métrica era de 1,8 toneladas por metro cuadrado.
- En los hogares, casi dos tercios de los apartamentos de la RDA se calentaban con combustibles sólidos, como briquetas de lignito, en el momento en el que se produjo la reunificación.
- Casi la mitad de los principales ríos de la RDA estaban biológicamente muertos en 1989. De hecho, se prohibió beber agua del 70% de ellos, ante el deplorable estado en el que estaban dichos cauces fluviales.
- Casi la mitad de los residentes de la Alemania comunista no tenían un suministro de agua potable limpia de manera permanente. La elevadísima presencia de nitrógeno, fósforo, metales pesados y otros contaminantes en las aguas hacía imposible hidratarse con agua de grifo.
Knabe recalca que "al igual que muchos activistas climáticos de hoy, el liderazgo de la RDA sostenía que solo aboliendo el capitalismo se podrían resolver los problemas medioambientales, pues creían que era la codicia de las corporaciones lo que conducía a la despiadada destrucción de la naturaleza. Según esta lógica, el afán de lucro necesitaba ser reemplazado por la razón y la planificación del Estado, en beneficio de la sociedad en su conjunto. Solo sería posible preservar el medio ambiente si se suprimía también el libre mercado".
Sin embargo, como demuestran los hechos descritos anteriormente, las economías que operan bajo modelos planificación centralizada han sido responsables de las mayores catástrofes ambientales conocidas por el ser humano durante el último siglo. Por lo tanto, es aún más absurdo que los autoproclamados "activistas climáticos" de hoy en día estén tratando de persuadirnos de abolir el capitalismo y se empeñen en poner nuestra fe en una mayor regulación estatal de la economía, puesto que esto no solo no ayudará a resolver los problemas medioambientales, sino que contribuirá a agravarlos.
Rainer Zitelmann autor de "El capitalismo no es el problema, es la solución" (Unión Editorial, 2021).

-La Cumbre climática de la ONU COP26 en problemas mientras China rechaza al Reino Unido.
Días después de que China enviara a casa al enviado de Estados Unidos para el clima, John Kerry, con las manos vacías, Pekín le ha dado a Alok Sharma, el presidente de la COP26 y alto funcionario del clima del Reino Unido, el mismo mensaje: China no cederá a las demandas occidentales, hundiendo la red de Joe Biden y Boris Johnson. 
La Agenda cero en duda.
Beijing le ha dicho a Gran Bretaña que no cederá a la presión internacional para lograr mayores mejoras en sus compromisos de cambio climático en la conferencia Cop26 en Glasgow.
La advertencia de Beijing se produjo después de que Alok Sharma, el representante principal de cambio climático del Reino Unido, llegara a las conversaciones previas a la cumbre con la intención de persuadir a China de que "mejore" sus objetivos de reducción de emisiones de carbono.
Una promesa oficial china de que las emisiones de carbono alcanzarán su punto máximo para 2030 ha dado lugar a que los gobiernos provinciales hayan encargado una oleada de nuevas centrales eléctricas de carbón en los últimos meses, dijeron los críticos.
"China ya ha anunciado su propia hoja de ruta climática y se mantendrá a su propio ritmo", afirmó un editorial del Global Times, un periódico dirigido por el partido.
“Siguen existiendo incertidumbres y riesgos para las plataformas multilaterales como la cumbre de Glasgow debido a los enfoques tóxicos de Washington y es imperativo para el Reino Unido y la comunidad global evitar que la conferencia climática global sea rehén de las [ideologías] políticas estadounidenses”, dijo.

Las naciones del BRIC se unen a la India para oponerse al impuesto al carbono de la UE.
Alineándose con la posición de India contra el impuesto fronterizo al carbono propuesto por la UE, las otras naciones BRICS - Brasil, Rusia, China y Sudáfrica - se opusieron el viernes conjuntamente a la propuesta calificándola de "discriminatoria".
Expresando su preocupación por la medida de la UE, estos cuatro países, junto con la India, también presentaron sus objeciones formales a la propuesta en la 'Declaración de Nueva Delhi sobre el medio ambiente', ya que se comprometieron a cooperar entre sí y tomar posiciones conjuntas en un foro multilateral.
Según la primera propuesta de este tipo del mundo sobre el impuesto fronterizo sobre el carbono, 27 países de la UE habían decidido recientemente imponer un impuesto fronterizo a las importaciones de bienes intensivos en carbono. El plan fiscal, aún por formalizar legalmente, entrará en vigor a partir de 2026.
“Observamos con grave preocupación las propuestas para introducir barreras comerciales, como el ajuste unilateral de las fronteras de carbono, que son discriminatorias”, dijo la declaración de Nueva Delhi, adoptada después de un día de deliberaciones en la reunión ministerial de medio ambiente virtual BRICS presidida por India.
Además de la cooperación en diferentes temas polémicos en el foro global, las naciones BRICS también decidieron trabajar conjuntamente en la reducción y control de la contaminación del aire y el agua.
“El año 2021 es un año crucial no solo para los BRICS sino también para todo el mundo, ya que tenemos la conferencia de la ONU sobre biodiversidad (COP15) en octubre y la conferencia de la ONU sobre el cambio climático (COP26) en noviembre, donde los países BRICS pueden desempeñar un papel muy importante para abordar los desafíos globales contemporáneos del cambio climático, la pérdida de biodiversidad, la contaminación del aire, la basura plástica marina, etc. ”, dijo el ministro de Medio Ambiente, Bhupender Yadav, mientras se dirigía a la reunión.
También subrayó la posición de la India sobre las acciones colectivas hacia la “justicia climática, estilo de vida sostenible y consumo y producción responsables”.
India ha estado promoviendo estos temas en todos los foros multilaterales sobre medio ambiente y cambio climático al tiempo que pide a las naciones ricas (contaminadores históricos) que actúen de acuerdo con los principios de 'equidad' y responsabilidades comunes pero diferenciadas y capacidades respectivas (CBDR-RC).
Refiriéndose al reciente informe del IPCC sobre cambio climático, el ministro dijo que ha dado suficientes indicios de que el mundo enfrenta un tipo de situación de “ahora o nunca” en la que se necesitarían “acciones globales colectivas” concretas contra los desafíos ambientales y climáticos.
En el frente de la contaminación del aire, las naciones BRICS durante la reunión hablaron sobre el intercambio de experiencias de mejores prácticas y la colaboración en áreas de uniformidad en la metodología para la generación de datos de calidad del aire, su control y garantía de calidad, tecnologías más limpias en el proceso y en el control de la contaminación. abatimiento, prevención y fortalecimiento de la red nacional de monitoreo de la calidad del aire. - (The Times of India)
GWPF Internacional.

-Los agricultores andaluces contra los eco-esquemas que les llevarán a la ruina. Así lo denuncian ASAJA, COAG, UPA y Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía.
Los agricultores y ganaderos andaluces quedarán sumidos en la ruina si se ratifican los eco-esquemas planteados por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación en el Plan Estratégico de la Política Agraria Común (PAC). Así lo han denunciado las organizaciones agrarias Asaja, COAG, UPA y Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía. 
Los eco-esquemas son ayudas directas que se contemplan por primera vez en el marco normativo de la PAC –en sustitución a actual pago verde, también conocido como greening- y copan hasta el 25% del presupuesto nacional (1.107 millones de euros). En concreto, dichos importes compensarán a aquellos productores que incorporen prácticas favorables a la conservación del medio ambiente, que previamente quedarán estipuladas en el Plan Estratégico de la PAC.
Tras conocer la propuesta del departamento de Luis Planas, organizaciones agrarias y cooperativas aseguran que el modelo planteado se va a traducir con toda seguridad en una pérdida de renta para el campo andaluz porque las prácticas medioambientales no quedan vinculadas a las regiones productivas y, en cambio, se proponen mayores importes para zonas menos productivas. 
Las organizaciones firmantes insisten en que si es necesario volverán a sacar los tractores a la calle
De igual forma, aunque los productores andaluces quieran aplicar voluntariamente más de un eco-esquema, el sistema propuesto no se lo permitirá porque solo contempla la aplicación de un único eco-esquema por explotación.
Unidad de acción.
Por todo ello, el sector agrario andaluz vuelve a mostrarse alarmado e insiste en que mantendrá la unidad de acción frente a cualquier propuesta que merme la rentabilidad del campo andaluz. Las organizaciones firmantes insisten en que si es necesario volverán a sacar los tractores a la calle para que la hoja de ruta de Luis Planas, que deberá quedar definida técnicamente a finales de septiembre, sea un documento trabajado bajo el consenso, la colaboración y el reconocimiento del peso estratégico que tiene Andalucía en el conjunto de la agricultura y la ganadería de España.
Como recuerdan las organizaciones agrarias y las cooperativas, una PAC favorable a los agricultores y los ganaderos andaluces se traducirá en crecimiento para toda la comunidad autónoma. En este sentido, recuerdan que el complejo agroalimentario es un motor socioeconómico fundamental para la región, que dinamiza el medio rural, genera más del 10% del empleo de la región y supera los 18.000 millones de euros de negocio. Asimismo, equilibra la balanza comercial (con un saldo positivo cercano a los 6.500 millones de euros), contribuye a la conservación del medio ambiente y fija población al territorio.
Olimerca.

-El cierre del Plan Estratégico en España es también uno de los retos del próximo curso. Sin duda, el más importante. Según Luis Planas, están acordados todos los puntos importantes del mismo, con excepción de los eco-esquemas. Sin embargo, y según la mayor parte de los consejeros de Agricultura, en lo único que se alcanzó un pacto en julio es en «seguir negociando sobre la base del documento-propuesta que presentó el Ministerio». A la espera de que se haga pública el acta de la famosa reunión del 14 de julio, continúan las negociaciones de carácter técnico entre los representantes de la Administración central y de las comunidades. Dicho lo anterior, conviene recordar que, una vez que se cierre este documento por la parte agraria, será necesario someterlo a la consideración del equipo de Teresa Ribera, la vicepresidenta tercera del Gobierno, por toda la parte medioambiental de la nueva PAC, que es mucha, y a la que se vinculan el 40% de los fondos totales.
Precisamente, Ribera también va a ser protagonista en este inicio del curso político porque está dispuesta a llevar adelante la inclusión del lobo en el listado de animales con protección especial, lo que impediría que se cazase en España. En principio, la orden ministerial correspondiente se aprobaría a finales de mes, si se resuelven todos los trámites. El agua, que es cosa de Ribera también, va a ser otro de los retos importantes durante este curso de política agraria: la situación el Mar Menor, el futuro del Trasvase Tajo Segura, la nueva planificación hidrológica, en la que no habrá más agua para regar, son algunos de los asuntos más complicados. El campo está, en gran parte, en manos de Ribera.
La Razón. C.Lumbreras.

-Pese a la presión que existe sobre el sector ganadero sobre la necesidad de reducir el consumo de carne para proteger la biodiversidad y el clima, los países europeos aún no están tomando medidas para impulsar ese cambio, que los más jóvenes sí parecen apoyar, según el informe «Atlas de la Carne 2021» publicado este martes 7.
El documento Atlas de la Carne, elaborado conjuntamente por Friends of the Earth Europe, la fundación alemana Heinrich Bööll Stiftung y la ONG Bund füür Umwelt und Naturschutz (Federación para el Medioambiente y la Conservación) pasa revista al impacto de la producción y el consumo de carne, a las alternativas a ese producto y a la manera de modificar los hábitos alimenticios.
ATLAS DE LA CARNE 2021
Si la tendencia actual continúa, la producción de carne aumentará en 40 millones de toneladas de aquí a 2029, alcanzando los 366 millones de toneladas anuales, indicó hoy en la rueda de prensa de presentación del informe Christine Chemnitz, de la fundación Heinrich Bööll Stiftung.
El impacto sobre el medioambiente preocupa, teniendo en cuenta que la producción industrial de ganado y el cultivo de soja para fabricar piensos figuran entre los principales factores causantes de la deforestación.
«Ningún país del mundo tiene una estrategia para reducir la producción o el consumo de carne», lamentó Chemnitz.
El informe considera necesario reducir al menos en una cuarta parte la producción y el consumo de productos animales (carne, leche y huevos).
«No se trata de dejar de comer carne, sino de comer menos y mejor», subrayó la misma experta.
SITUACIÓN EN LA UE
Los patrones actuales de consumo de carne en Europa son insostenibles en términos de salud y medio ambiente, dice el informe.
Según el Atlas de la Carne 2021, la UE no ha adoptado de momento la acción política necesaria para la transición hacia un modelo de producción y consumo de carne más sostenible.
«Ni la Política Agrícola Común (PAC), ni la estrategia ‘De la Granja a la Mesa’ son suficientes para resolver el problema», señaló hoy por su parte en rueda de prensa Stanka Becheva, de «Friends of the Earth Europe».
Un asunto que preocupa en particular es el acuerdo de libre comercio con Mercosur (Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay), firmado en 2019 pero aún no ratificado. Ese pacto, dice el documento, «aumentaría la producción de carne y la deforestación y la violación de derechos humanos en Sudamérica».
CAMBIO DE TENDENCIAS
Hoy en día, en la UE, los españoles son los que más carne comen según el informe, seguidos de los portugueses y los alemanes, mientras que los eslovacos y los búlgaros están en el extremo opuesto.
Hay pocos datos fiables sobre el número de vegetarianos, veganos y flexitarianos (vegetarianos flexibles que en ocasiones comen carne) en Europa, aunque parece que las cifras están aumentando.
En general, dice el estudio Atlas de la Carne, los adultos jóvenes parecen están dispuestos a emprender el camino del cambio hacia unas dietas más sostenibles.
Como ejemplo recoge una encuesta llevada a cabo por la Universidad de Göttingen en Alemania el pasado año entre jóvenes de 15 a 29 años, que muestra que renunciar a la carne es una tendencia.
El 70 % de los encuestados dijo estar en contra de la producción industrial de carne en Alemania y dispuesto a pagar más por la carne procedente de animales criados según estándares de bienestar animal.
Aproximadamente el 10,4 % seguía dietas vegetarianas y un 2,3 % eran veganos.
Aunque son datos de un solo estado miembro, según Christine Chemnitz la tendencia se podría extrapolar a otros países de la UE.
ALTERNATIVAS
La «carne» de origen vegetal se ha consolidado en los últimos años como alternativa cada vez más potente, con un destacado crecimiento de mercado, mientras que la producida en laboratorio, en la que trabajan de momento pequeñas empresas innovadoras, no se encuentra aún en los supermercados.
Los sustitutos de la carne a base de plantas son en general mucho más respetuosos con el medioambiente (su producción implica la emisión de menos de gases de efecto invernadero y requieren menos agua y tierra), dice el documento de Atlas de la Carne, que matiza no obstante que suelen ser alimentos altamente procesados y que contienen muchos aditivos. Por su parte, la carne producida en laboratorio podría ayudar a reducir la cantidad de animales criados, pero de momento no está del todo claro si los beneficios estarán a la altura de las expectativas en materia de sostenibilidad.

El Gobierno de Castilla-La Mancha, las organizaciones agrarias Asaja, UPA y COAG junto a Cooperativas Agro-alimentarias quieren una convergencia del 100% de las ayudas de la PAC de modo que todos los agricultores del país, con independencia de la región en la que cultiven, reciban «el mismo trato».
Así lo ha explicado este lunes el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, en un receso de la reunión con que ha mantenido con los secretarios generales de Asaja Castilla-La Mancha, José María Fresneda; UPA, Julián Morcillo; y COAG, Ángel Estanislao Galve; así como con el presidente de Cooperativas Agro-alimentarias, Ángel Villafranca.
La propuesta del Ministerio es alcanzar una convergencia del 85% en 2026 y llegar al 100% en 2029, pero para Castilla-La Mancha esto, es «insuficiente», ya que el objetivo es que «todos los agricultores de nuestro país, independientemente de donde estén, tengan el mismo trato», lo que se consigue con una convergencia del 100% de las ayudas de la PAC «fundamental» para Castilla-La Mancha.
En declaraciones a los medios de comunicación, acompañado por los secretarios generales de UPA, Asaja y COAG, Julián Morcillo, José María Fresneda y Estanislao Galve, respectivamente, y el presidente de Cooperativas Agroalimentarias, Ángel Villafranca, ha recalcado que esta convergencia es insuficiente, porque “queremos que todos los agricultores de nuestro país, independientemente de donde estén, tengan el mismo trato y eso se consigue con convergencia total de las ayudas fundamental para Castilla-La Mancha”.
Así el consejero se ha mostrado en defensa de los intereses de un modelo de agricultura profesional, familiar, de pequeñas y medias explotaciones, que es la “base de nuestra economía” y que también comparten las Organizaciones Profesionales Agrarias y Cooperativas Agroalimentarias que han mostrado su total respaldo al consejero de Agricultura.
De esta forma, ha recordado que en Castilla-La Mancha se ha trabajado en estas negociaciones con la base del documento de posición de la región alcanzado con todos ellos en marzo de 2018, y ha apuntalado que para Castilla-La Mancha es necesaria que haya una PAC “valiente” y “bien orientada”, porque “somos una comunidad autónoma con casi el 50 por ciento del territorio dedicado a la agricultura y con más de tres millones de hectáreas de secano”.
Ahora mismo, Castilla-La Mancha cuenca con la ayuda media por hectárea más baja de España. Algo que se va a cambiar, ha expresado Martínez Arroyo, “pero no nos vale, queremos llegar al máximo, porque es la oportunidad para hacerlo”.
En esta línea, ha reiterado su defensa y la del Gobierno regional de la agricultura y ganadería familiar en toda España. Y es que, de esta convergencia total, se beneficiarían todos los pequeños y medianos agricultores del país que tienen dificultades, como los que cuentan con secano en Murcia donde no llueve o los que tienen hectáreas en Castilla y León en Tierra de Campos un secano sin agua. Por todos, ha esgrimido, los agricultores y ganaderos necesitan “una PAC fuerte”.
Agroinformación.

-España se estrena en la emisión de su primer bono verde España continúa avanzando en su camino hacia un modelo económico y social más sostenible.
En los últimos años, la preocupación por el medio ambiente ha ganado protagonismo entre los ciudadanos y el Gobierno se ha hecho eco de esta demanda creciente, que ha cobrado más fuerza -si cabe-con motivo de la pandemia. 
Una de las últimas iniciativas que el Ejecutivo de Pedro Sánchez ha lanzado para impulsar la necesaria descarbonización es el lanzamiento del primer programa de emisión de bonos verdes soberanos, lo que supone un primer paso para promover que incluso desde el ámbito público se tengan en cuenta los factores ambientales a la hora de fijar las decisiones políticas. 
El pasado 2 de septiembre, el Tesoro Público emitió el primer bono verde a 20 años, inaugurando así un programa que ha identificado más de 13.600 millones de euros de gasto verde elegible para financiar proyectos dirigidos a la mitigación y adaptación al cambio climático, el uso sostenible y la protección de recursos hídricos y marítimos, la transición hacia una economía circular, la prevención y control de la contaminación, y la protección y recuperación de la biodiversidad y los ecosistemas. 
Con esta primera emisión, el Ejecutivo espera captar entre 3.000 y 4.000 millones en obligaciones del Estado a cinco, siete y diez años. Asimismo, prevé colocar entre 250 y 750 millones en obligaciones del Estado indexadas a la inflación. 
El Marco español ha recibido la máxima calificación posible y la mayor obtenida por un emisor soberano europeo hasta la fecha por parte de Vigeo Eiris; también la agencia de calificación Moody’s le ha concedido la nota crediticia más alta, al nivel de Francia o Reino Unido. 
Según el Observatorio Español de la Financiación Sostenible (Ofiso), las colocaciones de este tipo se dispararon en nuestro país un 70% en el primer semestre del año en comparación con el mismo periodo de 2020, hasta alcanzar los 15.103 millones de euros. 
Esta cifra incluye las emisiones realizadas por los cuatro actores activos en este sector: entidades financieras y empresas, el ICO y las comunidades autónomas. Los bonos verdes -aquellos que financian proyectos que benefician al medio ambiente- subieron un 70% en relación al mismo periodo de 2020. Los sociales (dirigidos a solventar problemas relacionados con la Sanidad, el empleo o la exclusión, entre otros), cayeron un 45% “por efecto de la mejora de la pandemia”, y los sostenibles (que combinan características de los dos anteriores) registraron un incremento de un 112%. Los 1.250 millones restantes ligados a la sostenibilidad (SLB), corresponden a la emisión realizada por Repsol, pionero en España en este tipo en este tipo de emisiones.
El Economista.

-La estrategia de la Granja a la Mesa: Reiteran la pérdida de competitividad del sector si se aprueba tal como está.
Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos, ante la votación por parte del Parlamento Europeo de su posición sobre la Estrategia De la Granja a la Mesa que se lleva a cabo entre este jueves y viernes, considera insensato que se avance en su desarrollo, lo que provocará una pérdida de competitividad, por parte de las instituciones sin existir estudios que aborden de forma integral los efectos de la misma y los pocos que hay, indiquen que afectará de forma negativa al sector agrario europeo.
Unión de Uniones critica que los objetivos marcados por la Estrategia, que supone la visión de la Comisión Europea sobre hacia dónde debe evolucionar el sector agrario europeo, son del todo arbitrarios y no disponen de base científica o técnica que diga, ni siquiera, que son alcanzables sin mermar la capacidad productiva de los agricultores y ganaderos y su competitividad frente a países terceros con los que se comercializa.
La organización recuerda que algunos de estos objetivos son lograr que el 25% de la superficie agraria sea ecológica en 2030 (8,5% en 2019 según Eurostat), reducir en un 50% plaguicidas o reducir en un 50% el uso de antibióticos
LA PROPUESTA DE LA COMISIÓN CONLLEVARÍA CAÍDAS DE LAS PRODUCCIONES EUROPEAS DE ALREDEDOR DE UN 14%
La mayor parte de las evaluaciones de impacto realizadas hasta la fecha, si bien ninguno realiza un análisis integral de los objetivos y políticas planteadas, indican que el sector agrario europeo saldrá perjudicado con esta estrategia.
El Departamento de Agricultura de EEUU, que fue el primero en dar a conocer una estimación del impacto de la estrategia europea, consideraba que la misma podría acarrear una disminución de la producción agrícola en la UE de entre el 7% y el 12%, aumentos de precios al consumidor, una caída de hasta el 16% en los ingresos agrícolas brutos, una peor en la UE (primer escenario) sería del 16%, balanza comercial agraria…
El último informe conocido, del Centro Común de Investigación, dependiente de la Comisión Europea, recoge esta pérdida de competitividad con unos resultados similares, caídas en la producción de cereales (15%) y otros herbáceos, así como de carne (14%) y lácteos (10%) por lo que las importaciones aumentarían en consecuencia.
«Ante estos resultados, no entendemos cómo se pretende seguir adelante con la estrategia e instamos a los eurodiputados a que no se dejen llevar por el activismo desinformado y atiendan a los informes que alertan del peligro para la soberanía alimentaria europea», reclaman desde Unión de Uniones.
Además, la organización recuerda que, mientras se plantean estas grandes exigencias a la agricultura europea, por el otro lado se negocian acuerdos comerciales como el de MERCOSUR, que permitirían el incremento de importaciones agrarias de terceros países que ni de lejos alcanzan las exigencias actuales que sí se requiere a la agricultura europea, ni en el plano medioambiental, de bienestar animal, ni siquiera de derechos humanos muy frecuentemente.
Igualmente, los eurodiputados deben exigir que cualquier avance que se imponga a los agricultores europeos deba ir acompañado de medidas que impidan una competencia desleal de países terceros que no cumplen con las mismas exigencias.
Así, la organización, que ya se dirigió a los eurodiputados españoles en la Comisión de Agricultura en el inicio de los debates para ponerles de manifiesto estas advertencias, considera que el Parlamento Europeo, debe mandar un mensaje contundente pidiendo una revisión integral de la estrategia y un estudio de impacto exhaustivo y total de la misma, como ya hizo el Consejo de ministros de Agricultura de la UE, para impedir la pérdida de competitividad que conllevará.
Agroinformación.

-Mañana, 9 de septiembre, se conmemora el Día Mundial de la Agricultura a fin de poner en valor el papel esencial que este sector primario desempeña a la hora de garantizar el abastecimiento de alimentos. Sin embargo, para la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) “los agricultores y ganaderos no tenemos nada que celebrar”.
Así, el presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado, afirma que “coincidiendo con esta efeméride deberíamos estar celebrando que disponemos de un sistema agrario capaz de alimentar a toda la sociedad con suficiente cantidad y la máxima calidad; que cumple los estándares más rigurosos del mundo en trazabilidad, seguridad alimentaria, sostenibilidad medioambiental y bienestar animal; que mantiene el paisaje en el medio rural, preserva la biodiversidad y el suelo, lucha contra la erosión y la desertización, combate la despoblación, configura nuestras tradiciones, cultura, gastronomía, identidad, etc. Pero, siendo cierto todo esto, las personas que vivimos de la agricultura y la ganadería valenciana no podemos celebrar esta merecidísima conmemoración por la insostenible crisis de rentabilidad que atravesamos debido a la falta de apoyo por parte de las administraciones”.
El dirigente agrario señala que “los políticos de Valencia, Madrid y Bruselas, de la mano de una sociedad cada vez más urbanita desconocedora de la realidad agraria y rural, que tiene las neveras llenas, han dado la espalda al campo y ni valoran la contribución esencial que ejerce ni asumen sus competencias para facilitar a los productores una compensación digna por su labor. Si Europa no endereza su política agraria, lo pagaremos caro porque estamos jugando con algo tan elemental como la comida”.
En palabras de Aguado, “estamos hartos de que los políticos nos hagan culpables de lo que no somos, como de provocar el cambio climático cuando las estadísticas oficiales constatan que el agroforestal es el único sector que descontamina y únicamente representa el 0,68% de las emisiones totales de CO2 en España. O que nos acusen continuamente de maltratar a los trabajadores, hasta el extremo de esclavizarlos. Estamos hartos de que los políticos nos impongan cada vez más limitaciones, tanto en el uso de sustancias fitosanitarias frente a plagas y enfermedades, como en fertilizantes o gestión del agua, pero luego tengamos que ir al mercado europeo a competir contra importaciones procedentes de países terceros a los que no se les requieren esas mismas exigencias. Estamos hartos de que los políticos no se atrevan de manera valiente y decidida a revisar el desequilibrio de la cadena alimentaria europea, que perpetúa a los productores como el eslabón débil y la víctima propiciatoria de abusos comerciales. Y así podríamos seguir las 24 horas que dura este Día Mundial de la Agricultura”.
AVA-ASAJA.

-… … ¿Qué cosas deberían sacarse de ese recibo de la luz para abaratarlo?
Lo que se llaman cargos que no tienen que ver con el consumo eléctrico o energético, y sí con políticas públicas. Ahí está el déficit tarifario, el coste de compensación del consumo interinsular o el impuesto de generación, que no debían estar. ¿Qué es lo que hemos pedido? Que el IVA de la electricidad sea definitivamente del 10%, y que los ingresos por derechos de CO2 que vienen a ser 2.600 millones rebajen el coste de la factura. Además, que las anualidades del déficit, que en el recibo suponen un 7% antes de impuestos, se paguen con cargo a Presupuestos. Son consecuencia de una política pública socialista que fue nefasta con las renovables de primera generación. También pedimos que el sobrecoste de la generación no peninsular, que aparece en los estatutos de las islas, vaya a cargo de los Presupuestos.
… …Entrevista de Elvira Rodriguez en El Economista.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda