ema

Las dudas se llaman: trombosis venosa cerebral

15 de marzo de 2021

Los datos del Instituto Paul Ehrlich de Alemania han precipitado la paralización de la vacunación a todas las edades con la vacuna de AstraZeneca que desarrolló la Universidad de Oxford. Según el comunicado de este centro de investigación han detectado más casos de trombosis entre los vacunados en Alemania respecto a su último análisis de datos, la semana anterior. 

Compartir en:


Si bien no hace públicos esos datos la institución afirma que será la Agencia Europea del Medicamento (EMA, por sus siglas en inglés) quien tendrá que continuar investigando, pero mientras tanto en Alemania no se administrarían más vacunas de AstraZeneca, ni de la primera dosis ni de la de seguimiento.
En particular el Instituto Paul Ehrlich ha observado un aumento notable en una forma especial de trombosis venosa cerebral, una trombosis que ha calificado de «muy rara» y por la que se han disparado las alarmas.

En España se ha detectado un caso este fin de semana de trombosis venosa cerebral, que se ha sumado a los 4 de Noruega y los 6 de Alemania, según ha anunciado la directora de la Agencia Española del Medicamento, María Jesús Lamas. La suma de estos casos han sido determinantes para paralizar cautelarmente la vacunación con la vacuna, por la extrema rareza de estos casos. «Son 11 casos de un total de 17 millones de personas vacunadas», ha enfatizado Lamas. En Reino Unido se han detectado sólo 3 casos entre los 10 millones de dosis administradas, según ha informado Lamas.

Lamas detalla los síntomas de los que debemos estar pendientes con la vacuna de AstraZeneca: «Los síntomas que podrían hacer sospechar son dolor de cabeza muy intenso, que empeora al tumbarse o se acompaña de vómitos, alteraciones visuales o sangrados irregulares». El Instituto Paul Ehrlich alerta que aquellas personas que se sienten mal cuatro días después de la vacunación, con dolores intensos y persistentes de cabeza o sangrado cutáneo puntiforme, que se dirijan a su médico de manera inmediata.
La Agencia Española del Medicamento explicita para los pacientes que han recibido la vacuna de AstraZeneca la siguiente recomendación: «La cefalea o dolor de cabeza es un síntoma frecuente después de la vacunación frente a la COVID-19. Sin embargo, si usted ha recibido la vacuna en los últimos 14 días y el dolor de cabeza es intenso y persistente, cambia significativamente al tumbarse o se asocia alteraciones visuales u otros síntomas neurológicos persistentes, se recomienda consultar con el médico».

Desde la EMA por medio de un comunicado ha asegurado que durante el fin de semana han continuado estudiando los datos relacionados con episodios tromboembólicos. El comité de seguridad de la EMA seguirá revisando la información y ha convocado una reunión extraordinaria el jueves 18 de marzo para concluir sobre la información recopilada y cualquier otra acción que pueda ser necesaria.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda