El PIB catalán se desploma un 11,5% en 2020, 

19 de marzo de 2021

El dato final de 2020 es una décima superior al difundido provisionalmente en febrero por el Idescat. Entonces, el organismo estimó que el descenso de 2020 sería del 11,4%, sin tener en cuenta la evolución definitiva de la economía catalana en el cuarto trimestre del año. Entre octubre y diciembre, la actividad cayó un 9% en términos interanuales.

Compartir en:



La cifra definitiva está en sintonía con las últimas predicciones que había hecho el Govern. Si en el principio de la pandemia estimó que el desplome del PIB sería de hasta un 10%, en otoño afirmó que esta caída podía llegar a ser del 12%.
En el primer trimestre de 2020 la caída fue del 5,4% interanual. En el segundo, muy marcado por el confinamiento total para contener la pandemia, el hundimiento fue del 21,6%. En los dos últimos trimestres del año, se registraron descensos del 9,6% y del 9% interanual respectivamente.

Casi todos los datos macroeconómicos empeoran. La demanda interna cayó en 2020 un 9,5% por el desplome del consumo de las familias (-12,5%) en un contexto de restricciones, incremento del desempleo e incertidumbre empresarial. Sin embargo, el repunte del consumo de las administraciones públicas, del 5,1%, compensa una parte de este descenso. Las exportaciones cayeron un 11,5%, y el consumo de los extranjeros lo hizo en un 80,1% por la afectación de la emergencia sanitaria en el turismo y la movilidad internacional.
Por sectores, el más perjudicado son los servicios, con una caída del 11,7%, dos décimas por encima del promedio, ante la afectación que ha tenido el Covid-19 en el comercio, el transporte y la hostelería (-25,2%).
En la industria y la construcción, el descenso fue del 9% y el 15,4% respectivamente, aunque en ambos casos, el Idescat asegura que son inferiores a los que se registraron en la crisis de 2008. El sector agrario disminuyó un 2,6%.

De cara a 2021, la última previsión oficial del Govern es que la economía puede crecer este año entre el 4,5% y el 7,7 %, gracias a la demanda externa y a la recuperación parcial del consumo.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda