La Superliga, "una estratagema para obtener más dinero"

19 de abril de 2021

El sorpresivo anuncio de una Superliga europea de fútbol realizado en la madrugada del lunes "podría ser una estratagema para obtener una mayor participación monetaria de la nueva Liga de Campeones de la UEFA", según indican los analistas de Barclays.

Compartir en:

Los analistas del banco británico afirman que la dura batalla judicial que se anticipa entre los doce clubes fundadores y organismos como la FIFA y la UEFA puede durar "varios años" si realmente se produce el inicio de esta competición. Para Barclays, el anuncio de la Superliga plantea demasiados interrogantes, como qué pasará con los actuales derechos de emisión que han comprado las televisiones para los próximos años de las actuales competiciones europeas, como la Champions y la Europa League, cuyas novedades para los próximos años se esperan conocer esta misma semana.

"La cuestión clave es si los términos del contrato permitirían a los operadores que ganaron los derechos de la Liga de Campeones devolverlos a la UEFA si la competición pierde doce de sus mejores clubes", afirman. Una situación que puede afectar a Sky y BT en Reino Unido, pero también a Telefónica en España. "El impacto sobre los organismos de radiodifusión en abierto sería marginal, pero significativo para los operadores de televisión de pago", afirman. Así, anticipan que el grupo francés Vivendi "sería el más afectado", ya que si los derechos de la Superliga costaran lo mismo que la Champions, la cifra rondaría los 200 millones de euros, el 9% de su Ebitda esperado para 2022.

Por el contrario, comentan que "ITV, Mediaset, Mediaset España y Atresmedia podrían ser los beneficiarios de la interrupción a corto plazo de la visualización del fútbol" si finalmente se produce una guerra total que impide a los clubes fundadores (AC Milan, Arsenal FC, Atlético de Madrid, Chelsea FC, FC Barcelona, FC Internazionale Milano, Juventus FC, Liverpool FC, Manchester City, Manchester United, Real Madrid CF y Tottenham Hotspur) jugar sus ligas nacionales.

Sin embargo, añaden, si a los jugadores de esos equipos también se les impide jugar en Eurocopa, "eso podría ser negativo para ITV, y Mediaset España, dado que tienen los derechos de transmisión", aunque el impacto sería "marginal", porque los seguidores seguirán viendo esta competición entre países. Por el momento, los grandes beneficiados del anuncio han sido los clubes que cotizan en bolsa, como el Manchester United y la Juventus, que registran fuertes ganancias este lunes, por la previsión de que aumenten sus ingresos en el futuro.

Al parecer, el banco estadounidense JP Morgan Chase se ha comprometido a financiar el proyecto junto a Key Capital, sociedad vinculada a Borja Prado, colaborador habitual de Florentino. "El incentivo financiero para los clubes es evidente, con un paquete de miles de millones en el corazón del esquema, aunque rompería para siempre la integridad del juego de clubes", afirma Neil Wilson, analista de Markets.com. "El tipo de ingresos adicionales que proporcionará la Superliga, no obstante, debería compensarse con una posible disminución material o la pérdida total de las ganancias existentes de los acuerdos a través de las ligas nacionales y la UEFA", añade este experto.

"Unirse a la Superliga podría dar a los clubes la seguridad financiera que tanto necesitan y esto es en lo que se están enfocando los inversores. Por supuesto, el repunte del precio de las acciones de hoy podría ser prematuro, ya que lamayoría de los órganos rectores del fútbol buscan bloquear el proyecto", afirma Koudmani , analista de XTB.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda