SECTOR: Los muebles de oficina en claro retroceso 

01 de junio de 2021

Según el Observatorio Sectorial DBK de Informa (filial de CESCE), el valor del mercado de mueble de oficina se redujo hasta los 270 millones de euros, un 23,9% por debajo de la cifra del año anterior. Se volvió, de esta forma, a un nivel similar al de 2015.

Compartir en:

La paralización temporal de la actividad en los primeros meses de 2020 provocada por la crisis del coronavirus, la posterior disminución de la demanda, la incertidumbre y el deterioro de la confianza empresarial, perjudicaron notablemente a un mercado que ya en 2019 mostraba síntomas de desaceleración.  El segmento de mobiliario se mantuvo como el de mayor peso en el mercado, de forma que, tras caer un 23% en 2020, registró una participación del 58%. Las ventas en el mercado interior de sillería registraron un descenso similar, del 22%. El segmento de tabiquería desmontable, por su parte, fue el que contabilizó un mayor retroceso.
A pesar de la crisis sanitaria a escala internacional, las exportaciones siguieron aumentando en 2020, alcanzando los 240 millones de euros, un 4,8% más. Francia e Italia se situaron como los dos primeros destinos, destacando este último país, cuyas compras de mobiliario español se triplicaron respecto al año anterior.
 
La recuperación de la actividad empresarial, que se irá produciendo a medida que se avance en el proceso de vacunación y se vaya dejando atrás la crisis sanitaria, permite prever un crecimiento de las ventas de mueble de oficina a corto plazo. El número de empresas dedicadas a la fabricación o importación de mobiliario de oficina se mantiene en torno a las 90, las cuales generan un volumen de empleo de alrededor de 3.700 trabajadores. El sector se caracteriza por un reducido tamaño empresarial medio, aunque con un alto grado de concentración de la oferta, de forma que los cinco primeros competidores alcanzaron en 2020 una cuota de mercado conjunta del 40%.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda