BRUSELAS COLOCA SU EMISIÓN

El primer bono supera tosas las expectativas y cierra en 20.000 M€

15 de junio de 2021

La Comisión Europea ha lanzado su primera emisión de deuda con la que va a financiar el programa Next Generation, lo que supone la puesta en marcha del mecanismo de financiación con el que reconstruir Europa tras la dura crisis de la pandemia. Se trata además del debut de unos bonos que son considerados como un primer paso hacia la mutualización de la deuda europea, un tema tabú hasta la fecha, y con los que la UE da un importante paso adelante en su integración financiera.

Compartir en:






La de hoy es la primera emisión dentro del objetivo de la UE de captar en mercado este año 100.000 millones de euros, de los que más de 80.000 millones serían bonos a medio y largo plazo. En la emisión inaugural, la UE ha elegido un bono a 10 años. El interés mostrado por los inversores desde primera hora ha sido el impulso para que la UE haya captado finalmente 20.000 millones, 10.000 millones más de lo que en principio preveían los inversores. Se trata así de la mayor transacción pública sindicada del bloque y duplica el tamaño de los bonos a 10 años vendidos en octubre de 2020 en el estreno de las emisiones del programa de empleo SURE.

En la apertura de libros la emisión partía con un precio de un punto básicos sobre midswap (tipo de interés libre de riesgo) y ha quedado situado en los -2 puntos básicos. Esto equivale a una rentabilidad del 0,06%, ligeramente por encima del -0,25% al que cotiza la deuda alemana a 10 años e inferior al 0,13% que registra el bono francés al mismo plazo.
Los bonos emitidos por la UE contarán con la máxima calificación (triple A según los criterios de Moody's, Fitch y DBRS y doble A según S&P), lo que eleva el interés por los títulos. Una buena muestra de ello es la demanda, que ha ido aumentando a medida que pasaban las horas y se sitúa ahora por encima de los 142.000 millones de euros. BNP Paribas, DZ Bank, HSBC, Intensa Sanpaolo, MS, Danske Bank y Santander son las entidades colocadoras.

A la hora de seleccionar a los colocadores, la UE excluyó a 10 entidades del proceso para las ventas de deuda que planea la región en los próximos años. Según la información publicada por el Financial Times, JP Morgan, Citigroup, Bank of America y Barclays quedaron excluídos así como NatWest, Unicredit, Natixis, Crédit Agricole, Deutsche Bank y Nomura por haber infringido las normas de la competencia.

Junto a esta emisión, está previsto que la UE lleve a cabo otras dos operaciones sindicadas antes de verano. Previamente a esta emisión, la región ha procedido a la venta de deuda vinculada al programa SURE, por un volumen de 90.000 millones de euros desde el pasado octubre. Los bonos SURE a 10 años cotizan con un diferencial mayor respecto a la deuda alemana desde su emisión. En declaraciones a Bloomberg, los analistas de Morgan Stanley esperan que los bonos del programa Next Generation se negocien con un ligero descuento respecto a sus pares SURE, dada la etiqueta ESG de estos últimos.

Aun así, la emisión inicial de los bonos Next Generation no estaría teniendo el arranque arrollador que tuvieron los bonos del programa SURE, con los que financiar la protección al desempleo, el pasado octubre. Esa primera colocación registró peticiones por 233.000 millones de euros para una colocación de 17.000 millones de euros en dos tramos.  Como parte del programa de recuperación, la emisión de bonos permitirá a España recibir este año 19.000 millones de euros, de acuerdo a la información recogida por Reuters. Los primeros 9.000 millones se entregarán en junio como pago anticipado y los 10.000 millones restantes llegarán a finales de 2021.

Para los países de la zona euro, el inicio de las emisiones de la UE para el fondo Next Generation va a ser crucial en los planes de financiación previstos para este año. Así, el Tesoro español podría rebajar la estimación de emisión neta avanzada en enero, por 100.000 millones de euros, ya que en principio había presupuestado recursos del Next Generation para 2021 por apenas 6.800 millones de euros.  

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda