UGT: La precariedad de dispara

21 de julio de 2021

En el informe ´La zona 0 de la precariedad en España´, elaborado por FeSMC-UGT, se asegura que "la precariedad laboral se ha disparado en España impulsada por la pandemia mundial del Covid-19 y el sector servicios es el que más ha sufrido dicha precariedad", denuncia UGT en su estudio.

Compartir en:

La crisis de la Covid-19 ha provocado la destrucción del 21,9% de empleos parciales en el sector servicios, el más afectado por la pandemia debido a las restricciones impuestas para frenar la propagación de la enfermedad, según se desprende del informe ‘La zona 0 de la precariedad en España’, elaborado por FeSMC-UGT. “La precariedad laboral se ha disparado en España impulsada por la pandemia mundial del Covid-19 y el sector servicios es el que más ha sufrido dicha precariedad”, denuncia UGT en su estudio.

Desde que comenzó la pandemia el empleo indefinido a nivel general ha aumentado en un 1,2% y el empleo temporal ha descendido en un 9,5%. No obstante, partir del análisis realizado en el estudio de FeSMC-UGT, en el macrosector servicios el aumento del empleo indefinido ha sido menor, pero el desempleo temporal se ha disparado llegando al 21,9%. En concreto, la hostelería y el turismo han perdido quince veces más empleos que cualquier otro sector en el país. Según se apunta en el informe, el macrosector Servicios es el que más contratos temporales tiene, pues de cada 100 contratos, 70 le pertenecen a ese sector, aumentando desde 2010 hasta 2021 en un 10,7%. En la actualidad casi dos millones de los trabajadores del sector servicios lo hacen de manera temporal.

En cuanto a los grupos más vulnerables, la temporalidad se ha visto aún más disparada. Tras reducirse la tasa de temporalidad entre hombres y mujeres de un 5,6% a un 1,5% desde 2010 hasta 2016, en 2021 se ha vuelto a incrementar hasta un 3,5%. Respecto a los jóvenes la diferencia es aún mayor. En la actualidad el 35,4% de los jóvenes menores de 35 años que tienen empleo lo tienen de manera temporal.
La situación vivida por la pandemia también ha afectado en la reducción de las horas de trabajo. “Las empresas han contrarrestado la falta de personal y la no contratación de más trabajadores y trabajadoras aumentado con horas extra la jornada laboral de la plantilla2, según UGT.

A esta saturación de horas se le suma, denuncia UGT, que en muchas ocasiones estas no son pagadas a los trabajadores. En este sentido, el sindicato explica que desde 2013 estas horas extras no pagadas se veían cada vez más reducidas, pero desde 2019 están aumentando “en contra de los derechos de los trabajadores”.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda