Pagamos peor que los europeos

17 de febrero de 2022

Las empresas europeas han cerrado el año 2021 con un retraso medio en los pagos de 13,60 días, según el Estudio sobre Comportamiento de Pago de las Empresas en Europa* realizado por Informa D&B Esta cifra ha ido descendiendo a lo largo del año, recortando 0,90 días en este periodo.

Compartir en:

Desde el inicio de la pandemia el retraso medio se elevó durante el 2020, pero este año ha cambiado la tendencia. Esta bajada se aprecia en todos los países analizados, excepto Países Bajos, que es el que tiene una menor demora a la hora de hacer efectivas sus facturas. El retraso medio en los pagos con el que las empresas españolas cerraron el año, 15,22 días, sube ligeramente desde el trimestre anterior, aunque recorta 0,78 en un año. La demora española sigue siendo mayor a la de la media europea, y la diferencia entre ambas asciende a 1,62 días este trimestre, por encima de los 1,34 que alcanzaba entre julio y septiembre.
Gianese, directora de Estudios de INFORMA D&B, destaca que: “El retraso medio en los pagos de las empresas europeas ha descendido de forma constante durante 2021 para quedar en 13,60 días, la cifra más baja desde el segundo trimestre de 2020”.

Portugal, con 25,92 días de retraso en el tercer trimestre del año, es el país que peor se comporta, si bien presenta un descenso de casi día y medio respecto al final de 2020. Con 17,60 días de demora le sigue Italia, 1,69 menos que hace un año. Francia se mantiene por debajo de los 15 días, 14,82, restando 0,83 días desde el año anterior. El Reino Unido crece ligeramente tanto frente al trimestre anterior con en un año, hasta 14,46 días, y se queda de nuevo por encima de la media europea. Con poco más de 13 días de demora, Irlanda está por debajo de la media europea, y resta 0,34 desde el 2020.
Bélgica desciende a 10,55 días, colocándose en menos de 13 por primera vez desde el cuarto trimestre de 2013. Alemania también disminuye este trimestre hasta 6,39 días de retraso, 0,25 días por debajo del de hace un año. Países Bajos vuelve a ser el país con el menor retraso medio, 4,46 días, aunque es el único que sube tanto respecto al trimestre anterior como en un año, añade 0,36 días.
La diferencia entre el país que mejor paga y el que peor se comporta se queda en 21,46 días al final de 2021, por debajo de los 23,31 días que alcanzaba en 2020.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda