UE el desempleo cae unas décimas; lo precios industriales al alza

03 de mayo de 2022

El desempleo de la zona euro bajó en marzo hasta el 6,8%, frente al 6,9% de febrero de 2022 y el 8,2% de marzo de 2021. Mientras, en toda la Unión Europea (UE), el paro descendió hasta el 6,2% en marzo de 2022, frente al 6,3% de febrero de 2022 y del 7,5% en marzo de 2021, según los datos publicados por Eurostat, la oficina de estadística comunitaria.

Compartir en:

Eurostat estima que 13.374 millones de hombres y mujeres en la UE, de los cuales 11.274 millones en la eurozona, estaban desempleados en marzo de 2022. En comparación con febrero de 2022, el número de desempleados disminuyó en 85.000 en la UE y en 76.000 en la eurozona. Frente a marzo de 2021, el desempleo disminuyó en 2.359 millones en la UE y en 1.931 millones en la zona euro.
La tasa de desempleo de las mujeres era del 6,6% en la UE, estable en comparación con febrero de 2022, mientras que la de los hombres era del 5,9% en marzo de 2022, frente al 6% de febrero de 2022. En la zona del euro, la tasa de desempleo para las mujeres disminuyó del 7,3% en febrero de 2022 en comparación con el 7,2% en marzo de 2022, mientras que la tasa de desempleo de los hombres se mantuvo estable en el 6,5% en marzo.
En cuanto al desempleo juvenil, en marzo de 2022 había 2.579 millones de menores de 25 años desempleados en la UE, de los cuales 2.098 millones estaban en la zona euro. La tasa de desempleo juvenil fue del 13,9% tanto en la UE como en la zona euro, frente al 14% en ambas áreas el mes anterior. En comparación con marzo de 2021, el desempleo juvenil se redujo en 623.000 en la UE y en 507.000 en la zona del euro.
Los índices de precios de producción de la zona euro y la Unión Europea se han disparado en el mes de marzo hasta el 5,3% y el 5,4%, respectivamente, niveles muy superiores a los registrados en febrero de este año, cuando ambos indicadores se quedaron en el 1,1%.

El aumento de los precios de producción en la eurozona es superior al esperado, puesto que los expertos anticipaban un avance del 5%. En cuanto a la evolución anual, la inflación se ha disparado un 36,8% en el caso de la zona euro y un 36,5% en el caso de la Unión Europea.
Por sectores, la energía ha aumentado un 11,1% respecto a febrero de 2022, los bienes intermedios un 2,8%, un 2,4% en los bienes de consumo no duraderos y un 0,8% en los bienes de capital y los bienes de consumo duraderos. Los precios del conjunto de la industria, excluida la energía, se han incrementado un 2,1%.
En la UE, los precios de la producción industrial han subido un 11,6% en el sector de la energía, un 2,9% en los bienes intermedios, un 2,6% en los bienes de consumo no duradero y un 1,0% en los bienes de capital y de consumo duradero. Los precios de la industria total, excluida la energía, han avanzado un 2,3%.
Los mayores aumentos mensuales de los precios industriales se han registrado en Irlanda (+36,1%), Grecia (+8,8%) y Portugal (+8,4%), mientras que el único descenso se ha observado en Eslovaquia (-1,1%), mientras que en Malta los precios de producción industrial han permanecido sin cambios.
Los precios de la producción industrial en la zona del euro en marzo de 2022, en comparación con marzo de 2021, han aumentado un 104,1% en el sector de la energía, un 22,6% en los bienes intermedios, un 8,7% en los bienes de consumo no duradero, un 7,9% en los bienes de consumo duradero y un 6,5% en los bienes de capital. Los precios del conjunto de la industria, excluida la energía, han avanzado un 13,6%.
En la UE, los precios de la producción industrial han subido un 101,3% en el sector energético, un 22,8% en los bienes intermedios, un 9,5% en los bienes de consumo no duradero, un 8,4% en los bienes de consumo duradero y un 6,9% en los bienes de capital. Los precios de la industria total, excluida la energía, se han incrementado un 14,1%.
Los precios de la producción industrial han subido en todos los Estados miembros, registrándose los mayores incrementos anuales en Irlanda (+106,1%), Rumanía (+67,6%) y Dinamarca (+62,0%).

Compartir en:

Crónica económica te recomienda