El recobro, en crisis

24 de noviembre de 2021

Según el Observatorio Sectorial DBK de Informa (filial de Cesce), líder en el suministro de Información Comercial, Financiera, Sectorial y de Marketing en España y Portugal, la cartera gestionada por empresas especializadas en recuperación de deudas registró un nuevo incremento en 2020, a pesar de la práctica paralización de las operaciones de compraventa de carteras de impagados durante buena parte del año, como consecuencia de la pandemia de la COVID-19. En 2020 alcanzó los 260.000 millones de euros, un 4% más que en el año anterior.

Compartir en:

El estado de alarma y el descenso de la actividad económica motivaron un sensible descenso del volumen de deuda recuperado, que se situó en 22.000 millones de euros. De este modo, la tasa de recuperación se redujo por primera vez en siete años, hasta el 8,5%. En este escenario, el volumen de negocio de las compañías que prestan servicios de recuperación de deudas disminuyó un 11,6%, situándose en 950 millones de euros.
A pesar de la negativa coyuntura y la paralización de la actividad económica provocada por la crisis sanitaria, los indicadores de morosidad siguieron mostrando una tendencia a la baja, gracias a las medidas de apoyo al tejido empresarial y a los particulares afectados. Así, el volumen de créditos de dudoso cobro de las entidades financieras se redujo un 3,5%, hasta los 55.164 millones de euros, mientras que la tasa de impago se situó en el 4,51% a finales 2020.

A corto y medio plazo se espera una moderada recuperación de la facturación sectorial, en un escenario de previsible incremento de la deuda impagada, que se traducirá en un aumento de la demanda de servicios de gestión de impagados para terceros y del volumen de compraventa de carteras. Las operaciones de compra y fusión entre empresas y el abandono de la actividad por parte de pequeños operadores contribuirán a que siga aumentando la concentración, en un sector todavía formado por numerosas empresas de reducida dimensión. Las cinco primeras compañías alcanzaron en 2020 una cuota de mercado conjunta del 56%, mientras que las diez primeras reunieron el 70%.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda