ASI ESTA EL MUNDO DE LA VIVIENDA, CON SU LEY ATASCADA

Los alquileres crecieron un 1,14%

17 de enero de 2022

Según el informe anual de precios de alquiler elaborado por pisos.com, la vivienda en alquiler en España tuvo en diciembre de 2021 un precio medio de 9,98 euros por metro cuadrado. Esta cifra marcó una subida mensual del 0,71%. Trimestralmente, creció un 1,73%. Semestralmente, se revalorizó un 3,63%; e interanualmente, subió un 1,14%.

Compartir en:

A lo largo de 2021, el mercado el alquiler ha ajustado sus precios, una tendencia que podría encallarse de cara al próximo año. Según Ferran Font, director de Estudios de pisos.com, “la pandemia promovió la negociación a la baja de las rentas, al tiempo que buena parte de la demanda tradicional como, por ejemplo, los estudiantes, volvieron a casa de sus padres. Asimismo, los potenciales compradores con ahorro y solvencia que vivían de alquiler dieron el salto a la propiedad aprovechando la financiación barata y el crecimiento progresivo de los precios de la vivienda”. Font indica que “el abaratamiento de las rentas también se ha visto motivado por la asimilación por parte del alquiler residencial de viviendas heredadas y turísticas”.

El portavoz de pisos.com declara que este escenario podría dar un vuelco en 2022: “La plusvalía que genera la venta en estos momentos de gran presión compradora es muy interesante, por lo que parte de la oferta de alquiler podría hacerse líquida y desaparecer del inventario actual”, señala el directivo. Por otra parte, Font alude a las medidas intervencionistas de la Ley de Vivienda, “que anticiparían una subida previa a la entrada en vigor de las limitaciones anunciadas por el Gobierno para mantener la rentabilidad en un contexto económico inflacionista”. El informe anual de pisos.com reveló que las regiones más caras para vivir de alquiler en diciembre de 2021 fueron Madrid (12,39 €/m²), Baleares (11,71 €/m²) y Cataluña (11,09 €/m²), mientras que las rentas más económicas estuvieron en Castilla y León (4,55 €/m²), Extremadura (5,13 €/m²) y Castilla-La Mancha (5,42 €/m²). Frente a noviembre, el incremento más llamativo tuvo lugar en Baleares (2,99%). El mayor ajuste se produjo en Asturias (-2,92%). Respecto al año pasado, Cataluña (10,13%) fue la que más subió. El mayor descenso fue el de La Rioja (-12,23%).

En la clasificación de provincias por renta, en diciembre de 2021 la primera posición fue para Madrid, con 12,39 euros por metro cuadrado. Le siguieron Barcelona (12,19 €/m²) y Baleares (11,71 €/m²). En el lado opuesto, Cuenca cerró la clasificación con 3,22 euros por metro cuadrado. Otras provincias económicas fueron Ávila (3,37 €/m²) y Ciudad Real (3,59 €/m²). La provincia que más encareció sus alquileres en el último mes fue Salamanca (3,09%), mientras que la que más los abarató fue León (-2,96%). De un año a otro, la mayor subida fue la de Pontevedra (15,41%). La renta que más se ajustó fue la de Ourense (-16,26%).

En cuanto a capitales de provincia, Barcelona fue la más cara para los inquilinos con un precio medio de 17,45 euros por metro cuadrado. Le siguieron Donostia-San Sebastián (16,17 €/m²) y Madrid (15,80 €/m²). Por el contrario, Zamora fue la más barata con 4,99 euros por metro cuadrado. Otras capitales de provincia económicas fueron Cuenca (5,83 €/m²) y Ciudad Real (5,89 €/m²). Teruel (3,03%) protagonizó las subidas mensuales, mientras que Huelva (-3,02%) fue la capital que más se devaluó en este periodo. Frente a diciembre de 2020, Lugo (21,97%) lideró los incrementos. El recorte más llamativo lo arrojó Logroño (-10,61%).

El alquiler catalán en caída

El Gobierno prevé aprobar esta semana el anteproyecto de Ley por el Derecho a la Vivienda, que incluye la posibilidad de intervención de precios del mercado de alquiler, mientras el sector inmobiliario clama que el problema de España y del alza de precios es la falta de oferta, y que limitar la cuantía de los arrendamientos produce precisamente una contracción de la oferta, como ha pasado en Barcelona.

Dicha capital volvió a registrar subidas de precios del alquiler en 2021 pese a la ley catalana de contención de los arrendamientos en vigor desde septiembre de 2020, mientras que se ha estancado la oferta de viviendas disponibles, según datos de los portales Idealista, Habitaclia, Fotocasa y de la Generalitat recopilados por la Cámara de la Propiedad Urbana de Barcelona.
La ciudad de Barcelona ha visto cómo en 2021 el precio de sus alquileres se incrementaba un 3,1% hasta situarse en 15,4 euros el metro cuadrado, según Idealista. Este cambio de tendencia se ha concentrado en el cuarto trimestre del año, cuando han subido un 3,8%, y con especial incidencia en el mes de diciembre, con un incremento del 2,6%. Por el contrario, Madrid finalizó el año con una caída interanual en el precio del alquiler de vivienda del 2,7%, lo que sitúa el precio del metro cuadrado en la capital estatal en 14,6 euros, según el mismo portal inmobiliario.

Según un informe de la Cámara de la Propiedad Urbana de Barcelona, el marco regulatorio de congelación de alquileres y "la ausencia de medidas realistas y eficaces de fomento de nueva construcción para alquiler" acentuarán las tensiones sobre los precios y restricción de la oferta en la ciudad.
Idealista calcula que las rentabilidades más bajas de España son las que obtienen los propietarios de viviendas en alquiler en San Sebastián (3,7%), Palma (4,5%), A Coruña (4,6%), Ourense, Madrid y Barcelona (4,7% en los tres casos).

Compartir en:

Crónica económica te recomienda