PISOS: la inflación llega a los pisos de las costas

21 de junio de 2022

La vuelta a la normalidad ha disparado las compraventas, también en la costa, donde comprar una segunda residencia no solo representa un bien de uso sino de inversión. No obstante, la escalada de los precios se ha dejado sentir en el litoral español. Según el portal inmobiliario pisos.com, una vivienda tipo en venta en las playas españolas cuesta, de media, 251.927 euros, un 5,86% más que en 2021, cuando el precio medio fue de 237.982 euros.

Compartir en:

La variación hace un año fue apenas del 0,91%. En cuanto al alquiler, se ha pasado de una renta media de 751 euros semanales a 796 euros, lo que se traduce en un repunte interanual del 6%. El año pasado se registró una subida del 2,86%. Lo que permanece invariable es la amortización. En 2022, como en 2021, deben pasar 32 años para que el propietario amortice la compra, suponiendo que se disfrutara del piso dos semanas al año y se alquilara a un tercero ocho semanas más. En cuanto a la rentabilidad por alquilarlo, ha habido una ligera variación: ha pasado del 2,52% en 2021 al 2,53% en 2022. Para  Font, director de Estudios de pisos.com, “la costa española sigue siendo un poderoso imán, tanto para clientes nacionales como extranjeros. El regreso del turismo está potenciando el alquiler vacacional, que arroja rentabilidades muy atractivas”. Asimismo, el portavoz del portal inmobiliario indica que “la búsqueda de espacios exteriores está llevando a muchos compradores e inquilinos a buscar una casa cerca del mar, sobre todo, cuando el teletrabajo acompaña”.

 

Costa del Garraf (507.283 €) repite en primera posición en el ranking de los pisos medios más caros en venta. Costa Vasca (419.932 €) y Costa Brava (398.105 €) se mantienen en segundo y tercer lugar. En cuanto a los pisos medios más económicos, se localizan en Costa de Almería (124.737 €), Costa Cálida (152.094 €) y Rías Altas (150.709 €), al igual que el año pasado. Atendiendo a las variaciones interanuales, las únicas bajadas se dieron en Costa Vasca (-2,93%) y Costa Verde (-1,99%). Las que más crecen son Baleares (12,17%), Costa del Sol (11,92%) y Canarias (11,01%).

 

Al igual que en 2021, los litorales de Almería (458 €/semana), Rías Baixas (492 €/semana) y Rías Altas (504 €/semana) son los más asequibles para el alquiler, mientras que Baleares (1.893 €/semana), Costa Brava (1.356 €/semana) y Costa del Garraf (1.234 €/semana) son los más costosos. Baleares (11,03%), Costa del Sol (10,76%) y Canarias (10,58%) son las zonas que más han subido frente a 2021. Las únicas costas que han bajado sus rentas son Costa Verde (-2,71%), Costa de Valencia (-2,25%) y Costa Vasca (-1,40%).

 

Respecto a la rentabilidad, la costa que más beneficios reporta a los propietarios es Baleares (3,85%), al igual que el año pasado. Costa Cálida (3,35%) y Costa de la Luz (3%) son las siguientes en rentabilidad. Respecto a las zonas donde menos se gana con el alquiler, Costa Vasca (1,61%), Costa del Garraf (1,95%) y Costa de Cantabria (2,01%) protagonizan el ranking

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda