Panettones, con algo mas

13 de noviembre de 2021

La Navidad es una época dorada para los golosos: turrones, polvorones, peladillas, roscones de Reyes… y, cada vez más, panettones, un tradicional dulce de origen italiano, perfecto para compartir y endulzar cualquier reunión en estas fechas, que hemos adoptado tanto en nuestro país como en buena parte del mundo.

Compartir en:

La receta original de este bollo cilíndrico, fragante y esponjoso contiene harina, agua, levadura fresca, huevo y azúcar, ingredientes de una masa a la que se añaden agua de azahar y fruta confitada, pasas o pepitas de chocolate.
Su historia parece remontarse al Milán del siglo XV. Hay varias leyendas sobre su origen: se dice que surgió por accidente en el palacio de un duque milanés, donde se quemó el postre en la cena de Navidad y un sirviente, de nombre Toni –de ahí el nombre, pane de Toni–, tuvo que improvisar otro con los ingredientes que quedaban en la alacena (huevos, harina, cítricos y uvas); otra, más romántica, cuenta que un joven noble se enamoró de la hija de un pastelero y, para lograr la aprobación del padre, se hizo pasar por su aprendiz y se esmeró en crear un pan azucarado con frutas confitadas y aroma a naranja.

Esta Navidad, Pink Lady® lanza un panettone de edición limitada, elaborado por el maestro pastelero barcelonés Escribà, propietario de las pastelerías Escribà, en la Ciudad Condal, y reconocido como Mejor Pastelero de España por la Real Academia Española de Gastronomía. Se ha seguido la receta más tradicional, a la que se han añadido manzana Pink Lady® caramelizada –inspiradas en las manzanas de las ferias– y chocolate gold, un chocolate blanco al que se le caramelizan los azúcares. En palabras de Escribà, «la manzana Pink Lady® aporta al panettone un sabor redondo y ligero y una textura suave que combinan a la perfección con una masa tan aérea y con el dulzor del chocolate».
Por su riqueza aromática, su particular sabor dulce, su seductor color y su producción local y sostenible, las manzanas Pink Lady® –que se producen en pequeñas plantaciones familiares de Lleida y Girona mediante procesos que respetan la tierra y el ciclo natural del árbol y se recolectan en su punto óptimo de maduración– han sido en los últimos años ingrediente fetiche y fuente de inspiración de los mejores cocineros, bartenders y reposteros de nuestro país.

El panettone Pink Lady® se puede adquirir por 32 € la unidad (750 g) en las tiendas Escribà Gran Vía (Gran Vía de las Cortes Catalanas, 546), Escribà La Rambla (Rambla de las Flores, 83) y Escribà Aeropuerto Josep Tarradellas-El Prat (T1) y en la tienda online www.escriba.es, con envío a toda España.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda