La constitución de empresas cae un 3%

07 de octubre de 2022

En el mes de septiembre se han creado 6.416 empresas en España, un 2 % más que durante el mismo mes en 2021, según el Estudio sobre Demografía empresarial realizado por Informa D&B. Se trata de la segunda cifra más baja del año, superando solo en un 0,3 % los datos de agosto. El capital desembolsado en estas sociedades, 286 millones de euros, se recorta un 1 %.

Compartir en:

El total de constituciones en los tres primeros trimestres del año llega a 75.703, un descenso del 3 % frente a los mismos meses el pasado año. La inversión de capital realizada disminuye un 10 %, para quedar en 3.553 millones de euros. Las tres empresas constituidas con mayor inversión en el mes de septiembre son: Grupo Saepi SL (42 millones de euros), GS Invest Commodity FI SL (24 millones de euros) y Maruxia Gestión Empresarial SL (18 millones de euros), localizadas en Madrid, Málaga y Orense respectivamente. Gianese, directora de Estudios de INFORMA D&B explica que: “Los tres primeros trimestres del año terminan con un empeoramiento de todos los datos de demografía empresarial respecto al año pasado: las constituciones caen un 3 %, el capital invertido un 10 %, los concursos avanzan un 15 % y las disoluciones suben un 11 %”.

Las empresas constituidas en septiembre han supuesto el nombramiento de 7.642 administradores, lo que evidencia la existencia de unos órganos de gobierno reducidos en nuestro país (siendo el régimen de Administrador único el más común). Tan solo el 24,5 % de los cargos creados este mes están ocupados por mujeres. En los sectores de Alta Tecnología la creación de empresas en septiembre desciende un 11 %, hasta 327 para llegar a 4.145 en lo que llevamos de año, el 5,5 % del total nacional, y un 2 % por debajo de los nueve primeros meses de 2021. La inversión desde enero se recorta un 41 %, peor comportamiento que en el conjunto de empresas, quedando en 48 millones de euros. El 87 % de estas compañías se dedican a Servicios de alta tecnología o de punta y el resto a Sectores manufactureros de tecnología alta o media-alta.

Madrid y Andalucía sufren los mayores descensos desde enero

Madrid, Cataluña y Andalucía son las autonomías donde más empresas nacen tanto en los primeros nueve meses como en septiembre, con 17.384, 14.677 y 12.948 en el acumulado y 1.512, 1.266 y 1.097 en el mes cada una. Entre las tres suponen el 59 % del total desde enero. Madrid y Andalucía son también las que sufren el mayor descenso en valor absoluto en este periodo, restando 787 y 329 cada una.

Tan solo Melilla (+5 %), Canarias (+1 %) y Baleares, (+17 %) obtienen mejores resultados en lo que llevamos de año, siendo la última la que más creaciones añade, 425. En septiembre Cataluña y Madrid impulsan el leve crecimiento, sumando 177 y 93 constituciones cada una, mientras que Valencia es la que más retrocede, resta 82.

CREACIONES

El capital invertido en los nueve primeros meses disminuye en la mayor parte de las autonomías, con las excepciones de Andalucía, (+8 %), Ceuta (+258 %), Melilla (+19 %), Extremadura (+20 %), Canarias (+68 %), La Rioja (+393 %) y Madrid (+38 %). El mayor descenso cuantitativo desde enero es para el País Vasco, que recorta 239 millones de euros, mientras que Madrid es la comunidad que más suma, 304 millones de euros, liderando los datos con 1.104 millones de euros, el 31 % del total. Andalucía, que es las segunda, no llega a los 650 millones de euros. En septiembre, también son las que alcanzan las mayores cifras, 94 y 48 millones de euros respectivamente.

Construcción y actividades inmobiliarias, Hostelería y Otros servicios son los únicos sectores con más creaciones desde enero

En los nueve primeros meses del 2022 el número de creaciones se eleva en los sectores de Construcción y actividades inmobiliarias, un 6 %, Hostelería, un 10 %, y Otros servicios, un 13 %. Comercio es el que más pierde en valor absoluto, con 1.574 constituciones menos.

Construcción y actividades inmobiliarias, Comercio y Servicios empresariales encabezan los datos acumulados registrando 17.445, 14.673 y 11.305 creaciones en cada caso. Juntos suponen el 57 % del total. Y también los de septiembre, con 1.494, 1.196 y 885 respectivamente. Construcción y actividades inmobiliarias, Hostelería y Energía son los que crecen en mayor medida este mes, añadiendo 156, 121 y 80 constituciones cada uno.

La inversión acumulada desde enero se concentra principalmente en Intermediación financiera, aunque reduce 236 millones, hasta 1.483, que suponen el 42 % del total. El siguiente, Construcción y actividades inmobiliarias, no llega a los 1.000 millones de euros, se queda en 975, un descenso del 13 %. En septiembre es sin embargo el primero con 122 millones de euros, un 58 % más.

Crecen las insolvencias por el fin de las ayudas públicas

Crédito y Caución prevé que en los próximos meses se produzca un ajuste de los niveles de insolvencia en todo el mundo vinculado al fin de los apoyos fiscales al tejido empresarial en un contexto de desaceleración del crecimiento mundial. Las perspectivas se han debilitado aún más en los últimos seis meses, principalmente por el impacto en la inflación de los altos precios de la energía y los cuellos de botella en la cadena de suministro, mermando el poder adquisitivo de los consumidores.

De acuerdo con el último estudio difundido por la aseguradora, en Turquía, España, Suiza o Reino Unido las insolvencias están ya muy por encima de los niveles anteriores a la pandemia. República Checa, Rumanía y Dinamarca muestran un nivel inferior pero ya han superado también los de 2019. En cambio, en Países Bajos, Estados Unidos, Corea del Sur o Japón aún no se observa una reversión a los niveles normales. Incluso en los últimos trimestres, los niveles de insolvencia en estos países se mantuvieron muy bajos. Todos ellos tenían programas de apoyo gubernamental relativamente generosos que han mejorado la posición de liquidez de las empresas.

El informe de Crédito y Caución explica que durante la pandemia de Covid-19 se produjo un descenso mundial de los niveles de insolvencia debido a las moratorias concursales y los estímulos fiscales. Los generosos apoyos gubernamentales de 2020 no solo salvaron a empresas viables sino que crearon empresas zombis que habrían impagado en una situación de normalidad. Desde 2021, coincidiendo con la retirada progresiva de los estímulos fiscales, se ha producido un ajuste parcial a los niveles de insolvencia que muestra una amplia variabilidad por países. “Prevemos que pueden pasar hasta ocho trimestres después de la interrupción de las ayudas públicas antes de que el nivel de insolvencia alcance el nivel de normalidad”, explica el informe. A esta normalización podrían añadirse los impagos adicionales por parte de las empresas zombi, que entrarán gradualmente en mora.

En 2022 se prevé una disminución sustancial de las insolvencias en Nueva Zelanda y Hong Kong, ya que sostienen programas de estímulo fiscal. El crecimiento será moderadamente negativo en Suecia y moderadamente positivo en España, Singapur, Corea del Sur, Japón, Estados Unidos y República Checa. El aumento será sustancial en Rusia debido al impacto de una economía en recesión en 2022 y 2023. En 2023 , las tasas más altas de crecimiento de las insolvencias se observarán en Corea del Sur, Nueva Zelanda, Estados Unidos, Hong Kong, Singapur y los Países Bajos.

En los próximos años, las empresas tendrán que adaptarse a un entorno sin ayudas públicas significativas, lo que supondrá un desafío para las empresas que se han sobreendeudado durante la pandemia.

 

 

 

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda