Los empresarios, de momento, satisfechos

16 de marzo de 2021

Desde la CEOE se esta trasmitiendo un mensaje de e tranquilidad ante el ascenso de Diaz a la vi presidencia social.  Para algunos, todo se traduce en una sencilla frase, "sale del Gobierno el populismo más extremo de Iglesias y asciende un perfil más moderado, con experiencia en negociaciones en materia laboral", 

Compartir en:

Además, en CEOE entienden que, “no sólo es bueno que adquiera una posición más relevante alguien con quien se han alcanzado numerosos consensos, sino que su ascenso facilitaría las negociaciones dentro del propio Gobierno con el área económica que capitanea Nadia Calviño”. Y en ese contexto se espera que las  negociaciones La ministra y probable vicepresidenta segunda arranca esta misma semana las negociaciones con los agentes sociales para la reforma laboral. Tras superar la idea de derogar los aspectos “más lesivos” de la legislación de 2012, los trabajos se centran ahora en elaborar el denominado ‘Estatuto del Trabajo del siglo XXI’. Los cambios se realizarán en varias fases - en parte porque Bruselas urge a España a presentar ya cambios en el marco laboral lo antes posible - y se van a centrar, de primeras, en la negociación colectiva (recuperación de la prevalencia del convenio sectorial y ultraactividad) para avanzar inmediatamente hacia otros asuntos más complejos de abordar como la limitación de la subcontratación o de la contratación temporal.
La eventual promoción de Díaz se lee también en clave feminista. Con ella, todas las Vicepresidencias del Gobierno estarán ocupadas por mujeres, algo inédito en la historia de España. La ministra de Trabajo ocupará la segunda, por detrás de Carmen Calvo, que ostenta la Vicepresidencia primera y es ministra de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, y por delante de Calviño (Vicepresidencia tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital) y de Teresa Ribera, vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda