Los hoteles de Barcelona han perdido 2.100 M€

28 de abril de 2021

Los hoteles de Barcelona han perdido el 95% de su facturación en los 15 meses que llevan afectados por la pandemia, lo que supone unos 2.100 millones de euros, y actualmente un 70% de los establecimientos continúa cerrado y el 90% de los empleados en ERTE (sobre un total de unos 35.000 trabajadores), según el Gremio de Hoteles de la capital catalana.

Compartir en:

Su presidente, Mestre, ha añadido en rueda de prensa que el 30% de hoteles que están abiertos (un total de 131) tienen entre un 10 y un 15% de ocupación y precios entre un 50 y 60% por debajo de lo que sería habitual en esta época, con un perfil de fuerza mayor, por motivos de trabajo o de salud. El director general, Casals, ha ejemplificado que un día como hoy deberían estar pernoctando 60.000 personas en la ciudad, pero hay 2.100 o 2.200, y que "prácticamente no hay reservas" para el verano, cuando no prevén que estén abiertos más del 50% de los hoteles. Algunos incluso ya apuntan a esperar hasta 2022.

Además, todavía no hay reservas para el mayor evento previsto a corto plazo en Barcelona, el Mobile World Congress, agendado para finales de junio: "Va todo con más retraso que habitualmente". La activación de las reservas que impulsa la organización del congreso no se espera hasta ya iniciado el mes de junio, han señalado a elEconomista desde el Gremio. Como rayo de esperanza, Casals ha indicado que el negocio de la hotelería en Barcelona es viable a largo plazo, y que ello se refleja en que al menos una decena de hoteles han cambiado de manos: "Si alguno cierra por la pandemia, será algo esporádico".
Mestre ha reconocido que los créditos ICO y los ERTE les ayudaron a superar el golpe al inicio de la pandemia, pero que casi no han recibido ayudas directas pese a ser uno de los sectores más afectados, junto al ocio nocturno, y sí que han tenido que pagar impuestos como el IBI o el IAE.

En cualquier caso, ha incidido en que la mayor ayuda que pueden recibir los hoteles y toda la economía en general es que se acelere el ritmo de vacunación para que, en su caso, regrese el turismo internacional este verano, y también ha clamado que se reactiven los eventos de negocios "lo antes posible". Mestre ha recordado que el sector hotelero de Barcelona representa el 5% del PIB catalán y ha instado a las administraciones a sumar esfuerzos para dar confianza a los visitantes extranjeros y favorecer la llegada de turistas de calidad.
En este sentido, ha apoyado los planes de ampliación de Fira de Barcelona y del Aeropuerto de El Prat para ganar grandes eventos y conexiones aéreas intercontinentales, así como la ubicación de una delegación del museo del Hermitage en la ciudad que favorecería el turismo cultural.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda