Nace Re-skilling 4 Employment, co-liderado por Iberdrola

07 de mayo de 2021

La revolución digital, la automatización y la obsolescencia de habilidades han provocado una brecha profesional que pone riesgo el empleo de muchas personas en Europa.

Compartir en:

En este contexto, Iberdrola, junto con otras empresas como AstraZeneca, Iberdrola, Nestlé, SAP, Sonae, Telefónica y Volvo Group, co-lidera el programa europeo Re-skilling 4 Employment con el objetivo de impulsar la formación y la búsqueda de soluciones estructurales contra el desempleo en el continente.
 
Promovida por la European Roundtable of Industry (ERT), la iniciativa R4E persigue que un millón de adultos de todas las edades en Europa se reciclen y adquieran nuevas competencias profesionales en 2025. El programa permitirá coordinar los esfuerzos de instituciones públicas y organizaciones privadas para evolucionar la cualificación profesional y asegurar un nuevo puesto de trabajo a 5 millones de europeos en el horizonte 2030. De estos, un millón se generarían en España. Este compromiso conjunto permitirá poner en marcha una batería de medidas con potencial para ampliar y mejorar los ecosistemas nacionales de reciclado de habilidades profesionales y/o desarrollar soluciones que puedan transferirse entre países. El proyecto está alineado con las prioridades del Plan Europeo de Recuperación y el Plan de Recuperación España Puede.
 
La ERT ha presentado este proyecto en el marco de la Cumbre Social de Oporto*, que se inicia hoy bajo la presidencia portuguesa del Consejo Europeo. Estas cifras representan el 25% de la población activa europea** que, durante los próximos años y a medida que desaparezcan los empleos actuales por la automatización, necesitará formarse en nuevas habilidades. La pandemia del COVID-19 ha acelerado estas tendencias, haciendo más urgente y necesario un enfoque conjunto de la readaptación profesional.
La iniciativa ofrece apoyo a través de cuatro vectores críticos como la habilitación tecnológica para la reconversión profesional, incluyendo una plataforma común y recomendaciones impulsadas por la inteligencia artificial; una red de proveedores de formación altamente cualificados y empresas generadoras de empleo; la creación de ecosistemas de empleo en las ciudades para facilitar la colocación; y el apoyo en el diseño de modelos de financiación de forma que se alineen los incentivos a proveedores de formación, empresas y candidatos.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda