Telefonica y Vodafones inyectan recursos a sus torres

31 de marzo de 2022

Cornerstone Telecommunications Infrastructure Limited (CTIL), filial de torres de telecos de Telefónica y Vantage Towers (Vodafone) en Reino Unido, cerró hace pocas semanas una operación de calado la refinanciación de su deuda.

Compartir en:

La compañía firmó en enero un acuerdo para una línea de crédito revolving por un importe de 500 millones de libras (unos 590 millones de euros) con SMBC Bank International, antiguo Sumitomo Bank, que actuó como agente para otras entidades.El propósito del acuerdo se centra en la financiación o refinanciación de los costes de transacción, impuestos, comisiones u otros gastos asociados con la financiación, según explica en su informe financiero anual. De igual forma CTIL buscaba repagar un préstamo interno de los accionistas, de 460 millones de libras, firmado en enero de 2021.
Además, la empresa de torres, que compite con grupos como Cellnex en el mercado británico, señaló que la línea de crédito se dirige a la financiación de propósitos corporativos generales así como de los requerimientos de capital del propio negocio. La línea de crédito, con un periodo de cinco años, obliga a la compañía a establecer una serie de covenants y ratio de apalancamiento y de cobertura de intereses.

En el citado informe, CTIL señala que ha estado financiada por sus dos accionistas con distintas líneas de crédito, así como con aportaciones de equity. A principios de 2021, Telefónica y Vodafone avanzaron 305 millones de libras bajo el acuerdo de línea de crédito de los accionistas, con el objetivo de repagar otros préstamos. Los términos de este préstamo eran de Libor más un 1,3%.
CTIL señala que puede continuar sus operaciones gracias a la financiación de los actuales contratos con sus accionistas así como con la contratación con nuevos clientes en un futuro previsible. Sus consejeros señalan que las previsiones de generación de caja hasta finales de marzo de 2023, junto con la financiación disponible, la empresa podrá hacer frente a todas las deudas en este periodo. La compañía había cerrado su ejercicio fiscal de 2021 (en el mes de marzo) con una liquidez de 44 millones de libras, frente a 31 millones del año anterior.

 

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda