RAZONES DE UNA PERSECUCION FISCAL

A pesar de la crisis, las eléctricas se salvan

27 de septiembre de 2022

El Índice general de Cifra de Negocios Empresarial (ICNE) retrocedió un 0,3%. De los cuatro grandes sectores que pondera el INE, solo las eléctricas han logrado sortear el desplome generalizado de ingresos. E decir, las compañías de suministro de energía eléctrica y agua, saneamiento y gestión de residuos fueron las únicas que mantuvieron una evolución positiva de su cifra de negocios en julio, según el último informe del INE.

Compartir en:

El conjunto presentó un aumento mensual del 5,6% frente al incremento del 2% del mes anterior. La evolución contrasta con la de julio de 2021, cuando este grupo sufrió una caída de su facturación del 0,1%. Las empresas vinculadas al negocio eléctrico y de tratamiento de residuos viven un alza de ingresos récord para la serie histórica, de acuerdo con la tasa de crecimiento anual que presenta el conjunto. El pasado julio, esta se situó en el 98,6% (una vez corregidos los efectos estacionales), frente al 32% del mismo mes de 2021. Y esta foto coincide con las últimas cuentas semestrales que han presentado los grandes grupos energéticos del Ibex 35. La cifra de negocios de Iberdrola superó los 24.400 millones de euros al cierre de los seis primeros meses de 2022, frente a los más de 18.700 millones que registró en idéntico periodo del pasado ejercicio. Un 30% más. Repsol reportó más de 40.200 millones de euros de facturación, frente a los cerca de 22.000 millones de 2021. Un 83% más.
Las ventas de Naturgy experimentaron un crecimiento del 83%. La primera gasista sobrepasó los 16.700 millones de euros entre enero y junio de este año, frente a los 9.130 millones del ejercicio anterior. La facturación de Endesa creció otro 64%, al disparar sus ventas a 14.851 millones de euros, frente a los poco más de 9.000 millones del primer semestre de 2021.

Es decir, la cifra de negocios de las cuatro 'grandes' eléctricas superó los 96.151 millones entre enero y junio de 2022. Precisamente es esta partida contra la que carga el nuevo gravamen que el Gobierno presentó en el Congreso el 13 de septiembre. El departamento que dirige María Jesús Montero se ha cuidado de no mencionar la palabra 'impuesto' en su proposición de ley sobre el nuevo rejón a las eléctricas. Para evitar enredos judiciales, Hacienda lo ha bautizado como una "prestación patrimonial de carácter público de naturaleza no tributaria".

La idea del Gobierno es activar un gravamen del 1,2% a las ventas de las eléctricas para recaudar alrededor de 7.000 millones, según las estimaciones del propio Ejecutivo. La medida, de carácter extraordinario, afectará a los resultados de 2022 y 2023. La medida ha soliviantado al sector. La patronal Aelec (antes Unesa) y algunas formaciones como el Partido Popular han exigido que el eventual impuesto se adhiera a la hoja de ruta de la Comisión Europea, que también valora una tasa especial a los grupos energéticos.

El planteamiento de Bruselas pasa por centrar el futuro impuesto en los superávits obtenidos por las empresas vinculadas al negocio del petróleo, el gas y el carbón al calor del descontrol de precios en el mercado energético. Esta opción beneficiaría a los asociados de Aelec -Iberdrola, Endesa y EDP-, en detrimento de los líderes del mercado de hidrocarburos como Repsol, Naturgy, Cepsa, BP o Shell. Además, el tributo que defiende el Ejecutivo comunitario no se orienta a gravar los ingresos sino los beneficios, una partida mucho más vulnerable a las filigranas contables de las compañías. 

Iberdrola lanza una campaña de autoconsumo

Iberdrola ha lanzado una nueva campaña publicitaria para fomentar el autoconsumo fotovoltaico en los hogares españoles. Bajo el eslogan “Tengas la casa que tengas, el sol es tuyo”, la compañía quiere dar a conocer las soluciones de que dispone para cada tipo de vivienda, a través de Smart Solar.

La compañía, pionera en la oferta de autoconsumo para clientes con vivienda unifamiliar, se ha adaptado a distintas necesidades para poner al alcance de todos sus clientes la posibilidad de acceder al autoconsumo solar. Esta modalidad puede suponer un ahorro de hasta el 70% en la factura de la luz.

La solución integral Smart Solar de Iberdrola permite una instalación llave en mano sin necesidad de realizar una inversión inicial. Además, posibilita llevar un control del funcionamiento de la instalación y de su consumo a través de una aplicación móvil. Los clientes de Smart Solar pueden beneficiarse también de la energía que no consumen, así como de las distintas subvenciones y ayudas que existen. Actualmente, en España más de dos tercios de la población vive en edificios en altura, es por ello por lo que la compañía energética ofrece soluciones de autoconsumo colectivo que incluyen la posibilidad de ceder el espacio de la cubierta a Iberdrola para que asuma la instalación del sistema fotovoltaico facilitando el acceso a la ‘energía verde’ generada a las personas que vivan en las proximidades.

En cuanto a la posibilidad de compensar la energía vertida a la red, los clientes de Iberdrola no cuentan con ningún tipo de suelo para su valoración, de forma que su factura puede llegar a ser de cero euros. Además, esta campaña incorpora la novedad de que en el caso de que aún queden excedentes, los autoconsumidores de Iberdrola podrán aprovecharlos en una segunda residencia.

Incremento del 150% en lo que va de año

Iberdrola se ha consolidado como la compañía de referencia en autoconsumo con un incremento del 150% en su cartera en lo que va de año. En la actualidad, la empresa lidera el mercado del autoconsumo fotovoltaico en España, con la gestión del 40% de los clientes de esta modalidad en el país. La compañía se convirtió en 2015 en la primera empresa de su sector en integrar en su oferta de servicios las soluciones de autoconsumo. Iberdrola mantiene su compromiso para continuar siendo tractor en los próximos años de esta tecnología que, además de reducir la factura energética, protege de las potenciales variaciones de los precios de la energía, posibilita su uso incluso de noche (con la instalación de un sistema de almacenamiento de baterías) y permite la generación de energía libre de emisiones de CO2.

En este sentido, la compañía tiene el objetivo de mantener su actual cuota de liderazgo en este mercado en los próximos años, en los que espera que se supere incluso el escenario de alta penetración descrito en la Hoja de Ruta del Autoconsumo del Gobierno de España y se alcancen los 14.000 MW de autoconsumo instalados en 2030. El desarrollo de soluciones inteligentes es una de las líneas estratégicas del grupo Iberdrola, que espera alcanzar los 40 millones de contractos con clientes en todo el mundo en 2025 con servicios como el almacenamiento de energía, la bomba de calor y la movilidad eléctrica, además del autoconsumo.

 

Naturgy invertirá 57 M€ en el segundo parque eólico de Extremadura y en su tercera planta fotovoltaica en la Comunidad

Fernández Vara, y Reynés, acompañados de diversas autoridades han puesto la primera piedra del parque eólico Merengue II y de la planta fotovoltaica Puerta del Jerte, que la compañía energética construirá en el municipio cacereño de Plasencia.

Ambos proyectos de generación de energía renovable suponen una inversión global próxima a los 57 millones de euros, que permitirán a la compañía energética sumar 80 MW a los 62 MW que ya tiene en instalados (Parque eólico Merengue I, en operación, y fotovoltaica de Miraflores, en fase pruebas) y a los 50 MW en construcción (fotovoltaica Las Jaras de Badajoz), en Extremadura.

Estas dos nuevas instalaciones producirán más de 189 GWh/año de energía, lo que equivale al consumo eléctrico anual de 54.500 viviendas. Asimismo, permitirán desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional, contribuyendo a reducir más de 120.000 toneladas de CO2 al año. Durante la vida útil de ambos proyectos, estimada en 30 años, se evitará la emisión de más de 1,8 millones de toneladas de CO2 al año.
Durante su intervención, Reynés destacó el objetivo de Naturgy para triplicar su potencia instalada en energías renovables en el horizonte del año 2025. “Extremadura ha demostrado que tiene un firme compromiso con la transición energética y ha apostado claramente por avanzar en la instalación de energía eólica y solar, por eso también es estratégica para Naturgy y es aquí donde nuestra compañía concentra más nuevos proyectos renovables de España”, señaló el presidente de Naturgy.
Por su parte, el presidente de Extremadura, Fernández Vara explicó que “Extremadura está convirtiéndose en un referente en materia de energías renovables, y en este proceso de cambio tiene la suerte de contar con cooperadores necesarios como Naturgy”. “Las energías limpias han dejado de ser un complemento para las empresas, y son una base esencial para los planes de negocio. Somos una región cada vez más atractiva, y ello es posible gracias a nuestra capacidad en renovables, con la apuesta que realizan compañías como Naturgy”, añadió.
Con un total de 11 aerogeneradores, y una inversión aproximada de 41 millones de euros, el parque eólico Merengue II tendrá una potencia de 50 MW. Producirá anualmente 127,9 GWh, y evitará la emisión anual de cerca de 81.500 toneladas de CO2.

Por su parte, la planta fotovoltaica Puerta del Jerte constará de 77.868 módulos, y supondrá una inversión aproximada de 16 millones de euros. Con una potencia de 30 MW, generará 62GWh al año, evitando la emisión de casi 39.500 toneladas de CO2 a la atmósfera.
Apuesta de Naturgy por Extremadura
Extremadura es una región de alto valor estratégico para Naturgy. Además de las dos instalaciones de Plasencia cuya primera piedra se puso hoy, la multinacional energética está construyendo otra fotovoltaica, Las Jaras, situada en los términos municipales de La Albuera y de Badajoz, con una potencia instalada de 50 MW. Esta instalación producirá aproximadamente 122,9 GWh/año de energía, lo que equivale al consumo eléctrico anual de más de 35.200 viviendas, y evitará la emisión a la atmósfera de cerca de 78.300 toneladas de CO2 al año.
Además, la fotovoltaica Miraflores, en el término municipal de Castuera (Badajoz), está ya en pruebas y entrará en operación antes de finalizar el año. Esta planta tiene una potencia instalada de 22 MW y producirá alrededor de 47 GWh al año de energía, lo que equivale al consumo eléctrico anual de más de 13.500 viviendas.
Naturgy tiene también en distintas fases de tramitación administrativa otros proyectos, que suman otros 450 MW. Por un lado, las plantas solares fotovoltaicas de Los Naipes, Los Naipes II y El Encinar I, situadas en el término municipal de Badajoz, que cuentan con una potencia instalada de 50 MW cada una y cuyo inicio de construcción está previsto antes de finalizar el año. Por otro lado, la planta fotovoltaica de Campo de Arañuelo, entre los términos municipales de Aldeacentenera y Torrecillas de la Tiesa. Esta instalación es, con 300 MW, la de mayor potencia que la compañía está tramitando actualmente en nuestro país.

Naturgy se ha convertido en uno de los inversores líderes en tecnologías limpias en España con una potencia renovable instalada en el país de más de 4 GW, de los cuales 1.951 MW pertenecen a hidráulica, 1.764 MW a eólica, 111 MW a minihidráulica y 250 MW a fotovoltaica.

 

 

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda