De Guindos: la vuelta del dividendo no esta tan lejos

23 de junio de 2021

El vicepresidente del Banco Central Europeo,de Guindos, ha avanzado que la eliminación completa del veto al dividendo de la banca "llegará más pronto o más tarde" si la actividad mantienen el ritmo y se van cumpliendo las proyecciones del supervisor monetario.

Compartir en:

Durante su intervención en remoto en el Curso de Verano “La economía de la Pandemia", celebrado en la sede de Santander de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), ha recordado que se trata de una "medida de carácter temporal extraordinario y de emergencia, que acompañó a otras medidas para fomentar el crédito". Este objetivo, "se ha conseguido", por lo que "en cuanto se vaya produciendo una normalización de la economía, esa recomendación irá perdiendo sentido". El 27 de marzo de 2020 el BCE vetó el reparto de dividendos para que los bancos mantuvieran el máximo nivel posible de capital y pudieran prestar todo lo que necesitaran las empresas y aliviar la crisis económica. El 15 de diciembre pasado, el BCE levantó parcialmente el veto y estableció que cada entidad debía pedir autorización para repartir dividendos, pero los limitó a un máximo del 15% del beneficio ordinario de 2020 o una cifra que no sobrepase los 0,20 puntos de la ratio de capital CET 1. De ambas cantidades, los bancos deben escoger la más baja.

Guindos ha insistido en que se establecieron los límites para garantizar que todos los recursos de la banca iban encaminados a asegurar el crédito, una finalidad que se ha demostrado exitosa. "Si sigue actividad y proyección que vamos recomendando, esa recomendación más pronto o más tarde acabará desapareciendo", ha reiterado el vicepresidente del BCE. Junto a la recomendación sobre el pago de dividendos, sobre la que el BCE deberá tomar una decisión después del verano, el supervisor europeo también recomendó moderación extrema en cuanto al pago de bonus a directivos, unas directrices que cree que se han cumplido.
"Sobre los famosos bonus de los banqueros se estaba pidiendo moderación. No voy a entrar en circunstancias concretas de un país específico, pero era una recomendación de moderación y creo que se cumplió bastante bien", ha valorado, tras ser preguntado por las recientes críticas de miembros del Gobierno español a los sueldos de los banqueros, en medio de una oleada de despidos colectivos en el sector.

En cuanto al estado de la banca europea, el banquero central ha declarado que "la solvencia y rentabilidad de la banca europea sigue siendo motivo de preocupación", en especial la segunda, "que ya era baja antes de la pandemia". Tras el shock del virus, "la rentabilidad ha experimentado una caída adicional y se ha acercado a cero", ha proseguido, y ha reconocido Guindos que la evolución de provisiones ha ayudado a mitigar esta caída. Asimismo, ha insistido en el llamamiento que es habitual en el BCE a "actuar sobre factores estructurales", en concreto el "exceso capacidad" y ha reiterado que, en este sentido, "las fusiones son un instrumento, no un fin en sí mismo".

En cuanto a los ERE de la banca que se ceban en las entidades españolas, de Guindos ha señalado que "los despidos son una medida defensiva", y pese a que "hay que actuar", el procedimiento debe ser "lo menos doloroso posible". "No hay problemas de solvencia ahora", ha dicho, "pero si no se resuelven problemas rentabilidad, nos podemos encontrar con estos problemas a futuro", ha recalcado para apuntar que la reestructuración laboral de las entidades se ha visto agravada por "nuevos jugadores como las fintech".necesidad en estos tiempos”

Compartir en:

Crónica económica te recomienda
Otros artículos de Redacción