March primer banco en validar operaciones facialmente.

21 de octubre de 2021

Banca March se convierte en la primera entidad financiera española en disponer para sus clientes de un sistema de biometría por voz para validar operaciones. El servicio ya está operativo y se hará extensible durante el mes de noviembre a todos los clientes de la entidad que utilicen la aplicación móvil del banco.

Compartir en:

La inclusión de la biometría por voz es pionera en España y supone un hito en el proceso de transformación digital que Banca March está llevando a cabo. Con la adopción de este procedimiento, la seguridad en la firma de operaciones se ve reforzada, ya que el cliente deberá registrar y utilizar su voz siempre desde su dispositivo de confianza. En
el momento de realizar la operación, este innovador sistema compara la voz utilizada por el cliente en la firma de su operación con la huella vocal creada previamente por él mismo en el momento del registro.
El servicio estará disponible para la firma de cualquier tipo de traspaso o transferencia que realice el cliente, independientemente del destino o el importe. En cuanto a la experiencia del cliente, se ha diseñado un proceso ágil y ligero, de modo que la creación de la huella vocal
resulte intuitiva y sencilla para cualquier usuario.
Este nuevo método de firma es una opción segura y ágil para el cliente. El usuario solo tendrá que entrar en la app de Banca March desde su dispositivo de confianza y registrar su huella de voz a modo de contraseña. Una vez finalizado el registro biométrico, tan sólo tendrá que firmar
el registro y su huella habrá quedado guardada para su ulterior utilización en la firma de operaciones. Este proceso permitirá obtener la huella vocal biométrica – analizando más de 100
factores basados en los últimos algoritmos de redes neuronales–, que es única para cada usuario, lo que impide cualquier tipo de suplantación, procurando el mayor nivel de seguridad disponible en el mercado.
No obstante, los clientes siempre podrán seguir firmando sus operaciones por los métodos tradicionales —clave recibida por SMS o posición de la tarjeta de coordenadas— en caso de que en un momento concreto no deseen utilizar la voz. En este sentido, se ofrece al cliente la opción
de activar o desactivar la firma por voz a su voluntad, así como elegir un método alternativo en el momento de la firma.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda
Otros artículos de Redacción