MM y CaixaBank amplian su colaboración en el área de seguros

27 de enero de 2022

Mutua Madrileña y CaixaBank han firmado una ampliación de la alianza estratégica establecida en 2011 entre el banco y la aseguradora. A partir de ahora, se da acceso a SegurCaixa Adeslas al nuevo negocio que lleva consigo la integración de Bankia.

Compartir en:

El importe de la operación ha sido fijado en 650 millones de euros y se afrontará a través de SegurCaixa Adeslas, entidad integrada en el Grupo Mutua y participada por CaixaBank, sobre la que se articula el acuerdo de distribución entre ambas entidades en el ámbito de bancaseguros. La aseguradora presidida por Ignacio Garralda posee un 50% de esta compañía y el banco presidido por José Ignacio Goirigolzarri, un 49,9%.

La ampliación de la alianza supone que SegurCaixa Adeslas aumentará su capacidad de distribución en exclusiva de seguros No Vida en seis millones de clientes particulares, lo que supone un incremento de en torno al 50%. El acuerdo de ampliación alcanzado representa dar continuidad al deseo expresado por Mutua de acompañar a CaixaBank en su estrategia de crecimiento, como ya sucedió tras la incorporación a su negocio de las redes de Banca Cívica y Banco de Valencia en 2013, y la de Barclays en 2015.

Para Grupo Mutua, este acuerdo se enmarca en su estrategia de seguir acelerando la diversificación de sus negocios, lo que desarrolla fundamentalmente a través de su expansión internacional, el impulso de la actividad de gestión de activos, la entrada en el sector de la movilidad y la apertura de nuevos canales de distribución, tal y como representa la propia alianza con CaixaBank y la recientemente alcanzada con El Corte Inglés. Tras la adquisición del 51% de Bankia Vida y la resolución del acuerdo de seguros de No Vida, la extensión de la alianza con Grupo Mutua a través del acuerdo con SegurCaixa Adeslas supone para CaixaBank dar prácticamente por cerrada la reordenación de su negocio de seguros tras la integración.

La ampliación del acuerdo representa, además, una gran oportunidad de extender la oferta de productos de la entidad a seis millones de clientes con un alto potencial de crecimiento, dado que en la red de Bankia la penetración de los seguros era inferior que en la de CaixaBank. La entidad cuenta con un modelo único basado en el asesoramiento y la especialización, en el que la diversificación de productos es una de las palancas clave de su estrategia comercial.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda