El bono español sigue el paso del alemán

20 de enero de 2022

Un día después de que el bono alemán a 10 años registrara rendimientos positivos por primera vez desde mayo de 2019, el Tesoro español ha salido al mercado para cumplir con el calendario de subastas previstas para el presente ejercicio. En deuda a medio y largo plazo, el organismo que dirige Cuerpo ha captado 4.720 millones.

Compartir en:

Lo más llamativo de la subasta de este jueves ha sido que España ha dejado de cobrar por los bonos a cinco años, por primera vez desde el primer semestre de 2020, coincidiendo con los momentos más duros de la pandemia que llevó al Tesoro a registrar rendimientos positivos incluso en las letras. En deuda con vencimiento en 2027 se han adjudicado 2.157 millones al 0,093%, frente al -0,107% de la puja anterior. La demanda ha alcanzado los 3.500 millones.

En obligaciones con una vida residual de ocho años y tres meses, el Tesoro ha vendido 1.386 millones al 0,436%, superior al 0,188% previo. La lista se completa con 1.177 millones en obligaciones a 20 años y vida resifual de 18 años y nueve meses. La rentabilidad exigida se ha situado en el 1,218%, frente al 1,152% anterior.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda