CRISIS DEL EURO: Los bancos estudian como facilitar el pago de las hipotecas

12 de octubre de 2022

La banca discute medidas que permitan a los clientes de hipotecas con problemas de pago amortiguar la escalada que el euríbor está provocando en sus cuotas. Entre ellas, y a propuesta de CaixaBank, una congelación de las mismas durante un periodo de 12 meses.

Compartir en:

Una propuesta que se debate durante estos días entre los diferentes bancos que componen las dos principales asociaciones del sector, la AEB y la CECA, y que como explican las fuentes consultadas, aún tiene pendiente por definir a qué perfiles de clientes se aplicaría, aunque se da por sentado que sería a los más vulnerables, y también qué momento serviría como referencia para llevarla a cabo.

El Banco Central Europeo acometió la mayor subida de tipos de su historia a principios de septiembre, elevándolos en 75 puntos básicos hasta el 1,25% en el tipo de referencia. Algo que ha provocado durante las últimas semanas una frenética subida del euríbor, que pasó de una media del 1,249% en agosto al 2,233% en septiembre. La tendencia sigue al alza en lo que va de octubre, con un tipo del 2,459%.
Una dinámica que ha provocado un encarecimiento histórico de la factura hipotecaria de más de 2.300 al año de media, y que afecta a cerca de 4 millones de hipotecados en España que tienen referenciadas sus cuotas al euríbor.

Ante ello, los bancos trabajan en medidas de consenso, como la mencionada congelación temporal, para presentar una propuesta conjunta del Ministerio de Economía. Desde el sector hablan de un diálogo fluido en los últimos meses con el departamento que encabeza Calviño, sobre todo tras definir el protocolo para garantizar la atención a colectivos vulnerables, Economía, por su parte, quiere ampliar los supuestos de vulnerabilidad de los hipotecados dentro del código de buenas prácticas para la reestructuración de las hipotecas, aunque el diálogo que hoy mantienen los bancos para aplicar futuras congelaciones no se está produciendo sobre esa base. Hay que recordar que la entidad que encabeza la propuesta de la congelación temporal, CaixaBank, tiene un 16% de su capital en manos del Estado. Su consejero delegado, Gortázar, defiende que siete de cada 10 hipotecas firmadas en los últimos seis años fueron a tipo fijo, por lo que esos clientes no sufrirán una subida en sus hipotecas.

Las fuentes financieras explican que la banca es consciente de que el alza de las hipotecas, junto a otros efectos que está provocando la inflación en el día a día, está provocando una situación entre los clientes que deben resolver. Aunque aún está por definirse el modo concreto de hacerlo. Las entidades financieras temen un repunte de la morosidad a partir de este mismo otoño. Las moratorias aplicadas a los creditos avalados por el ICO les han permitido esquivar esta bala, pero la inflación y el impacto que esta tiene sobre el poder adquisitivo de millones de familias haga escalar la mora al 6%, frente al entorno del 4% del conjunto del año.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda