El BCE retirará la liquidez extra a la banca de la pandemia

24 de marzo de 2022

La retirada de estímulos monetarios emprendida por el BCE también llegará a las medidas extraordinarias de liquidez para la banca activadas con la pandemia y que inundaron el mercado como fórmula con la que apuntalar la estabilidad financiera.

Compartir en:

El BCE anunció hoy que a partir de julio, una vez hayan concluido las rondas de liquidez TLTRO III con las que ha bonificado las peticiones de la banca con el 1%, irá reduciendo de forma paulatina esas medidas extraordinarias de liquidez adoptadas en abril de 2020 a causa de la pandemia. “Se eliminarán gradualmente en tres pasos entre julio de 2022 y marzo de 2024”, explica la institución.
Sí se mantendrá en todo caso la aceptación de los bonos soberanos griegos como colateral a cambio del que obtener liquidez, a pesar de que su rating esté por debajo del grado de inversión. El BCE comenzó a comprar deuda pública griega en el marco del programa extraordinario antipandemia PEPP y la seguirá aceptando como colateral mientras se mantenga la reinversión de los bonos comprados con el PEPP, en principio hasta al menos finales de 2024.

A partir de julio el BCE no aceptará sin embargo como colateral los bonos emitidos por los denominados "ángeles caídos”, de aquellas compañías que hubieran perdido el rating de grado de inversión durante la pandemia. Su adquisición en balance fue otra de las medidas sin precedentes adoptadas en el programa PEPP. Además, el BCE “se reserva el derecho de desviarse también en el futuro de las calificaciones de las agencias de calificación crediticia si está justificado”, evitando así la dependencia mecánica de estas calificaciones. Esto supondrá por tanto que podría seguir aceptando como colateral la deuda de países con una calificación financiera más débil, como Chipre, Portugal o Italia, incluso aunque perdieran el grado de inversión.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda