CONSEJO DE MINISTROS

Aprobado un plan de ahorro energético

11 de octubre de 2022

El Gobierno ha lanzado un plan de contingencia para afrontar la crisis energética que incluye 73 medidas. El objetivo es reducir el consumo entre un 5,1% y un 13,5% durante el invierno, es decir, hasta marzo de 2023. Además, rebajará la factura de gas de 1,6 millones de hogares con calderas comunitarias.

Compartir en:

Según se ha explicado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, el plan es "fruto de un elevado nivel de consenso: siendo más eficaces para canalizar ahorro, preservando el confort de las familias y las empresas" y su finalidad es aumentar la protección de los consumidores, reducir el consumo de gas e impulsar la solidaridad con otros países europeos. En concreto, este 'Plan Más Seguridad Energética' dará mayor cobertura al bono social eléctrico y el bono social térmico al tiempo que se reducirá la factura de hogares con calderas comunitarias, las familias tendrán apoyo para implantar sistemas de climatización renovable, se fomentarán los repartidores de costes en calefacciones centralizadas y se instalarán contadores inteligentes de gas natural.
Incluye también lanzar un kit verde con financiación del ICO para ayudar a las pymes a mejorar su eficiencia energética o elaborar un nuevo Perte de descarbonización industrial. Las medidas de impulso a las energías renovables recibirán una inyección adicional de fondos públicos de 500 millones de euros, que se suman a los 900 millones ya aprobados el año pasado.

El plan, según ha detallado la vicepresidenta tercera contiene 73 medidas que se engloban en seis grandes bloques: el ahorro y la eficiencia, el impulso a la transición ecológica, la protección de los consumidores, la fiscalidad, la autonomía energética y la solidaridad con Europa. En cuanto a la factura eléctrica, el plan pretende dar más transparencia incluyendo información sobre la rebaja lograda con el tope al gas o permitiendo comparar el consumo con el de los domicilios del mismo código postal. Estas nuevas medidas de ahorro y eficiencia energética se sumarán a las aprobadas el pasado 1 de agosto, como la limitación de la temperatura o el apagado de los escaparates por la noche, la reforma del precio regulado (PVPC) o la rebaja del IVA al gas del 21% al 5%.

Por otro lado, Ribera ha asegurado que en agosto de 2022, sin las medidas adoptadas, la factura eléctrica habría sido un 33% más cara. Así, la ministra ha destacado que el tope al gas ha permitido hasta ahora un ahorro a los hogares de 2.837 millones de euros y mantener los precios de la luz en España por debajo de la media de los principales países europeos.


Planas anuncia un frenazo de los precios para 2023

 Luis Planas, ministro de Agricultura, ha apuntado este martes a una "estabilización" de los precios de los alimentos en los últimos meses de este año, a la que seguirá una "reducción" a partir del próximo año. Todo ello, ha añadido, dentro del "contexto de gran volatilidad" provocado por la guerra en Ucrania, según ha explicado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.


Para argumentar esas previsiones, Planas ha tomado los últimos datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés), que hablan de un encadenamiento de seis meses de descensos en su índice de precios de los alimentos a nivel mundial. En septiembre, la caída se debió al retroceso de las cotizaciones internacionales de los aceites vegetales, que compensaron una subida en los precios de los cereales. Planas ha explicado que la mayor salida de grano de Ucrania a partir del acuerdo alcanzado con Rusia a finales de julio, para permitir la salida de los barcos, puede contribuir a esa caída de precios, aunque el último análisis de la FAO sigue señalando la "indcertidumbre sobre las exportaciones de Ucrania" y apunta a una caida en el comercio mundial de cerales en la campaña que acaba en junio del año próximo.

Planas ha insistido en "llamar a la responsabilidad" de toda la cadena alimentaria, y en especial a la distribución "en relación con los niveles de precios en estos momentos". "Tenemos la necesidad de conseguir alimentos y bebidas en cantidad y de calidad suficiente, pero también a unos precios que nuestros ciudadanos puedan comprar". Al mismo tiempo, ha subrayado que "tenemos que asegurar la rentabilidad de las explotaciones de nuestros agricultores y ganaderos, de nuestra industria alimentaria y de nuestra distribución".

Lo que parece seguro es que el Gobierno no tocará el IVA de los alimentos, una medida sobre la que ha insistido el Partido Popular en las últimas semanas. "No deja de ser chocante", ha dicho Planas, "que lo pida un partido que aumentó del 9% al 10% el IVA en el tipo reducido de los alimentos, y del 18% al 21% el tipo normal". A su juicio, la estructura de este impuesto en lo relativo a la alimentación es "coherente" con el resto de la UE. "Es algo que hemos estudiado, pero creemos que es una estructura efectiva".

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda