DEFIENDE LA LLEGADA DE LA RECUPERACION

Calviño insiste en los sueldos de los banqueros 

17 de mayo de 2021

La vicepresidenta Calviño, ha afirmado que la remuneración de los altos directivos del sector financiero no tiene que depender sólo de "variables financieras, sino de la evolución de la situación de los trabajadores, de la calidad del servicio que se presta a los clientes y de la contribución que hace a la sociedad".

Compartir en:

Calviño, que ha intervenido este lunes en Pamplona en el Foro SER Navarra, ha asegurado que "hay una creciente conciencia por parte de los directivos del sector financiero" respecto a este planteamiento. "Llevo tres años diciéndolo con mayor o menor proyección pública, espero que ese mensaje haya sido recibido", ha dicho. En ese sentido, ha asegurado que ve "una actitud más positiva en la negociación de los ERE -presentados por entidades financieras-" para tratar de que tengan un impacto menos negativo.
En relación con la polémica por el incremento de remuneración de directivos del sector financiero, la ministra ha afirmado que "es un tema que trasciende una entidad individual y se refiere a un sector inmerso en un proceso de reestructuración muy intenso que se ha acelerado como consecuencia de la pandemia". "Se ha multiplicado la actividad digital, y eso afecta al sector financiero o al comercio minorista”. Calviño ha señalado que "la banca tiene que abordar ese proceso de reconversión" y ha explicado que "ha sido un sector sometido a creciente competencia, que se enfrenta a un entorno de bajos tipos de interés y a la caída de rentabilidad en los últimos años, y en ese contexto tiene que haber una respuesta clara desde el punto de vista de la remuneración de los directivos de este sector, particularmente cuando se plantean expedientes de regulación de empleo o despidos muy importante.

Por otro lado, Calviño ha afirmado que España se encuentra en una "transición" hacia una "fuerte recuperación" económica en la segunda parte del año. "Dejamos atrás un año muy duro en lo personal, en lo profesional y en lo económico" y ha reconocido que el primer trimestre de 2021 también ha sido "duro", pues se ralentizó la recuperación económica, pero ha añadido que "todos los indicadores económicos apuntan a una fuerte recuperación en la segunda parte del año y estamos en transición a ese crecimiento intenso". "Entramos en una nueva fase", ha dicho Calviño, para afirmar que el avance de la vacunación permite tener "mayor optimismo respecto al crecimiento económico y creo que se abre una fase muy positiva en este país". La vicepresidenta ha destacado que España "se enfrenta al reto de recuperar los niveles de PIB previos a la pandemia", algo que se prevé lograr a finales de 2022, para seguir durante 2023 con la senda de crecimiento previa a la pandemia.
No obstante, Calviño ha afirmado que "no solo necesitamos eso, sino contrarrestar una serie de desequilibrios que veníamos arrastrando desde el pasado". En ese sentido, ha afirmado que España tiene una tasa de desempleo "muy superior a la media comunitaria", también una tasa de desempleo juvenil superior a la media europea, o peores cifras en relación con la precariedad o la temporalidad en el empleo.

Para afrontar esta situación, ha defendido la importancia del plan de recuperación elaborado por el Gobierno de España con una dotación de 140.000 millones de inversión pública hasta 2026, aunque "muy concentrado entre 2021 y 2023", con 70.000 millones de inversión procedentes de los fondos europeos Next Generation. Calviño espera que el plan de recuperación sea aprobado por Bruselas en junio y ha dicho que su despliegue será "un reto para el Gobierno de España y también para las comunidades autónomas, para los agentes económicos y sociales y el conjunto de la sociedad". "Es una oportunidad extraordinaria de salir de esta crisis de manera diferente a crisis anteriores", ha asegurado.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda