Montero “presume” de estar en condiciones de reducir el déficit

31 de marzo de 2022

La ministra Montero, ha señalado que el Gobierno está "en condiciones" de cumplir con su objetivo de reducir el déficit público al 5% del PIB este año, pese a las medias contenidas en el plan de choque para hacer frente a la crisis derivada de la guerra en Ucrania.

Compartir en:

Aunque Montero ha asegurado que España estaría en "condiciones" de seguir reduciendo su déficit, la ministra ha remarcado que esta afirmación la realiza sobre la base de la "prudencia" dada la incertidumbre actual causada por la guerra en Ucrania y su impacto en la economía española. En la rueda de prensa para presentar los datos de ejecución presupuestaria de las Administraciones Públicas correspondientes al año 2021, la titular de Hacienda ha confirmado la "buena" evolución de la recaudación en el inicio de 2022, aunque ha matizado que aún no cuentan con los datos del primer pago fraccionado del Impuesto de Sociedades.

Además, la ministra ha señalado que el Gobierno también deberá analizar el impacto del conflicto, así como del conjunto de medidas aprobadas en el Consejo de Ministros para paliar las consecuencias económicas de la guerra en España. Montero ha recordado que en abril el Ejecutivo remitirá a Bruselas el Plan de Estabilidad, en el que se recogerán las perspectivas de cara al conjunto del año.

Entre las medidas del Plan Nacional de respuesta al impacto de la guerra, destaca la extensión de las rebajas fiscales sobre la factura de la luz hasta junio, que, si se prorrogaran hasta final de año, supondría una merma en las cuentas de 12.000 millones. Solo en el segundo trimestre, estas rebajas de impuestos en la tarifa de la luz va a suponer una merma de ingresos de casi 1.800 millones. Si se suma al impacto desde que se pusieron en marcha el año pasado, supondría unos 7.000 millones de euros menos.

Todo ello se produce en un contexto marcado por la suspensión de las reglas fiscales europeas aprobada en 2020 por la crisis de la Covid-19, que finaliza este mismo año. Aunque en unas semanas los países comenzarán a debatir en Bruselas cómo volver a poner en marcha estas reglas, España se inclina por la prórroga de esta suspensión también en 2023 ante el impacto de la guerra o por la redefinición de las mismas. "El Gobierno entiende que no es momento de políticas de ajuste, pero sí de responsabilidad en el manejo de las cuentas públicas", ha remarcado la ministra.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda