CAE UN 72,2%

El déficit del Estado se sitúa en el 1,24% del PIB

31 de octubre de 2022

El Ministerio de Hacienda publicado los datos correspondientes a la ejecución presupuestaria de las Administraciones Publicas en 2022. La evolución hasta septiembre muestra que el déficit del Estado continúa la senda descendente iniciada en 2021 como consecuencia de la reactivación económica y la creación de empleo impulsadas por el avance del proceso de vacunación. En concreto, el déficit del Estado en los nueve primeros meses del año de 2022 se ha reducido un 72,2%.

Compartir en:

Asimismo, ha publicado los datos de déficit consolidado de la Administración Central, Comunidades Autónomas y Seguridad Social hasta agosto en términos de contabilidad nacional, que también se ha reducido un 57,8% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior.

DÉFICIT DEL ESTADO SEPTIEMBRE

Hasta septiembre de 2022 el Estado ha registrado un déficit equivalente al 1,24% del PIB, frente al 4,85% existente en septiembre de 2021. De esta forma, el déficit se sitúa en 16.269 millones, lo que supone un descenso del 72,2% respecto a los 58.551 millones del mismo periodo del ejercicio anterior. Este resultado se debe a un incremento de los ingresos no financieros del 27%, frente al comportamiento de los gastos, que decrecen levemente a un ritmo del 0,4%. Recursos no financieros del Estado Los recursos no financieros se sitúan en 194.280 millones, lo que implica un 27% más respecto al mismo periodo de 2021. Los impuestos alcanzan los 155.908 millones, el 80,2% del total de los recursos, y crecen un 21,9% respecto a septiembre de 2021, en términos de contabilidad nacional. Los impuestos sobre la producción y las importaciones aumentan un 14,9%. En concreto, los ingresos por IVA se elevan un 19,8%. Los impuestos corrientes sobre la renta y el patrimonio crecen un 32,7% debido al IRPF, que se incrementa un 27,2%. Por su parte, el Impuesto sobre la Renta de No Residentes se eleva un 65,7%. Los ingresos del Impuesto sobre Sociedades crecen un 31%, si se deduce el ingreso extraordinario derivado de la fusión de dos grandes entidades que se recogió en 2021.

 Continúa la senda de descenso del déficit del Estado iniciada en 2021 como consecuencia de la reactivación económica y la creación de empleo  Hasta agosto el déficit consolidado de las Administraciones Públicas, excluyendo las Corporaciones Locales, se sitúa en el 1,95% del PIB al reducirse un 57,8%, sin ayuda financiera, respecto al mismo periodo del ejercicio anterior  Las CCAA presentan en los ocho primeros meses de 2022 un déficit de 0,3% del PIB  Los Fondos de Seguridad Social registran hasta agosto un déficit del 0,03% del PIB, lo que supone un descenso del 94,2% frente al déficit registrado un año antes

Asimismo, los impuestos sobre el capital aumentan 140 millones de euros respecto al mismo periodo del año anterior y los ingresos de las cotizaciones sociales descienden en un 2,3%. Las rentas de la propiedad disminuyen un 3,8% respecto a 2021 debido a los menores ingresos por intereses, que disminuyen un 15,8% hasta 1.312 millones. No obstante, esta disminución se compensa, en parte, con el aumento de los ingresos por dividendos y otras rentas de la propiedad en un 5,9% hasta los 2.036 millones. Los ingresos procedentes de la venta de bienes y servicios muestran un crecimiento del 33,5%.
Finalmente, los otros recursos no financieros aumentan en 13.300 millones, lo que se debe a que el efecto a favor del Estado de la liquidación definitiva de 2020 de Comunidades Autónomas y de Corporaciones Locales practicada en julio ha sido muy superior, en torno a 11.400 millones más, que el de la liquidación definitiva de 2019, no obstante, este efecto se va a ir atenuando a medida que avanza el año.

Empleos no financieros del Estado

Hasta agosto, los empleos no financieros del Estado se han situado en 210.549 millones, cifra inferior en un 0,4% a la registrada en los nueve primeros meses de 2021. La partida de mayor volumen son las transferencias entre administraciones públicas, con un peso del 60,9% sobre el total de empleos no financieros. En concreto, en los nueve primeros meses del año ascienden a 128.171 millones, cuantía que incluye la compensación del SII-IVA de 2017 abonada a las CCAA por importe de 3.086 millones de euros, así como la partida destinada a las CCAA para cubrir la pérdida de recursos derivada de los saldos globales negativos de la liquidación de 2020, que ha sido de 4.404 millones. A su vez, el Sistema de Seguridad Social ha visto incrementada su dotación un 5,7%. Este incremento procede en su mayor parte de la ejecución de nuevas aportaciones del Estado en 2022, sin correspondencia en el año anterior, como la destinada a cubrir el coste de la pensión anticipada involuntaria en edades inferiores a la edad ordinaria de jubilación, por 2.079 millones, o los complementos de prestaciones contributivas sujetos a límite de ingresos por 3.549 millones. Hay que señalar también el aumento de la financiación a la dependencia en 410 millones.

La remuneración de asalariados crece un 2,9%. Esta rúbrica, que se sitúa en 14.711 millones, incorpora la subida salarial para este ejercicio del 2% frente a un incremento salarial del 0,9% en 2021. Los consumos intermedios han ascendido a 3.721 millones, un 4,6% más que en el mismo periodo de 2021, mientras que las transferencias sociales en especie se incrementan un 65,8%. Por su parte, los intereses devengados crecen un 18,4% hasta situarse en 20.079 millones, mientras que las prestaciones sociales distintas de las transferencias sociales aumentan un 7,7%, cifra que incorpora una revalorización de las pensiones de Clases Pasivas del 2,5% con carácter general y del 3% en las mínimas. El resto de empleos corrientes presenta un crecimiento de 4.217 millones. Esto se debe al gasto en subvenciones a la producción y a los productos, que incluyen en este ejercicio las ayudas y bonificaciones contempladas en el RDL 6/2022, de 29 de marzo como la bonificación extraordinaria y temporal en el precio de venta al público de determinados productos energéticos y aditivos utilizados para la propulsión de vehículos; las ayudas al sector del transporte y a las empresas intensivas en consumo de gas. Por su parte, la cooperación internacional corriente se incrementa en un 38,1%, incluyendo 148 millones de aportación al FED y 250 millones de vacunas donadas a terceros países, mientras que la aportación a la UE por Recursos propios basados en el IVA y la RNB aumentan en un 7,2% hasta situarse en 9.781 millones. Por último, destaca la formación bruta de capital fijo, que se sitúa en 4.109 millones, mientras que las ayudas a la inversión y las otras transferencias de capital han ascendido en conjunto a 1.639 millones.

DÉFICIT CONJUNTO DE LA ADMINISTRACIÓN CENTRAL, COMUNIDADES AUTÓNOMAS Y SEGURIDAD SOCIAL (AGOSTO)

Hasta agosto de 2022, el déficit conjunto de la Administración Central, los Fondos de la Seguridad Social y las Comunidades Autónomas, excluida la ayuda financiera, se sitúa en 25.490 millones, equivalente al 1,95% del PIB. Si se incluye el saldo de la ayuda a las instituciones financieras, por importe de 408 millones, el déficit se sitúa en el 1,98% del PIB. Administración Central El déficit de la Administración Central se sitúa en 21.154 millones a finales de agosto de 2022 (excluida la ayuda financiera), lo que corresponde al 1,61% del PIB.
- El déficit del Estado en agosto en términos de PIB equivale al 1,78%, lo que supone 23.340 millones, un 57,9% inferior al registrado en agosto de 2021.
-Los Organismos de la Administración Central registran hasta agosto de 2022 un superávit de 2.186 millones.

Comunidades Autónomas

La Administración regional registra un déficit en agosto de 2022 de 3.983 millones, lo que equivale al 0,30% del PIB, frente al superávit del 0,10% alcanzado en agosto de 2021. Este resultado obedece a un aumento de los gastos del 9,4%, mientras los ingresos crecen a un ritmo del 5,6%.
Esta diferencia tan significativa entre ambos periodos se debe, principalmente, a que la liquidación definitiva del sistema de financiación de 2020 ha tenido un resultado neto negativo para la Administración Regional de alrededor de 3.200 millones, mientras que la liquidación de 2019 tuvo un efecto neto positivo para el subsector de 8.983 millones; derivada de esta situación extraordinaria se ha implementado una transferencia desde el presupuesto del Estado a las Comunidades por dar cobertura financiera al saldo global negativo de la liquidación de 2020, que asciende a 4.404 millones y que corresponde a la suma del saldo neto negativo de las Comunidades.
Los impuestos han crecido un 4%, es decir, 1.958 millones más. Destacan los impuestos sobre la producción y las importaciones, que aumentan un 21,4% alcanzando la cifra de 12.767 millones, con un crecimiento de ITP y AJD de un 23,6%. Por su parte, los ingresos por impuestos sobre la renta y patrimonio alcanzan un total de 36.392 millones. Los ingresos percibidos por impuestos sobre el capital ascienden a 2.259 millones de euros, lo que representa un 1,9% más que en 2021. Las transferencias entre AAPP alcanzan 81.582 millones, registrándose un aumento del 4,5% respecto al año anterior. Del importe anterior, 80.520 millones corresponden a transferencias corrientes recibidas, con un incremento del 4,9%, de las cuales el 86,2% (69.432 millones) proceden del Estado, con un aumento del 3,8%. Se incluyen 3.086 millones que derivan de la compensación por los ingresos por IVA dejados de percibir como consecuencia de la implementación en 2017 del Suministro Inmediato de Información (SII-IVA).
Por su parte, los ingresos obtenidos del resto de recursos se sitúan en 14.026 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 19,8% respecto a agosto de 2021. Esta evolución se debe, principalmente, a los recursos devengados hasta finales de agosto de 2022 del Fondo Social Europeo REACT-UE y del FEDER REACT-UE. Entre los gastos, la remuneración de asalariados crece un 3% debido al incremento salarial del 2% fijado para 2022, frente al 0,9% de 2021. Los consumos intermedios se elevan un 4,5% hasta situarse en 24.088 millones. En esta rúbrica, se recogen las vacunas puestas a disposición de las Comunidades, cuya cuantía asciende a 771 millones en 2021 y a 204 millones en 2022. Las subvenciones crecen un 20,5% hasta los 2.911 millones, lo que se compensa con el descenso de los intereses, que disminuyen un 8,5% hasta 1.936 millones. Las transferencias sociales en especie se elevan en un 5,8% hasta los 21.782 millones, de manera que el gasto en farmacia aumenta en un 7,9%. El gasto en conciertos de asistencia sanitaria se incrementa en un 2,8% y el correspondiente a conciertos educativos lo hace en un 3,2%. Por su parte, las prestaciones sociales distintas de las transferencias en especie ascienden a 3.043 millones. Finalmente, la inversión crece en un 4,7% respecto a 2021 y alcanza los 9.327 millones.

Fondos de la Seguridad Social

Los Fondos de la Seguridad Social hasta agosto de 2022 registran un déficit de 353 millones, frente a los 6.111 millones de déficit del mismo periodo de 2021, es decir, se produce un descenso del 94,2%. En términos de PIB el déficit de la Seguridad Social se sitúa en el 0,03%, mientras que hace un año marcaba un 0,51% del PIB. Este comportamiento es consecuencia de un crecimiento de los ingresos del 3,4% (destaca el buen comportamiento de las cotizaciones con un crecimiento del 5,6%) frente al descenso registrado en los gastos de un 0,9%. Desde marzo de 2020 las operaciones del subsector Fondos de la Seguridad Social han estado directamente afectadas por la crisis derivada de la pandemia del COVID-19. No obstante, los avances en el control de la misma, sobre todo con el proceso de vacunación, han motivado una reducción de su impacto económico. A finales del mes de agosto de 2022 dicho impacto estimado ha sido de 1.978 millones, lo que supone reducir en un 76,5% el que tuvo en el mismo período de 2021.

Respecto a la normativa aplicable a las operaciones del subsector, hay que mencionar el Real Decreto-ley 32/2021, de 28 de diciembre, de medidas urgentes para la reforma laboral, la garantía de la estabilidad en el empleo y la transformación del mercado de trabajo. Esta norma establece nuevos tipos de ERTES desde el 1 de abril, al igual que la activación del mecanismo RED para las agencias de viajes. Asimismo, mencionar el Real Decreto-ley 6/2022, de 29 de marzo, por el que se aprueba el Plan Nacional de respuesta del Gobierno a las consecuencias económicas y sociales de la guerra de Ucrania; el Real Decreto-ley 11/2022, de 25 de junio, por el cual se prorroga hasta diciembre diversas medidas (el aumento transitorio del 15% en la prestación del ingreso mínimo vital y en las pensiones no contributivas de jubilación e invalidez, entre otros). Finalmente, citar los RD 65/2022 y el RD 152/2022 por los que se actualizan las pensiones contributivas en un 2,5% y las no contributivas en un 3% y se fija el salario mínimo interprofesional en 1.000 euros.

El Sistema de Seguridad Social registra en agosto de 2022 un déficit de 1.863 millones, lo que supone un descenso del 61,5% respecto al déficit registrado en los ocho primeros meses de 2021. Los recursos han ascendido a 118.154 millones, registrándose un crecimiento del 4,8%, destacando el aumento en un 4,9 % de las cotizaciones sociales. El número de afiliaciones en el Sistema en media mensual de todos los regímenes continúa incrementándose en 2022. Concretamente en agosto el incremento es del 3,5%. Por su parte, el gasto se sitúa en 120.017 millones, lo que corresponde en gran medida con el gasto en pensiones, que crece en un 6,7%. Al igual que ya ocurrió en 2021 destacan los datos registrados por el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), que ha obtenido un superávit de 1.414 millones. Este comportamiento se debe, en gran medida, al descenso en un 89,5% del conjunto de prestaciones por desempleo vinculadas a los ERTE y otras medidas COVID que alcanzan los 476 millones, mientras que en 2021 el gasto se elevó en este periodo a los 4.548 millones. El resto de las prestaciones de desempleo se reduce en un 5,5% respecto al año anterior por la mejor evolución del mercado laboral. El número de beneficiarios de las prestaciones de desempleo a finales de agosto disminuye un 9,1% en tasa interanual. El FOGASA presenta un superávit de 96 millones, frente a los 41 millones de superávit registrados en el mismo periodo de 2021

Compartir en:

Crónica económica te recomienda