Escrivá: ampliar el periodo de cálculo no conlleve una rebaja de las pensiones

12 de noviembre de 2021

El ministro de Seguridad Social, José Luis Escrivá, ha negado rotundamente que la Comisión Europea exija a España aumentar el periodo de cómputo para la pensión de jubilación para desembolsar los fondos de recuperación y ha tildado el asunto de "serpiente de verano que puso en marcha Pablo Iglesias".

Compartir en:

En una entrevista en Radio Nacional de España, Escrivá ha sostenido que "Bruselas no está pidiendo nada" y que su departamento tiene que seguir las recomendaciones del Pacto de Toledo sobre la reforma de las pensiones. Preguntado por si la posible ampliación del periodo de cómputo podría reducir el importe de las pensiones, el ministro ha contestado que "no, rotundamente no" y ha añadido que el sistema no está pensado para reducir el gasto en pensiones. Argumenta que antes las carreras de cotización eran lineales y los mejores años se concentraban al final, algo que ahora no siempre ocurre.

En concreto, la componente 30, del polémico documento busca "reforzar la progresividad y el carácter contributivo del sistema haciendo que la pensión de jubilación refleje en mayor medida la vida laboral del trabajador y atienda la realidad de un mercado laboral en el que las interrupciones y las lagunas son cada vez menos excepcionales". En este sentido, Escrivá ha avanzado que podría ser voluntario ampliar el periodo para mejorar las bases de cotización o que otra opción es que el trabajador escoja "sus mejores años", algo que aún está por definir. Ha aclarado que esta medida no tiene que ver con la sostenibilidad, sino que está pensada para que el sistema sea "más equitativo".

Modernizar el sistema de pensiones

Ha apuntado que pretende mejorar la situación de trabajadores a los que sus últimos años cotizados "no les favorece" de cara al cálculo de su pensión. "Se trata de modernizar y mejorar el sistema. Llevo un año hablando de esto y siempre digo lo mismo", ha insistido Escrivá. El ministro ha asegurado además que "no ve problemas ni le preocupa" que puedan surgir problemas en el Gobierno de coalición a propósito de esta materia, pues se trata de una medida contemplada en el plan de recuperación que "ha asumido todo el Gobierno", que está hablada "desde hace tiempo" y que a Bruselas "le ha parecido estupenda".
Escrivá ha recordado que la decisión más importante sobre las pensiones fue blindar la revalorización según el IPC para no perder poder adquisitivo y liberar a la Seguridad Social de "gastos impropios" por un importe de 20.000 millones de euros. Queda pendiente definir el mecanismo de equidad generacional que sustituirá al factor de sostenibilidad que, a su juicio, estaba "muy mal diseñado".

Compartir en:

Crónica económica te recomienda