MOLESTA CON EL ACUERDO SOBRE GAS Y NUCLEARES

Quejarse se queja, de todo y de todos, pero la luz no baja

08 de julio de 2022

Según Ribera el acuerdo europeo del gas y la nuclear: "Da por verde lo que no es", Es mas, considera que ambas son soluciones "de transición" dado el contexto energético actual, pero no considera que sean inversiones "verdes" ni "sostenibles" que vayan a aportar soluciones "a cortísimo plazo".

Compartir en:

"No lo compartimos, creemos que el gas natural, la energía nuclear, lógicamente son soluciones de transición con las que vamos a seguir conviviendo, pero eso no significa que sean verdes. Nos parece desafortunado el acto delegado de la CE. Evidentemente, respetamos el voto del Pleno del Parlamento Europeo, pero al final nos parece que es dar por verde lo que no es", ha aseverado Ribera en una entrevista en la Radiotelevisión del Principado de Asturias.

Preocupada por el "chantaje energético" de Putin

En cuanto al contexto internacional de la energía y a la posibilidad de que se produzca un corte total en el suministro de gas ruso hacia Europa, Ribera ha señalado que le "preocupa enormemente", y ha subrayado que el continente está viviendo "un chantaje energético por parte de Putin". En relación con ello, ha recordado que el próximo 11 de julio se producirá un corte en el suministro del gasoducto Nord Stream 1 .(que lleva gas desde Rusia hacia Alemania) debido a razones de mantenimiento, y ha hecho hincapié en que "hay una preocupación muy alta" sobre la posibilidad de que estas operaciones se alarguen más allá de lo habitual.

De hecho, el presidente de la Agencia Federal de Redes Energéticas de Alemania, Klaus Mueller, manifestó recientemente su sospecha sobre que el próximo cierre temporal pueda acabar siendo el prolegómeno de una suspensión completa en represalia por las sanciones internacionales.

No descarta una situación de “máxima tensión” con el gas en las próximas semanas

Por otra parte, Ribera, ha advertido este viernes que no descarta que en las próximas semanas se produzca una "situación de máxima tensión" en los mercados de gas debido al cierre del gasoducto Nord Stream 1, por el que fluye esta materia prima desde Rusia hacia Alemania.
El próximo 11 de julio comenzarán las labores de mantenimiento habituales en esta infraestructura, que, en principio, debería permanecer cerrada tan solo durante unos diez días debido a estas tareas. Sin embargo, desde Alemania auguran que estos trabajos puedan convertirse en el prolegómeno de un corte definitivo del suministro de gas ruso hacia el país germano. "No es algo que debamos descartar al 100%, porque puede producirse una situación de máxima tensión, no ya en otoño, sino en las próximas semanas", ha valorado la ministra en una entrevista en el programa Espejo Público.

Preguntada acerca del impacto que tendría que finalmente se produjese ese corte definitivo del suministro, la titular de Transición Ecológica ha hecho hincapié en que seguramente se incrementarían los precios, por lo que ha vuelto a defender la posibilidad de que la Unión Europea (UE) realice compras conjuntas de esta materia prima. La ministra también ha opinado sobre la decisión del Estado francés de hacerse con el 100% de la principal eléctrica nacional, EDF, y ha argumentado que hay que entender la decisión del presidente galo, Emmanuel Macron, en el contexto de la situación energética del país.

"El Estado francés era propietario del 84% de EDF y en Francia hay un práctico dominio de EDF (...) que tiene una cuota de mercado inmensa. (...) EDF tiene un problema muy serio, que son 43.000 millones de euros de deuda y un 55% de sus plantas nucleares (...) parada por motivos de seguridad ligados al diseño y desgaste de materiales, lo cual hace muy difícil que aquello pueda recuperarse", ha argumentado Ribera. "Es una medida que podríamos calificar de rescate de la principal eléctrica francesa en una situación en la que comercialmente es enormemente sensible",

Estos son los escenarios posibles

¿Qué escenarios se barajan en relación con este asunto a medida que se acerquen los meses más fríos del año? Berenberg habla de tres posibles realidades diferentes, una menos mala, en la que Rusia reanudaría las entregas de gas a Europa al ritmo reducido actual, y otras dos peores, con una tercera especialmente negativa.
- Primer escenario. En el primer escenario posible, Rusia reanuda las entregas de gas a Europa a un ritmo reducido tras el cierre programado por mantenimiento del principal gasoducto de Rusia a Alemania, el Nord Steam 1, que se extenderá, en principio, del 11 de julio al 24 de julio. De ser así, la Unión Europea (UE) podría superar la estación fría con precios elevados pero sin graves problemas de suministro, explica Berenberg.
- Segundo escenario. Rusia no reanuda las entregas a través del Nord Stream 1 después del 24 de julio, lo que haría que la UE probablemente se quede sin suministro al final del invierno. "Para estar seguros, es probable que se establezca un racionamiento de gas de antemano", avisan estos expertos.
- Tercer escenario. Si Rusia cierra también sus otros gasoductos a Europa a finales de julio, la situación sería "aún más grave", advierte Berenberg. "En caso de que se produzca un racionamiento significativo del gas, cabe esperar que el PIB real a principios de 2023 caiga aún más que nuestras actuales previsiones, entre un 1,5% y un 2% en la eurozona y entre un 2,5% y un 3% para una Alemania muy expuesta (al gas ruso)", anticipa.

Con todo, estos analistas reconocen que el presidente Vladimir Putin pagaría probablemente un alto precio si opta por este escenario más extremo. Explican que, si Rusia no vende gas a Europa este invierno, la UE probablemente aceleraría la transición energética hasta el punto de no volver a importar gas ruso.

Para estos tres escenarios planteados, Berenberg supone que la UE utiliza un 10% menos de gas que en el invierno de 2020/2021 debido al mejor tiempo y que el suministro de gas no ruso sigue aumentando gradualmente, como lo ha hecho en lo que va de año.

Tarifas desbocadas

El precio promedio de la luz para los clientes de tarifa regulada vinculados al mercado mayorista subirá este sábado un 12,25% con respecto a hoy, hasta los 259,57 euros por megavatio hora (MWh), según los datos provisionales del Operador del Mercado Ibérico de Energía (OMIE). En la subasta, el precio medio de la luz en el mercado mayorista -el denominado 'pool'- se situará este sábado en los 148,62 euros/MWh, lo que supone 1,89 euros más que el precio para este viernes (146,73 euros/MWh).


El precio máximo de la luz sin compensación para este 9 de julio se registrará entre las 22.00 y las 23.00 horas, con 148,62 euros/MWh, mientras que el mínimo para la jornada, de 129,5 euros/MWh, se ha dará entre las 16.00 y las 18.00 horas. A este precio del 'pool' se suma la compensación de 110,95 euros/MWh a las gasistas (un dato que todavía es provisional y que suele variar frente al definitivo e incidir en las variaciones porcentuales del precio), frente a los 84,52 euros/MWh registrados para hoy. Esta compensación tiene que ser abonada por los consumidores beneficiarios de la medida, los consumidores de la tarifa regulada (PVPC) o los que, a pesar de estar en el mercado libre, tienen una tarifa indexada.

En ausencia del mecanismo de la 'excepción ibérica' para topar el precio del gas para la generación de electricidad, el precio de la electricidad en España habría sido de media unos 348,95 euros/MWh, lo que supone unos 89,27 euros/MWh más que con la compensación para los clientes de la tarifa regulada, que pagarán así en torno a un 25,61% menos de media. De hecho, sin la aplicación del mecanismo, el de este sábado hubiese el noveno precio más alto de la serie histórica. Con respecto a hace un año, el precio de la luz para los clientes de la tarifa regulada para este sábado supone un 177,61% más frente a los 93,5 euros/MWh del 8 de julio de 2021.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda