TSJC solo mantiene el toque de queda nocturno en 19 municipios

19 de agosto de 2021

El Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) no ha aceptado los cambios propuestos por la Generalitat para mantener la prórroga del toque de queda de 1 a 6 horas nocturno en los municipios con una incidencia de covid de más de 125 casos por cada 100.000 habitantes y sólo lo autoriza para las 19 localidades más afectadas por el virus con una tasa de 250 casos por cada 100.000 habitantes. 

Compartir en:


La Generalitat proponía limitar la movilidad para 148 municipios con una población superior a 5.000 habitantes De esta forma, esta restricción de movilidad nocturna se mantendrá una semana más en Alcarràs, Amposta, Arenys de Munt, Badia del Vallès, Balaguer, Banyoles, Calafell, Celrà, Cervelló, Gelida, Manlleu, Martorell, Montblanc, Móra d'Ebre, Palafolls, Salt, Sant Feliu de Guíxols, Sarrià de Ter y Torroella de Montgrí. Por tanto, Barcelona y su área metropolitana, los municipios más poblados, quedan fuera de esta restricción. El tribunal considera que la petición de la Generalitat de aplicar el toque de queda a 148 municipios era por motivos de seguridad y orden público y no sanitarios. Por eso, remarca que limitar la movilidad nocturna comportaría una restricción de derechos y libertades fundamentales. Sin embargo, el tribunal mantiene la limitación de 10 personas en reuniones familiares y sociales y el 70% del aforo en actos religiosos en todo el territorio catalán. 

La Generalitat modificó los criterios de restricción a la movilidad nocturna a petición del Procicat pese a las mejoras de los datos epidemiológicos para seguir con las medidas de contención y evitar la propagación del virus. De los 148 municipios que proponía, 23 municipios no superan esta incidencia pero se encuentran total o casi totalmente rodeados por los municipios afectados. Esta decisión ha sido muy criticada por el TSJC que considera que "la medida acordada carece de manera más evidente de la necesaria justificación" tanto "en razones sanitarias, como en motivos de seguridad o de orden público". El TSJC recuerda que el cambio de criterio de la Generalitat comportó un incremento de municipios "afectados y de habitantes que ven limitados sus derechos y libertades fundamentales" y señala que la Generalitat "no explica la razón por la que ese criterio, que por razones técnicas no fue considerado necesario aplicar desde aquella fecha, sin embargo sobrevenidamente lo sea en este momento y además como la última ratio que no pueda ser prescindida por otra consideración que cumpla la misma finalidad de manera menos intromisiva".

Tras conocerse la decisión judicial, el Ayuntamiento de Barcelona anunció que las próximas noches reforzará la presencia policial en las calles, específicamente en los barrios de Gràcia y Sants, ya que son fiestas, y en las zona de las playas. El objetivo es que se cumplan las restricciones respecto a reuniones como uso de mascarilla y distancia social, y evitar que se produzcan 'botellones' y concentraciones que molesten a los vecinos. Habrán unos 650 agentes el fin de semana y 1.000 entre semana por la noche. El Govern está estudiando alternativas al toque de queda nocturno y lamentaron que "una vez más los jueces hacen de epidemiólogos". También la patronal de ocio nocturno Fecasarm celebró la decisión del TSJC y recordó que las discotecas y salas de baile son "la única alternativa" a los 'botellones' y las salas de baile. Por eso siguen insistiendo en que les dejen abrir los locales al aire libre hasta las tres y media de la madrugada. En el mismo sentido, el Gremi de Restauració de Barcelona reclama que se amplíe el horario de actividad hasta las dos de la madrugada. "La respuesta al incivismo de uns pocos no puede ser enquistarnos en el toque de queda" señaló Roger Pallarols, director del Gremi.


 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda