Un hijo cualquiera

12 de noviembre de 2022

Eduardo Halfon (1971), escrito guatemalteco judío, en esta nueva publicación recoge sucesos cortos de su propia vida: son todo retazos biográficos que comienzan con el nacimiento de su hijo y la sensación que experimenta al tenerlo en sus brazos.

Compartir en:

El niño va a aparecer en varios relatos siempre en su infancia, dos o tres años, siendo uno de los protagonistas que diciendo muy pocas palabras da una fuerza al libro y lo llena de finura; junto a él, su padre, el narrador, el mismo Halfon, son los grandes personajes de una serie de recuerdos y añoranzas que ayudan a entender a este autor. Curiosamente no aparece en el libro ninguna figura femenina, si lo hacen el padre, el bisabuelo y algunos otros hombres, pero extraña no encontrar una madre, una esposa una amiga, una mujer.

Los escenarios son variados, sobre todo Guatemala, pero también Estados Unidos donde emigró la familia ante la situación bélica del país y a donde volvió después de acabar sus estudios de ingeniería. Otro lugar frecuentado es Paris donde fue por primera vez cuando decidió dedicarse a escribir y pensó que si no iba allí no podría convertirse en escritor.

Sus recuerdos de niño son abundantes y variados, van desde la imagen del lago donde veraneaban y se bañaban de pequeños, él y sus hermanos, hasta sus amigos y como murieron trágicamente algunos, concretamente suicidándose lo que le da ocasión de hablar de la muerte y de esta forma de morir. Sus enfermedades, las alergias, la acupuntura a la que recurre en última instancia para remediar sus males, detalles de la vida normal, pero todo esto le lleva a dar su visión de la vida y de sus valores, que no son malos, pero no son tampoco sublimes.

Quizá hay un elemento interesante que va apareciendo poco a poco y es la necesidad de encontrar cada uno el puesto en la vida de, en el fondo es el problema de la propia identidad.

El fondo judío solo aparece indirectamente en un relato, pero está presente colateralmente en todo el libro.

En conjunto, un libro de memorias deshilvanadas, bien escrito, ameno y sencillo de leer, pero al que no hay que pedir mucho más.


Un hijo cualquiera

Eduardo Halfon
Libros del Asteroide, (2022)
139 págs.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda