El Ibex cierra por encima de los 8.600 tras los avances entre Ucrania y Rusia

29 de marzo de 2022

Jornada de fuertes avances en los principales índices globales debido a un acercamiento de ambas partes del conflicto y una posible resolución a la vista. En efecto, las noticias procedentes de Rusia y Ucrania podrían estar hablando de un acuerdo o resolución del conflicto, que proporcionaría más visibilidad y certidumbre a un mercado que ya venía descontando esto desde hacía días.

Compartir en:

Renta Variable

En concreto, sujeto al aval de los presidentes de Rusia y Ucrania, ambas partes se han comprometido a una serie de cuestiones. En primer lugar, las tropas rusas deberán reducir la actividad militar en Kiev y en la asediada ciudad septentrional de Chernigov. En segundo lugar, Rusia permitiría la incorporación de Ucrania a la UE, a cambio de su neutralidad y renuncia a ingresar en la OTAN. Por su parte, Ucrania exige que su estatus de neutralidad esté avalado por el compromiso de la comunidad internacional de garantizar su seguridad a cambio de renunciar a incorporarse en la OTAN. Por último, la posibilidad de que se produzca un encuentro entre ambos presidentes, Vladimir Putin y Volodímir Zelenski. El presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha confirmado que está dispuesto a aceptar el estatus neutral y no nuclear del país, tal y como exige Rusia, a cambio de unas garantías de seguridad.

Los ascensos han sido mucho más pronunciados en Europa, que hasta ahora había experimentado caídas más fuertes que los índices de EEUU. De esta manera, el Eurostoxx ha ganado un 2,96%, donde ha destacado la subida del Dax (+2,79%). No obstante, las sanciones que Occidente y los países aliados en general impusieron a Rusia, previsiblemente seguirán vigentes, lo que continuará presionando los precios de las materias primas al alza, si el tensionamiento de los flujos de gas y petróleo se entorpece.
En Asia-Pacífico, los principales índices bursátiles han cerrado con avances mínimos. El Hang Seng hongkonés ha destacado con una subida de 0,95% a pesar de los confinamientos que han aumentado la preocupación por la demanda interna y el efecto sobre el crecimiento económico. El Sensex indio ha avanzado un 0,61%, seguido Nikkei 225 japonés con un 1,10%, el Kospi surcoreano un 0,42% y ASX 200 australiano con 0,70%. En el terreno negativo ha quedado el Shanghai Composite con un ligero -0,33%.
En EEUU, al cierre de la sesión europea, el S&P 500 registraba un avance de 0,85% y el índice tecnológico Nasdaq de 1,16%. En España, el IBEX 35 ha cerrado por encima de los 8.600 puntos tras subir un 2,98%. Entre sus componentes, las mayores revalorizaciones se han situado en Amadeus (7,28%), Cie (7,10%) y B.Sabadell (7,02%). Las mayores caídas las ha registrado Solaria (-8,82%), Almirall (-5,62%) y Enagás (-2,51%).

Renta fija

Los mercados de deuda soberana han vuelto a registrar aumentos en la rentabilidad de los bonos en el contexto de lo que podría ser un principio de acuerdo en las conversaciones entre Rusia y Ucrania sobre determinadas cuestiones previas, que podría sentar las bases para una futura reunión entre los presidentes de ambos países. Al cierre, las referencias a 10 años de los principales bonos soberanos de la Eurozona han registrado repuntes de en torno a 5 pb.
Algunos miembros del Consejo del BCE están expresando su opinión sobre la conveniencia de iniciar un proceso de subidas de tipos en la Eurozona. Ha sido el caso del gobernador del Banco Central de Austria, Robert Holzman, que ha argumentado que dos subidas de 25 pb antes de fin de año darían al BCE un mayor margen de maniobra ante los posibles escenarios de inflación en los próximos meses, y en particular ante una inflación superior al escenario base contemplado por el BCE. En la misma línea, el ex presidente del Bundesbank, Axel Weber, ha argumentado que es necesario subir los tipos ahora "para evitar decisiones dramáticas" en el futuro. En este sentido, existe un creciente consenso entre los miembros del BCE de que el proceso de normalización de la política monetaria debe iniciarse este año.
El mayor optimismo sobre la guerra de Ucrania y las declaraciones de los consejeros del BCE han impulsado las TIRes en la Eurozona al alza en la sesión de hoy, especialmente en los plazos más cortos de la curva. Así, la yield del bono alemán a 2 años ha repuntado 16 pb hasta un 0,04%, situándose en rentabilidad positiva por primera vez desde agosto de 2014. Los mercados de futuros anticipan que la tasa de la facilidad de depósito del BCE, actualmente en el -0,50%, se situará en el 0,0% antes de fin de año y en el 0,50% en marzo de 2023.
En este contexto, las TIRes de los bonos de la Eurozona han cerrado hoy con repuntes generalizados. En concreto, la TIR del Bund alemán ha subido 5 pb hasta un 0,635%, y la yield del bono francés 5 pb a un 1,05%. En los bonos periféricos las subidas han sido algo inferiores, con un repunte de 4 pb del bono español a un 1,49% y de 2 pb del bono italiano hasta 2,12%.
Fuera de la Eurozona, al cierre de la sesión europea, la yield del bono a 10 años de EEUU caía 5 pb hasta un 2,41%. El breakeven de inflación a 10 años ha retrocedido por segundo día consecutivo a un 2,90%, su nivel más bajo en dos semanas. Pese a ello, se encuentra en sus niveles máximos desde 1999 tras superar recientemente el nivel de 2,78% que había sido su límite en los momentos de inflación más elevada desde ese año.
El Gilt a 10 años del Reino Unido, por su parte, ha registrado un aumento de rentabilidad de 3 pb hasta un 1,65%.

Materias primas y divisas (a cierre de sesión europea)

Jornada de descensos en los precios del petróleo que siguen con la tónica de elevada volatilidad desde la invasión de Ucrania. Al cierre de la sesión europea el Brent y el WTI registraban caídas de en torno a un 3%.
Los inversores siguen analizando la evolución de la guerra, los elevados costes de las materias primas y la estrategia de la Reserva Federal contra las presiones de los precios.
El petróleo y el gas caen en medio de las conversaciones de alto el fuego, ya que aumenta el apetito por el riesgo y hoy los índices suben con más fuerza que ayer. Esto ha sucedido a pesar de la inversión de los tipos en Estados Unidos, que están lastrando la confianza económica. Al petróleo también le ha afectado el impacto de las restricciones a la movilidad de China frente al repunte de la demanda tras la eliminación de las medidas de distanciamiento social en las economías avanzadas.
Por otra parte, los ministros de energía del G7 han rechazado el intento de Rusia de hacer pagar las exportaciones de gas a Europa en rublos. Una situación que preocupa al Gobierno alemán, que ha creado un plan de crisis, ante su elevada dependencia energética de Rusia ante la posibilidad que respondiera con interrupciones del suministro. Rusia representó el 55% de las importaciones de gas de Alemania en 2021, aunque esa cifra se redujo al 40% en el 1T de 2022.
El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha impuesto una prohibición a las importaciones de petróleo y otros productos energéticos rusos, y Reino Unido mantiene su decisión de eliminar las importaciones hasta finales de 2022. Por su parte, la UE toma decisiones para reducir el consumo de gas ruso en dos tercios este año y acabar con su dependencia del suministro antes de 2030. Ante estas decisiones de los países, Rusia ha contrarrestado anunciando que podría destinar toda su producción a países asiáticos.
En esta coyuntura, el barril de Brent cotiza a cierre de la sesión europea en 108,9 dólares, con una caída de un 3,18%. Por su parte, la cotización del WTI (de referencia en EEUU) cae un 3,19% hasta 102,6 dólares por barril.
Al contrario, los principales metales preciosos muestran retrocesos moderados, situándose el precio del oro en 1.917 dólares por onza con una caída de un -1,42%. A su vez, la plata retrocede un -2,13% hasta 24,66 dólares, y el platino pierde un -0,92% y se sitúa en 978,48 dólares por onza.
En el mercado de divisas la cotización del cruce euro/dólar se ha estabilizado en los últimos días en el entorno de 1,10 dólares por euro. En la sesión de hoy avanza un 1,10% a 1,11. Por último, el Dollar Index cotiza en 98,2 con un retroceso de un -0,86%.

Macro

Ventas minoristas en España
En enero, según el INE, en España el Índice General del Comercio Minorista a precios constantes (eliminando los efectos estacionales y de calendario) repuntó un 0,7% mensual, continuando con la moderación mostrada el mes anterior (-0,3% mensual) tras las mayores variaciones de noviembre y diciembre (+5,3% mensual y -5,7% mensual, respectivamente).
Por sectores, destacó el incremento de las ventas de equipo del hogar (+6,1% mensual) y de estaciones de servicio (+2,1% respecto al mes anterior). En contraste, el único segmento que disminuyó fue el de alimentación un -0,1% mensual.
En términos interanuales, el Índice General del Comercio Minorista corregido de efectos estacionales y de calendario aumentó un 0,9% respecto a febrero de 2021, frente al significativo repunte de la tasa interanual observado en enero (+4,1%).
Confianza del consumidor GFK en Alemania
En marzo, la confianza del consumidor de Alemania acelera su tendencia a la baja en un contexto marcado por la guerra en Ucrania y las elevadas presiones inflacionistas.
En concreto, el Índice de Confianza del Consumidor de GFK se ha situado en -15,5 puntos ante la disminución del índice de perspectivas de ingresos de 25,0 puntos hasta -22,1 puntos, su menor nivel desde enero de 2009 (-22,9 puntos) y de perspectivas económicas de 33,0 puntos hasta -8,9 puntos. A su vez, la propensión a consumir se ha reducido ligeramente en 3,5 puntos hasta -2,1 puntos.
Todo ello en un entorno en el que las previsiones de mejoría realizadas en febrero ante la disminución de las restricciones se han visto lastradas por la incertidumbre asociada a la guerra en Ucrania y las sanciones impuestas a Rusia que han disparado los precios energéticos. Esto se ha visto reflejado en el resultado de la encuesta, señalando un 90% de los alemanes encuestados la preocupados por el incremento en el precio del sector energético.
Índice de precios de importación y exportación en Alemania
En febrero, el Índice de Precios de Importaciones en Alemania (IPIA) se incrementó un 26,3% respecto al mismo periodo de 2021 (vs. +26,9% en enero y +24,0% en diciembre).
Por segmentos, las importaciones de energía se encarecieron un 129,5% en comparación con febrero del año anterior, impulsadas por el fuerte aumento de los precios de gas natural y del crudo (+256,5% y +70,3% interanual, respectivamente). Excluyendo el petróleo y sus derivados, los precios de las importaciones se incrementaron un 23,3% interanual y respecto al mes anterior repuntaron ligeramente (+0,3%).
Por otro lado, el Índice de Precios de Exportaciones aumentó un 12,4% frente a febrero de 2021, registrando su mayor subida desde diciembre de 1974 (+15,2%). De esta forma, aceleró el crecimiento observado en enero y diciembre (+11,9% y +10,9% respectivamente).
Confianza del consumidor en EEUU
Según la encuesta mensual del Conference Board, la confianza del consumidor en EEUU se incrementó ligeramente en marzo, frente a la leve caída en febrero. A pesar de ello, se mantiene significativamente por debajo de los niveles pre-pandemia en una coyuntura marcada por la guerra en Ucrania, la inflación y el encarecimiento de las materias primas y el transporte.
En concreto, el índice se situó en 107,2 puntos, 1,5 puntos por encima de su registro de febrero. Entre los subíndices, el de percepción de la situación actual repuntó a 153,0 puntos (vs. 143,0 puntos el mes anterior), mientras que el de expectativas disminuyó 4,2 puntos hasta 76,6 puntos.
Índice de precios de la vivienda en EEUU
En enero, según el índice Case Shiller no desestacionalizado, los precios de la vivienda de las principales 20 ciudades de EEUU crecieron un 19,1% respecto al mismo periodo de 2021, continuando su tendencia al alza de los meses anteriores tras repuntar un 18,6% en diciembre. Una evolución que se enmarca en un contexto de escasez de oferta y creciente demanda de viviendas residenciales cerca de núcleos urbanos.

Empresarial

American International Group, AIG (Hoy: -0,61%, YTD: 11,4%, a cierre de sesión europea)
La compañía de seguros AIG ha realizado los preparativos a través de una Oferta Pública Inicial (IPO) para sacar a bolsa su negocio de seguros de vida y de pensiones y separarlo así en una nueva compañía.
AIG prometió esta separación en 2020. La división de seguros de vida y pensiones conocida como SAFG será renombrada como Corebridge Financial y se espera que se valore en torno a 20.000 millones de dólares, en concordancia a la venta en noviembre a Blackstone de una participación del 9,9% por 2.200 millones de dólares.
Así, tras años de esfuerzo para simplificar la expansión aseguradora, Crebridge Financial se convertirá en una empresa independiente y ha anunciado sus nuevos directores.

El Corte Inglés
El CEO de El Corte Inglés, Víctor del Pozo, ha abandonado la compañía de distribución tras cinco años en el cargo, después de ser renovado en enero como consejero delegado para los próximos cinco años.
De esta manera, El Corte Inglés ha aprobado por unanimidad la creación una comisión ejecutiva formada por la presidenta, dos consejeros y dos directores generales, que será el máximo órgano ejecutivo. La compañía tiene como objetivo alcanzar un Ebitda de 1.700 millones de euros y la reducción de su deuda en un 60% en 2026.
Todo ello en un entorno en el que el 18 de marzo refinanció su deuda (2.600 millones de euros con vencimiento a 2027) y con ello amortizó un bono de 600 millones de euros.
Así, tras esta salida se convierte en el segundo CEO en abandonar la compañía en dos años y el séptimo entre los máximos mandatarios en ocho años.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda