Nueva subasta y a precios razonables

15 de febrero de 2022

El Tesoro Público ha colocado este martes 1.900,3 millones de euros en letras a 3 y 9 meses, dentro del rango medio previsto, y lo ha hecho cobrando algo menos a los inversores por las letras a 9 meses, aunque ha profundizado en tipos más negativos en las letras a 3 meses, según los datos publicados por el Banco de España.

Compartir en:


A pesar de tener que pagar más por una de las referencias, los inversores siguen mostrando interés por los títulos de deuda españoles, ya que la demanda conjunta de ambas referencias ha superado los 8.195 millones de euros, cuadruplicando lo finalmente colocado en los mercados.
En concreto, el organismo dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos ha colocado 500 millones de euros en letras a tres meses, frente una demanda de 3.416,5 millones, y el tipo de interés marginal se ha colocado en el -0,614%, más negativo que el -0,600% anterior.
En las letras a nueve meses ha colocado 1.400,3 millones, por debajo de los 4.778,5 millones solicitados por los inversores, pero ha ofrecido tipos menos negativos, con una rentabilidad marginal del -0,491%, frente al -0,557% previo.

Tras esta subasta, el Tesoro volverá a los mercados de deuda el próximo jueves, con una emisión de bonos y obligaciones del Estado en la que espera colocar entre 4.000 millones y 5.000 millones de euros.
En concreto, el organismo público subastará bonos del Estado a 5 años, con cupón del 0% y vencimiento el 31 de enero de 2027, y obligaciones del Estado a 10 años, con cupón del 0,70% y vencimiento el 30 de abril de 2032. Para estas emisiones, la referencia de bonos a 5 años se situó en el 0,093% en la subasta previa, mientras que alcanzó el 0,858% en las obligaciones del Estado.
Con estas dos subastas se cierra un mes marcado por la emisión de un bono sindicado a 30 años, con la que el Tesoro colocó 7.000 millones de euros, tras recibir una elevada demanda de 60.143 millones de euros, la más alta registrada para este tipo de bono y que triplica la del último bono a 30 años emitido en febrero de 2020.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda