El Congreso se plantea prohibir la publicidad de coches de combustión

22 de febrero de 2022

A propuesta de Más País-Equo y llevados por un ímpetu ecologista la cámara alta lleva hoy a debate la posibilidad de prohibir los anuncios de coches de gasolina y diésel a partir de 2025.

Compartir en:

La formación ecologista plantea un calendario para equiparar la publicidad de la automoción a la del tabaco y alcohol, dos sustancias claramente nocivas para la salud que no son en absolutamente ningún aspecto comparables a la que es la primera industria de nuestro país y de la que dependen directamente millones de empleos. 

Aún así el Pleno del Congreso debatirá este martes, a propuesta de Más País-Equo, la propuesta de prohibir la publicidad y el patrocinio de vehículos de gasolina, diésel y otras tecnologías de combustión interna, que empezaría a partir de 2025. En concreto, esta formación propone que, a partir de 2025, esté prohibida su publicidad en medios de comunicación, vallas publicitarias y publicaciones académicas.

Y dos años más dan para el patrocinio deportivo, cultural, de instituciones educativas, publicaciones científicas, eventos públicos o medios de comunicación, que según su propuesta estarían prohibidos a partir de 2027.

La formación representada en el Congreso por Íñigo Errejón e Inés Sabanés trabaja en una enmienda a su propia propuesta para incluir en este veto a todo vehículo que no sea cero emisiones, eléctrico a batería o de pila combustible, con el fin de incluir a los vehículos híbridos, según informan desde este grupo.

En su iniciativa, Más País-Equo recuerda los compromisos asumidos por España de reducción de emisiones y los objetivos de electrificación de la movilidad, así como la propuesta de la Comisión Europea de prohibir la venta de vehículos diésel y gasolina a partir de 2035.

En este sentido, esgrime que la eliminación de su publicidad y patrocinio aumentaría la sensibilización de la opinión pública sobre este tipo de vehículos, habida cuenta de que la industria del automóvil es la que más invierte en publicidad en España, con siete firmas entre los 20 primeros anunciantes del país.

Según datos de 2019, las marcas dedicaron a la compra de espacios publicitarios 564 millones de euros, el 13% de la inversión publicitaria total ejecutada ese año. Así, destacan cómo el mayor anunciante del país es Volkswagen (84 millones el año pasado), el grupo PSA (ahora Stellantis) fue cuarto, con 67 millones, y también sumaron importantes sumas Seat (45 millones), Renault (40 millones), Ford (38 millones), Opel o Toyota (ambos con 34 millones).

Compartir en:

Crónica económica te recomienda