Carísimo y estrepitoso fracaso político

14 de marzo de 2021

En una situación como la que nos ocupa resulta increíble que desde La Moncloa, se haya programado una voladura, teóricamente controlada, del poder popular  en las Comunidades Autonómicas puede  dificultar los intentos totalitarios de Sánchez para controlar cuantas  mas cuotas de poder, mejor,

Compartir en:





Y lo peor de todo es que las cargas les han explotado entre las manos, al menos de momento, ya que a estas horas la moción de censura murciana no puede prosperar y además a reforzado la estructura popular en la región; la expulsión de Diaz Ayuso de la Puerta el Sol se va a convertir en un plebiscito de los madrileños contra Sánchez con un resultado de momento incierto, pero que puede suponer un varapalo a la euforia socialista por consolidar aun mas a los populares en la Comunidad, con la consiguiente desaparición de la opción, Ciudadanos, del mapa territorial arrastrando a muy corto plazo al cierre del tal partido por sucesivo fracasos electorales. 

Y por si fuera poco, ese mismo movimiento ha servido para que el intento de moción en Castilla León tenga que archivarse. Es decir de los sueños del tándem Redondo/Sánchez hemos pasado a tenernos que meter debajo de la mesa negando la mayor, y pasar a un furibundo ataque contra, la, en estos momentos, odiada ·IDA” en la que los socialistas han encontrado a un enemigo correoso y casi imposible, no solo de callar, sino también de derrotar. Es mas, si por una de esas casualidades, Ayuso recupera la mayoría de la que en su época dispusieron  Gallardón o Aguirre, la posible derrota de Sánchez podría estar mucho mas cerca de lo que los cálculos de la progresía tenia previsto, ya que con Cataluña en poder de los independentistas, el país vasco con los suyos a los socialistas solo le quedan CLM, Valencia, La Rioja y Baleares para afrontar una generales en las que por primera vez no contarían con los apoyos oficiales que le prestaba su granero andaluz, hoy en poder de los populares.

En esas circunstancias la opción de unas elecciones generales tempranas, antes de que la situación económica empeore entra en  los cálculos de algunos politólogos.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda