No quieren "dejar pasar ni una" 

02 de agosto de 2021

La advertencia ha sido clarísima y si alguien esperaba que los independentistas no le iban a retorcer el brazo y lo que haga falta, a Sánchez estaban muy equivocado.  El lio no ha hecho mas que empezar y nadie sabe hasta donde podrán llegar sus peticiones, ni las cesiones socialistas.

Compartir en:

Por que el problema de todo esto no es lo que pidan los independentistas, que eso lo sabemos todos, el punto de inflexión esta en lo que Sánchez ceda y entrega para conservar su poltrona de La Moncloa, Los consejeros de la Generalidad pueden decir lo que quieran y amenazar con todo tipo de comentarios, pero lo importante es saber hasta donde esta dispuestos a aguantar esa presión el habitante de la Moncloa.
Así, horas antes de la reunión, de la cita de marras  la consejera de la Presidencia, Vilagrà, ha advertido de que el Govern quiere imprimir un "ritmo de trabajo intenso" para concretar los "56 traspasos pendientes": "No queremos dejar pasar ni una". Lo que los hombres de Aragones quieren es "calendarizar" los traspasos y "trabajar intensamente en los próximos meses" para hacerlos efectivos. Y lo quiere porque necesita los traspasos lo más pronto posible, y así justificar su existencia, teniendo en cuenta que "a menudo" se llega a "acuerdos políticos, pero el engranaje burocrático del Estado" ralentiza su materialización.

Y como no puede ser de otra forma, ese calendario debe contemplar las fecha de los destinos hitos que lleven al gobierno catalán a poder plantear sus ataduras  constitucionales su autodeterminación.
Hay es donde la figura del líder socialista se va a ver medida y todos sabremos en que posición esta, que es capaz de vender y que escala de valores fijan su ejecutoria política. 

Mucho nos tememos lo peor, pero hasta que no llegue ese momento no se pueden hacer juicios prematuros. Habrá que verlo.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda