Goebbels lo hacía mejor

06 de agosto de 2021

La verdad es que la manipulación política se inventó hace tantos siglos que resulta difícil que los nuevos seguidores del ministro para la Ilustración Pública y Propaganda del Tercer Reich que ahora ocupan abundantes despachos del complejo de La Moncloa lo puedan hacer tan mal, cuando disponen de todos los medios posibles al alcance de la mano y cuentan con presupuestos mas que holgados para responder a los caprichos del buen de Pedrito.

Compartir en:


 
Pero nada, cada vez que intentan algo con Diaz Ayuso lo hacen tan brutalmente mal, que hasta son capaces de inventarse cifras y cifras, que sometidas a un ligero examen se caen de los papeles como si de un dibujó animado se tratase. Y lo peor de tos es que con eso, los propios protagonistas se van quemando y sus cabezas dejan de ser un valor, para convertirse en una remora para el partido y el líder.
 
Y de eso debía de tomar buena nota la delegada del Gobierno madrileño. Su rápida carrera se puede ver truncada de raíz por torpeza como la de leer unos papeles sin comprobar los datos. El error es de tan poca clase, tan burda, que asombra, y mas cuando su carrera política está en juego.
Debiera preguntarle a su antecesor lo dura que es la batalla en Madrid y lo que hay que trabajar para no cometer errores. No todos los papeles que llegan de Ferraz o de Moncloa son buenos, pero el que paga el pato es el que abre la boca sin comprobar lo que esos papeles dicen.
 
No todo es políticamente correcto y si la van a usar y tirar que al menos ella misma sea consciente de con quien se juega los cuartos, que no es otra cosa que su carrera política dentro de un partido que en su día gozo de cien años de honradez y al que muchos españoles apreciamos.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda