Depender de la ministra de turno destroza su ya escasa credibilidad

06 de julio de 2022

Que las fuerzas sindicales, tal y como hasta hace poco tiempo se las entendía, son entidades de otra época nadie lo duda. Contemplar a sus lideres y asalariados protestar a las puertas de las sedes de distintas patronales resulta definitivamente ridículo. Y si ya el mensaje que los empleados de Diaz quieren transmitir e que están dispuestos a provocar en otoño “conflictos muy amplios” en empresas y sectores, en demanda de una mejora de salarios que compense la subida de los precios, uno se queda sin palabras y no entiende como seguimos con esta burla de una sociedad moderna y democrática en la que el chantaje no es posible.

Compartir en:

Sin embargo, la estrategia sindical pasa por agitar la negociación de convenios colectivos en cada empresa y cada sector, y especialmente en aquellos donde perciben mayores resistencias de los patronos a actualizar los salarios, como en una treintena de territorios y ramas de actividad, señalados con lápiz rojo en la movilización sindical. Además, acusan a las empresas de enriquecerse gracias a la inflación, subiendo precios y sin querer mejorar los salarios. Por lo que piden incluso que el Gobierno adelante una subida del salario mínimo (SMI), sin esperar a que llegue el nuevo año. Subida anticipada y claro está respaldada ayer por la ministra de Trabajo, Díaz, a quien ha contestado Garamendi, acusando a la ministra de estar “permanentemente en clave electoral”, después de que, por su parte, la ministra comunista acusara a los empresarios de “bloquear” la llegada de mejoras salariales a través de convenios nuevos. Y como no podía ser de otra manera, negándose a incluir las cláusulas de revisión salarial en cualquier pacto, como le exigen los sindicatos, bajo el argumento de que eso supondría alimentar una segunda ronda inflacionaria.

La batalla esta clara; el problema es que nuestra economía depende de quien gane y conociendo lo precedentes lo menos malo es temblar

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda