Sánchez y sus fijaciones exteriores

22 de febrero de 2022

Ahora que el “mercado interior” lo tiene tranquilo con los populares a puñaladas. Los independentistas desbordados por ellos mismos y los podemitas calmados con el freno electoral y las dudas de Diaz, don Pedro retoma su batalla exterior, iniciando la pelea con nada mas y nada menos que los EE UU de Biden.

Compartir en:

Tal y como de nuestra en su autobiografía política la persistencia y la insistencia en lograr sus objetivos es una de las pocas virtudes que posee él actual presidente del Gobierno de España, de ahí que no sorprenda su fijación para mejorar las relaciones entre España y Estados Unidos, y lograr la conexión con el culto del deseo en el que ha convertido su equipo al mismísimo Biden.
Sin embargo, con la que está cayendo lo de ir a Washington no parece que sea una gran idea, por lo tanto buscamos una esquinita y haber que pasa. Para ello la mas indicada es la ministra de Industria y ya estamos viendo a la señora Maroto preparando una misión comercial a Miami. Con la disculpa del turismo yanqui hacia España todo se soluciona y ya ven ustedes a Sánchez Maroto y empresarios mártires de tourne folclórico-festivo-turístico por aquellas tierras.

La maniobra se nos hace un tanto torpe, la obsesión Biden lo justifica todo incluido el ridículo internacional y según el propio ministerio implicado estamos ante un nuevo intento de Moncloa de estrechar relaciones con la administración Biden, tras los breves intercambios de palabras que ha tenido Sánchez con el presidente estadounidense y a ello habría que sumar el desprecio constante de la administración estadounidense cuando nuestro presidente ha sido ignorado una y otra vez a lo largo de esta crisis bélica, por mucho que digan que España apoya con tropas y sanciones la estrategia occidental.

Todo eso a Biden le importa un bledo y Sánchez o su persona, mucho me temo que tres cuartas de lo mismo.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda