Este chico nos deja permanentemente en ridículo

08 de abril de 2022

No se que e lo que piensa este incompetente jefe de Gobierno al respecto, entre otra cosas porque ni su mujer sabe lo que piensa al respecto y es, probablemente, la persona que mejor le conoce, pero decir que el viajecito a Marruecos es todo un hito diplomático no deja de ser una exageración, o una salida de tono reflejo de una soberbia inmensa.

Compartir en:

Pero el señor presidente ha empleado esas palabras para calificar la declaración conjunta emitida tras su viaje porque en ella se recogen las próximas reaperturas de las fronteras de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla y la puesta en marcha de puestos aduaneros en ambas ciudades. Ahora bien, el reino alauí sigue sin reconocer la españolidad de ambas urbes. Así que seguimos en la mismas: Marruecos va ganado parcelas a cambio de nada, bueno de una cena que a Sánchez le paree el no va mas, pero incluso en la cena el monarca marroquí le vuelve a dejar en ridículo, y además lo hace publico para que seamos el hazmerreir del mundo mundial.

Si, si aunque desde Moncloa e le quiera quitar importancia el tema es grave y al igual que descubrimos la carta de Sánchez a Mohamed cediendo en el tema de referéndum saharaui, una foto distribuida oficialmente por Marruecos de la cena entre la dos delegaciones ha permitido ver como la bandera española estaba colocada boca abajo, en señal de rendición. Y eso la diplomacia y el protocolo del reino alauí no lo hace por casualidad y de manera inocente.

Se piensa, se decide al máximo nivel y se ejecuta con todas sus consecuencias, para luego, como es el caso, explotarlo convenientemente, para dejar en ridículo al enemigo. Porque en esa condición nos tiene el reino de Marruecos.
Sánchez podrá montarse la historia que quiera, pero más vale que deje de viajar al extranjero, si queremos que quede algo de nuestro prestigio exterior en pie.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda