Todos ellos son los que contribuyen al calentamiento del ambiente

27 de diciembre de 2021

La situación no es nada fácil. El tiempo apremia y el Gobierno no tiene, ni los presupuestos aprobados, ni la reforma laboral definitivamente pactada, sino mas bien sujeta con alfileres que en cualquier momento pueden deshacer el complejo entramado tejido por unos y otros.

Compartir en:

Y lo mas curiosos del caos es que son los propios socios del Gobierno los que mas prisa tienen en presionar y presionar para finalmente bajarse los pantalones, porque es lo único que les puede mantener en el machito del poder. Los datos, por ejemplo, de lo millones recibidos por los independentistas catalanes en estos últimos dos años de gobierno con Sánchez son espeluznantes, pero nadie die nada, todos callan y también ponen la mano para ver si les cae algo en su mochila.

Sin embargo, y por mucho que Sánchez acuse a los populares de tensionar el ambiente, la realidad es que se basta él solito con sus queridos socios para hacer que las cosas se compliquen.
Y la razón es bien sencilla: son tan incompatibles los posicionamientos de unos y los otros que lo que nadie entiende es como no salta por los aires todo el entramado de ministerios y chupatintas inútiles, pero amigos que viven de los presupuestos y la explicación vuelve a ser sencilla: solo en ese contexto unos y otros pueden vivir y tratar de cambiar los fundamentos del estado democrático que protege la Constitución y las instituciones.

De ahí sus ataques a la Constitución, a la Monarquía o a los jueces. Si tras hacerse con la política consiguen desmontar todo lo demás se habrán hecho todopoderosos y eternos en el poder.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda