La viga en el propio es tan evidente

13 de marzo de 2022

La advertencia evangélica es uno de esos clásicos errores de nuestra clase política, que, a veces, por ser tan obvios, parece mejor pasar de todos ellos y dedicarse a cualquier otra cosa que te aleje de la actualidad y así descansar de tanta tontería y/o gazmoñería infantil para recuperar la tranquilidad y las buenas costumbres.

Compartir en:

Todo ello viene a propósito de esa nueva moda, dicen ellos, de ritiar y poner en la picota la alianza castellano leonesa de populares y conservadores, del centro derecha y la derecha, que no otra cosa que lo que encarnan el PP y Vox. Y con tanta atención siguen el tema y lo critican que pasan por alto el problema que, dentro de sus gobierno, tienen con los podemitas, podemito y podemites, que no solo les presionan y boicotean en todo lo que se refiere a Ucrania, sino que además les dejan con el culo al aire en la conferencia de presidentes.
Y es que, ni Yolanda Díaz, ni Ione Belarra, ni Irene Montero, ni Alberto Garzón ni Joan Subirats, se han dignado a volar a La Palma y asistir a, quizá una de las convenciones políticas mas importante y trascendentales de los ultimo tiempo. La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo y la titular de Igualdad llevan de viaje oficial en Chile desde el pasado jueves. Ambas acompañaron al Rey Felipe y al presidente del Senado Gil a la toma de posesión del nuevo presidente ultraizquierdista del país Boric.

El jefe del Estado y Gil, ya están de vuelta en España y han cumplido este domingo con sus compromisos en La Palma. Díaz y Montero han preferido quedarse en Chile para mantener reuniones con miembros del gabinete Boric que se enmarcan plenamente en sus intereses partidistas.

Así que, Sánchez y socialista están en La Palma y los podemitas de descanso dominical porque trabajan tanto que no pueden mas y no saben ya como demostrar sus diferencias. Y todo ello ya e de gran tamaño como para dejar tuerto al mas pintado, y fíjese que no hemos hablado de lo pactos con ERC o Bildu, que eso si que son ultra lo que uted quiera.

Pero seguimos dejando engañar con que la ortodoxia democrática la tiene la izquierda y no el ciudadano con su voto libre que es el autentico demócrata.

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda