En poco tiempo será una de las parejas mas famosa de las calles de Bruselas

Se puede ser mentiroso, pero lo de este Gobierno raya en golfería total

20 de octubre de 2021

Cada día que pasa, la situación de España frente a Bruselas es un punto mas complicado. El cumplimiento de los mandatos económicos para poder recibir los ansiados fondos se aleja como por encanto. Pero no es cosa de brujas o hadas, es un problema de cansancio europeo tras sufrir mentira tras mentira, hasta que lleguemos al límite y Bruselas nos deje sin ayudas. Veamos qué es lo que pasa con algún que otro ejemplo.

Compartir en:

Como se sabe el Gobierno se ha comprometido con la Comisión Europea a reducir la elevada tasa de temporalidad del mercado laboral español y, para ello, el Ministerio de Trabajo ha planteado a los agentes sociales la limitación de los contratos temporales al 15% de la plantilla de las empresas, en el marco de la reforma laboral que deberá estar aprobada antes de que finalice el año para cumplir con los plazos pactados con Bruselas.


Pues bien, como era de esperar el primero en incumplir con esa “norma” ha sido, ni más ni menos que la propia Hacienda, que está avalando que las empresas adjudicatarias de las licitaciones puedan tener hasta un 80% de trabajadores eventuales en la plantilla implicada. En concreto, acaba de adjudicar un contrato a Indra para el desarrollo de aplicaciones para la Dirección General del Catastro que incluye como condición que "al menos el 20% del personal adscrito a la ejecución del servicio deberá tener contrato indefinido", lo que implica que un máximo del 80% de la plantilla involucrada puede tener una relación laboral de carácter temporal. Según figura en la memoria justificativa del contrato, este porcentaje deberá mantenerse en el caso de producirse nuevas contrataciones, bajas o sustituciones, y esta condición será igualmente exigida a todas las subcontratistas que participen en la ejecución de los servicios.
Bien¡. Aplausos¡ y Bruselas carga su escopeta

Pero aquí no acaban las mentiras. El Gobierno ha trasladado a la Unión Europea que bajará en 2022 la deuda hasta 4,5 puntos, situándola en el 115,1% del PIB desde el 119,5% de este año. El Gobierno sostiene que contendrá así el nivel de deuda pese a firmar los Presupuestos más expansivos de la historia. El Plan Presupuestario 2022, enviado el viernes a Bruselas para el visto bueno de la Comisión Europea, recoge que el gasto consolidado del Estado para 2022 serán de 458.970 millones de euros -el mayor gasto de la historia-, de los que 27.633 pertenecerán a los fondos europeos. Moncloa fía así las Cuentas a unas cifras de crecimiento del PIB de un 7% para el año que viene, muy por encima del consenso de analistas económicos.
Si esto no es otra mentira de las gordas, ya me dirán ustedes de que va la historia porque el cumplimiento de ese crecimiento y todo lo que conlleva es matemáticamente imposible.

 

Luego Sánchez se encargara de acusar a Europa de recortar las ayudas, boicotear a España, etc, pero sí esto sigue así no va a hacer falta que Casado gane las elecciones, serán los hombres de negro los que se encarguen de todo este embrollo o si lo prefieren de la ruina de España cada dia mas cercana-

Compartir en:

Crónica económica te recomienda