Toca chistera y mucha palabrería hueca

11 de julio de 2022

Para que un debate sea, eso, un debate se requiere almeno que haya, al menos dos contrincantes en la pelea dialéctica. Sin embargo, Sánchez que lleva años evitando el enfrentamiento ha terminado por convocarlo, justo en el momento en el que no hay jefe de la oposición capaz de pelear con él.

Compartir en:

En ese contexto lo de este martes será un soliloquio con mucha chistera. Objetivo, tratar de recuperar algo del terreno perdido aprovechando la inercia de la asamblea de la OTAN con un Sánchez orgulloso de ser español, aunque ayer ya metiese la de andar diciendo eso de que Euzkadi y España son dos países poniendo en cuestión todo su discurso, ya que con esta afirmación sigue afirmando su depreciable vasallaje a lo asesinos.

El problema al que s enfrenta es que adema de sacar pecho y empezar a soltar dinero en armas no hay hueco para ninguna finta con la que poder ganar un espacio y recuperar votantes. La inflación y su difícil combate requieren algo mas que un artificio de juego florales dialecticos con lo que tapar lo problema media hora mas.
Esta vez el debate requeriría el trabajo de alguien capaz de plantear una estrategia político-económica que le permitiese presentar un programa de trabajo. Y de esos, a pesar de los millones que el señorito se gasta en asesores no tiene.

Y Calviño, la pobre ya ha dado de si todo lo que podía, ai que no esperemos, ni propuestas, ni milagro. Esta vez nos toca soportar un año y medio mas de descontrol y caos, hasta que los votantes decidan quien no puede sacar del nievo agujero negro

 

 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda