Salgado en el papel de bombero

19 de enero de 2010

El Gobierno quiere evitar que los problemas por los que atraviesa Grecia con la Unión Europea y su déficit se reproduzcan en España. Para ello, Salgado, ha asegurado que busca alcanzar un acuerdo con las autonomías para reducir el déficit público.

Compartir en:

Así, Salgadoen una entrevista recogida por ´The Wall Street Journal´, apunta que el próximo paso será "negociar con el Partido Popular", ya que controla varios de los principales gobiernos autonómicos como Madrid o Valencia. Salgado ha subrayado que "si los dos partidos pactan un acuerdo, será más fácil alcanzarlo con las Comunidades Autónomas". La previsión del Ejecutivo sobre la proporción del déficit respecto al Producto Interior Bruto es que podría sobrepasar el 9,5%. Salgado reconoce que "será un poco más, pero esperamos que no mucho más". Un déficit disparado al 10% podría encender las alarmas en Bruselas, ya que el límite que permite la eurozona es del 3%. La Comisión Europea ha dado de margen a nuestro país hasta 2013 para rebajar su deuda por debajo de esta barrera.
El Gobierno que preside Rodríguez Zapatero busca con este movimiento esquivar un posible recorte en la calificación de su deuda financiera por parte de las agencias de ráting, lo que encarecería el precio de la misma, en una situación similar a la que vive Grecia. El país heleno ha recibido serias advertencias por parte de Bruselas para que controle su déficit y ha llegado hasta dudar de la fiabilidad de los datos aportados por el país mediterráneo.
Para controlar el gasto público, Salgado apunta a un mayor control y a "la necesidad de recabar más información con más frecuencia", debido a que en la actualidad, el Gobierno sólo obtiene esta información detallada de ingresos, gasto y déficit una vez al año. Directamente, la Administración Central controla directamente menos de la tercera parte del gasto del sector público, por lo que es indispensable alcanzar un acuerdo con las administraciones municipales y autonómicas para alcanzar el objetivo marcado por la UE.
En diciembre, Zapatero fracasó en su intento de alcanzar un acuerdo en la Conferencia de Presidentes para unificar las medidas y las políticas anticrisis, incluyendo un control del gasto público. Sin embargo, la perspectiva que tiene Salgado en la actualidad es más optimista y vuelve a insistir en que si tanto el PP como el PSOE alcanzan un acuerdo sobre los principios fundamentales, se logrará cerrar un pacto.
 

Compartir en:

Crónica económica te recomienda