Lo libanes, siempre va unido a lo exquisito

Du liban

El regreso de la cocina libanesa a Madrid

22 de diciembre de 2012

En un local de diseño firmado por Cousi Interiorismo, en plena Plaza de La Moraleja y con todos los complementos para el ocio culinario que se exige hoy , abre sus puertas el primer restaurante de alta cocina libanesa de Madrid y, probablemente, de España

Compartir en:

Su objetivo, acercar al público, en todo su esplendor y grado de excelencia, la que en Oriente Medio está considerada como una de las cocinas de mayor nivel del mundo , así como su concepción de la misma como un acto social para compartir entre amigos o en familia. Verduras, legumbres y carnes mediterráneas, especias y hierbas aromática traídas de Líbano y elaboraciones pulcras y ligeras en horno de panadería o parrilla de leña de roble,  conforman una carta de platos tradicionales que pueden disfrutarse en horario non stop mediante raciones y mezzes al centro o a través de una amplia variedad de menús degustación ideados para probar, descubrir y dejarse llevar por la sensualidad de la cocina libanesa.

Variada, sápida, sutil y muy saludable. Así es la cocina libanesa, una de las más desconocidas en España y la más valorada en todo Oriente Medio, fruto de la inteligente armonía entre los ingredientes del Mediterráneo y los condimentos propios de la cultura árabe. En el recetario de Du Liban imperan los cereales, las legumbres y las verduras que, aderezadas con hierbas y especias suaves, dan como resultado platos muy concentrados en aromas y sabores, perfectamente equilibrados desde el punto de vista nutricional y aligerados en sus elaboraciones. Hommous, moutabbal (puré de berenjenas ahumadas con tahina y limón), mousaka libanesa, crema de yogurt, empanadillas de hojaldre casero con cordero o espinaca, falafel, shawarma de pollo o ternera (el clásico sándwich de pita libanés para montar al gusto) y sabrosas carnes impregnadas de la complejidad aromática que le otorga la parrilla de leña de roble, son algunos de los greatest hits del recetario tradicional libanés que Du Liban eleva a su máxima excelencia en producto y técnica de la mano de un equipo de cocina traído de los mejore fogones de Líbano.

Todo ello se ofrece en una carta de picoteo disponible a cualquier hora del día y la noche y en varios menús (uno del día por 20 € y cuatro degustación desde 30 € por persona para las noches) pensados para descubrir y vivir la experiencia Du Liban. Y es que los platos se sirven, además, como manda el mediterranean lifestyle libanés: vegetales recién recolectados en el aperitivo (eso sí, cortados en finas crudités), ensaladas Tabbouleh o Fattous para empezar, mezzes al centro, pan de pita hecho al momento para acompañar o sustituir el cubierto, el principal y esa célebre repostería árabe de obrador propio que ni el menos goloso puede dejar de probar para el final.

Para acompañar la experiencia, la carta de vinos de Du Liban recoge una amplia selección de referencias nacionales y un importante apartado de champagnes y prossecos, perfectos para maridar los sabores de la comida libanesa. También cuenta con una selección de vinos libaneses, dos blancos y tres tintos, procedentes del Valle de la Bekaa, una de las regiones productoras con mayor proyección a nivel mundial, y caracterizados por su rica mineralizad, ligereza y carácter frutal, al estilo Borgoña. Una propuesta arropada además por una dinámica oferta de cócteles clásicos, shishas, música good vibes, desayunos cinco estrellas y zumos naturales, en el marco de un multiespacio vivo de que recrea diferentes ambientes para el día y la noche.


La distribución del local permite diferenciar  zonas: un elegante comedor impregnado por el aroma a pan que sale de su horno visto, una barra de cócteles con mesitas bajas para un picoteo informal y una gran terraza interior que alberga una zona semi-acristalada con chimeneas y mantas ideal para cenar y otra al aire libre para tomar unas copas a ritmo de chill out.  En su afán por acercar la cultura culinaria libanesa a Madrid, la sobremesa en Du Liban puede acompañarse con Arak libanés, un refinado destilado de uva aromatizado con anís cuyo ritual de servio que se toma con hielo y agua, y rematarse con una Shisha o Nargileh de tabaco de frutas en la terraza, acompañada de un té natural traído de Líbano. Para el after work o el after dinner el restaurante se adapta a la Plaza incorporando una quincena de cócteles clásicos (Gin Fizz, Margarita, Cosmopolitan…) que elabora con maestría un viajado y atento equipo de bartenders.

De 9:30 h a 12:30 h. la barra de Du Liban se convierte en un sugerente escaparate de bollería casera, cereales y frutas en la que se sirven, como si de un cinco estrellas se tratara, cuatros tipos de desayunos gourmet: el libanés, con tartaletas, hojaldres y yougurt libaneses, el español, con clásicos de aquí como la barrita de tomate y aceite, el internacional, con bagels y huevos, y el desayuno bufé. Du Liban es además el único restaurante de La Moraleja que puede ofrece zumos de fruta naturales, y lo hace en una amplia variedad de zumos recién exprimidos y en batidos combinados como el de mango y naranja, el de manzana y jengibre o el de plátano, aguacate y miel. Propuestas aptas también para tomar como postre o merienda en un local que nunca cierra.

Du liban
Calle Estafeta, 2. Plaza de la Fuente. La Moraleja.
91 625 00 72.


Horario: Abierto todos los días de 9:30 h. a 02:00 h. Cocina de 13:30 h. a 00:00 h. ininterrumpidamente. Desayunos de 9:30 h. 12:30 h.
Precio medio: 30 €.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda