Desconectar, mejor, fuera de Madrid

06 de marzo de 2021

Restaurante Casa Elena es el lugar perfecto para disfrutar de una experiencia gastronómica completa basada en la cocina tradicional elaborada con producto de temporada. Su gran terraza es ideal para desconectar y evadirse por unas horas, dispuesta con las medidas de seguridad adecuadas y exigidas por las autoridades sanitarias.

Compartir en:

Casa Elena, el restaurante de filosofía Slow Food (con certificación oficial por la asociación Slow Food) que se encuentra en Cabañas de la Sagra (Toledo), ha abierto por fin sus puertas tras más de un mes de cierre de la hostelería en toda Castilla-La Mancha. Un periodo que ha empleado el equipo del restaurante para cambiar su carta y elaborar un nuevo menú degustación con producto de temporada.
Aunque no todos los días, el tiempo está respetando los rayos del sol y está permitiendo que a la hora de comer se pueda disfrutar de la terraza. Por ello, y aunque por petición de los clientes ya se pudiera disponer de ella, la terraza queda abierta de manera oficial para todo aquel que se acerque a disfrutar de una comida relajada y una experiencia gastronómica al completo.
El restaurante Casa Elena, a tan solo 40 minutos de Madrid, está abierto de martes a domingo en horario de comida, y viernes y sábados también en horario de cena.

En la propuesta de carta, en el apartado ‘Para compartir’ se encuentran platos como el Arroz de ibérico, calabaza y lima; las Alchachofas, cacahuete y maruca; el Steak Tartar, pan de tomate y encurtidos; y las famosas Croquetas al estilo Casa Elena. En ‘Del mar y la tierra’ la Raya, alcaparras y verdura de temporada; el Cochinillo lechal, membrillo y maíz; o el Cordero lechal, zanahoria, yogur y aromáticas del huerto; son solo algunos.

El menú degustación (50€ por persona) se compone de 4 aperitivos, 2 entrantes, 2 segundos y 2 postres y comienza con bocados como el Buñuelo de garbanzos de Cabañas; el Bocata de Pringá; la Croqueta melosa; y el Puerro, yema y jugo de trompetas e ibérico. Continúa con la Alcachofa, cacahuete y maruca; el Arroz de ibérico, calabaza y lima; la Molleja de ternera a baja temperatura con medio escabeche; y el Cordero lechal, zanahoria, yogur y aromáticas del huerto. Y para acabar dos postres para dar el toque goloso a este recorrido gustativo: Cítricos y el Chocolate, albahaca y pipas de calabaza.
Se puede incluir en el menú una degustación de quesos manchegos y también el Steak tartar, pan de tomate y encurtidos que hace alarde del gran producto de la zona.
Si se desea también probar vinos de los alrededores se puede optar por el maridaje por 30€ por persona.

Para los días laborables también hay un menú Mercado que cambia cada semana y que consta de un entrante; y tres opciones de primero, tres de segundo y dos para el postre; a 23€/persona en el que incluye pan, agua, refresco o cerveza o copa de vino y café.
Álex Vidal (Valencia, 1987) estudió cocina en su ciudad natal descubriendo ahí su pasión a través de la curiosidad y la perseverancia. Más tarde, gracias a sus ganas de viajar y de descubrir otras culturas gastronómicas, amplió su formación más allá de la Comunidad Valenciana. Pasó por las cocinas de Raúl Resino o por las de Belaustegi Baserria. Vivió y trabajó en distintos países como Austria, Singapur o Reino Unido. Y cuando volvió a su Valencia natal, fue jefe de cocina en el Sents (Ontiyent, 1 Sol Repsol, 1 Estrella Michelin). Además, gracias a su experiencia, ejerció de asesor gastronómico en Restaurante Caramelito, en Alzira, provincia de Valencia. Y antes de aterrizar en Casa Elena, Vidal ha sido cocinero en Toshi Restaurant, también en su ciudad de origen. Para Álex Vidal la cocina son recuerdos y pasión. Ha cogido las riendas de Casa Elena queriendo respetar el producto, con elaboraciones lentas en el que la temporada y el km.0 son sus guías para seguir el camino de este restaurante que ya ha cumplido 6 años. Una filosofía que es marca de la casa y que ahora forma parte del alma de este chef que ha llegado para sacarle jugo a cada uno de los productos que él, junto a César Martín, propietario, ven crecer en su propio huerto.

Casa Elena era una antigua casona manchega que se rehabilitó y en la que cada una de sus dependencias es un lugar diferente en el que poder degustar su propuesta gastronómica.
- El pajar (salón principal) se sitúa en las antiguas caballerizas de la casona, con techos altos, vigas de madera y el verde de sus plantas en sus paredes, tiene un aforo para 30 personas.
- El salón, una sala polivalente ideal para reuniones de amigos o familiares, con capacidad para 20 personas.
La Cocinilla, una sala privada más íntima y reducida, con aforo para 8 personas.

RESTAURANTE Casa Elena
Calle Nueva, 15 Cabañas de la Sagra Toledo 
Teléfono de reservas: 925 35 54 07
Casa Elena fue galardonado en 2020 con 1 Sol Repsol y en 2018 con 1 Bib Gourmand por la Guía Michelin.

Compartir en:

Crónica económica te recomienda